X
Peppo, Bertone y Uñac mandaron a sus vice a la primera reunión del Consejo tras la salida de Barrionuevo. Estuvieron Insfrán, Rodríguez Saá y Corpacci. El fondo de la soja y la defensa a CFK.
Por 16/08/2018 19:46

La primera reunión del Consejo Nacional en la sede de la calle Matheu, tras el fin de la intervención de Luis Barrionuevo, tuvo como novedad la participación de los vicegobernadores de Tierra del Fuego, San Juan y Chaco, cuyos mandatarios forman parte de la liga que mantiene distancia con el kirchnerismo y un diálogo fluido con el Gobierno nacional. La resistencia a la eliminación del Fondo Federal Solidario (FOFESO), conocido como "fondo sojero", las críticas a la Rosada y la recuperación del partido abroquelaron a la dirigencia del partido, que denunció una persecución contra Cristina Fernández de Kirchner y levantó la bandera de la “amnistía general” para trabajar por la unidad para 2019. 

“Trazamos una raya y miramos para adelante. Tenemos como límite las políticas de la Casa Rosada”, anunció el presidente del Consejo Nacional, José Luis Gioja, tras la reunión en el mítico quincho del edificio y que se extendió durante más de tres horas, en las que más de 20 oradores plantearon un panorama sobre la situación social, política y económica del país. 

En particular, los dirigentes pusieron el foco de su preocupación en la eliminación del fondo sojero, dispuesto por decreto, que afecta de manera profunda la economía de provincias y municipios. En el Congreso, los diputados del interbloque Argentina Federal ya presentaron proyectos para derogar el decreto, mientras que la provincia de Tucumán irá a la Corte Suprema con un amparo para plantear la suspensión de la media. “No se puede legislar por DNU en materia tributaria”, dijo a Letra P el intendente de General Roca, Martín Soria, una vez finalizada la reunión. 

 

 

Los intendentes de todo el país se reunirán la semana que viene en el marco de la Federación Argentina de Municipios (FAM), que preside la matancera Verónica Magario, para evaluar el impacto de la medida sobre las intendencias y evaluar las acciones a seguir. En tanto, varios gobernadores avanzarán con su estrategia en una reunión que tendrá lugar este viernes en el Consejo Federal de Inversiones (CFI). 

“Este ensañamiento contra provincias y municipios nos compromete a trabajar más que nunca para lograr la unidad parlamentaria de los bloques peronistas de las legislaturas: provinciales, municipales y nacional, y sobre todo de los bloques Justicialistas del Senado de la Nación, donde están los representantes legítimos de las provincias”, dijeron los dirigentes en el documento consensuado que se distribuyó luego de la reunión, y que apunta a tender puentes con el sector del peronismo federal que hasta ahora no participó de las reuniones del PJ encabezadas por Gioja y por el sector encabezado por el kirchnerismo. “Este puede ser un punto aglutinante”, se esperanzó ante este portal uno de los dirigentes que habló durante el encuentro. 

Además de la cuestión del fondo sojero, durante la reunión se discutió la situación judicial que atraviesa Cristina. Fue el presidente del bloque del Frente para la Victoria en la Cámara de Diputados, Agustín Rossi, el encargado de leer ante los miembros del Consejo algunas líneas de “El libro negro de la segunda tiranía”, el folleto publicado en 1958 por la denominada Revolución Libertadora y que tuvo como objetivo “desprestigiar al peronismo”. 

 

 

Con matices y sin entrar en detalles sobre la causa de los cuadernos que lleva Claudio Bonadio, la mayoría de los dirigentes presentes coincidieron en que hay “una persecución judicial” contra la ex presidenta.  “Hoy van contra Cristina Fernández de Kirchner, pero en realidad van contra el peronismo, que es el único partido político de oposición que tiene este Gobierno, y desde que Mauricio Macri se hizo cargo de la Presidencia de la Nación viene señalando con exactitud los errores que se están cometiendo, advirtiendo que de continuar con las políticas adoptadas, Argentina va camino a una crisis de proporciones y magnitud de la que nos va a costar muchos años volver a encaminar el rumbo”, coincidieron en el documento.

En ese sentido, los miembros del Consejo y de la Mesa de Acción Política remarcaron la necesidad de “encontrar los consensos necesarios para lograr la unidad del peronismo” y señalaron que “el adversario o enemigo no está dentro” del movimiento, sino “en el Gobierno nacional”.

 

El senador Rodríguez Saá y el diputado Espinoza, sonrientes en la reunión (Foto: agencia NA)

 

ARRIME PROVINCIAL. “Amnistía general”, sintetizó a Letra P uno de los dirigentes que participó de la reunión sobre el espíritu que reinó en el encuentro. En ese sentido, el Consejo volvió a insistir sobre la necesidad de abrir el diálogo con los gobernadores del peronismo federal, que hasta ahora se mantuvieron al margen de la vida partidaria. 

A los tres mandatarios provinciales que hubo este jueves en el quincho de Matheu, Gildo Insfrán (Formosa), Alberto Rodríguez Saá (San Luis) y Lucía Corpacci (Catamarca), se sumaron cuatro vicegobernadores, José Neder (Santiago del Estero), Marcelo Lima (San Juan), Daniel Capitanich (Chaco) y Juan Carlos Arcando (Tierra del Fuego). La presencia de los tres últimos marca un acercamiento por parte de los gobernadores Sergio Uñac, Domingo Peppo y Rosana Bertone, que se mantienen dentro del sector del peronismo federal que se diferencia del kirchnerismo.

“Ahora que recuperamos nuestra casa, nuestro partido, es bueno que volvamos a estar acá todos y dirimamos nuestras diferencias internas”, dijo a Letra P uno de los vicegobernadores, que aventuró como “posible” que el peronismo llegue unido a disputar una PASO en 2019. Tanto los mandatarios que participaron del encuentro como los vicegobernadores y el presidente de la Comisión de Acción Política, el ex gobernador de La Pampa Rubén Marín empezarán a trabajar para acercar posiciones con los ausentes. “Vamos a tratar de acercar a los gobernadores a la sede para que discutamos acá todos juntos”, dijo a este portal el pampeano al salir del edificio. 

De la reunión participaron, además, el ex vicepresidente Daniel Scioli; los senadores José Mayans y Adolfo Rodríguez Saá; los intendentes Verónica Magario, Fernando Gray, Leonardo Nardini y Gustavo Menéndez; el presidente del PJ porteño, Víctor Santa María; los diputados Fernando Espinoza, Eduardo de Pedro y Cristina Álvarez Rodríguez; el ex canciller Jorge Taiana; el ex ministro de Salud Ginés González GarcíaEduardo Valdés; Fernando “Chino” Navarro; los gremialistas Antonio Caló, Omar Plaini y Ricardo Pignanelli, entre otros.

El manotazo a las provincias acerca gobernadores al PJ recuperado

Peppo, Bertone y Uñac mandaron a sus vice a la primera reunión del Consejo tras la salida de Barrionuevo. Estuvieron Insfrán, Rodríguez Saá y Corpacci. El fondo de la soja y la defensa a CFK.

La primera reunión del Consejo Nacional en la sede de la calle Matheu, tras el fin de la intervención de Luis Barrionuevo, tuvo como novedad la participación de los vicegobernadores de Tierra del Fuego, San Juan y Chaco, cuyos mandatarios forman parte de la liga que mantiene distancia con el kirchnerismo y un diálogo fluido con el Gobierno nacional. La resistencia a la eliminación del Fondo Federal Solidario (FOFESO), conocido como "fondo sojero", las críticas a la Rosada y la recuperación del partido abroquelaron a la dirigencia del partido, que denunció una persecución contra Cristina Fernández de Kirchner y levantó la bandera de la “amnistía general” para trabajar por la unidad para 2019. 

“Trazamos una raya y miramos para adelante. Tenemos como límite las políticas de la Casa Rosada”, anunció el presidente del Consejo Nacional, José Luis Gioja, tras la reunión en el mítico quincho del edificio y que se extendió durante más de tres horas, en las que más de 20 oradores plantearon un panorama sobre la situación social, política y económica del país. 

En particular, los dirigentes pusieron el foco de su preocupación en la eliminación del fondo sojero, dispuesto por decreto, que afecta de manera profunda la economía de provincias y municipios. En el Congreso, los diputados del interbloque Argentina Federal ya presentaron proyectos para derogar el decreto, mientras que la provincia de Tucumán irá a la Corte Suprema con un amparo para plantear la suspensión de la media. “No se puede legislar por DNU en materia tributaria”, dijo a Letra P el intendente de General Roca, Martín Soria, una vez finalizada la reunión. 

 

 

Los intendentes de todo el país se reunirán la semana que viene en el marco de la Federación Argentina de Municipios (FAM), que preside la matancera Verónica Magario, para evaluar el impacto de la medida sobre las intendencias y evaluar las acciones a seguir. En tanto, varios gobernadores avanzarán con su estrategia en una reunión que tendrá lugar este viernes en el Consejo Federal de Inversiones (CFI). 

“Este ensañamiento contra provincias y municipios nos compromete a trabajar más que nunca para lograr la unidad parlamentaria de los bloques peronistas de las legislaturas: provinciales, municipales y nacional, y sobre todo de los bloques Justicialistas del Senado de la Nación, donde están los representantes legítimos de las provincias”, dijeron los dirigentes en el documento consensuado que se distribuyó luego de la reunión, y que apunta a tender puentes con el sector del peronismo federal que hasta ahora no participó de las reuniones del PJ encabezadas por Gioja y por el sector encabezado por el kirchnerismo. “Este puede ser un punto aglutinante”, se esperanzó ante este portal uno de los dirigentes que habló durante el encuentro. 

Además de la cuestión del fondo sojero, durante la reunión se discutió la situación judicial que atraviesa Cristina. Fue el presidente del bloque del Frente para la Victoria en la Cámara de Diputados, Agustín Rossi, el encargado de leer ante los miembros del Consejo algunas líneas de “El libro negro de la segunda tiranía”, el folleto publicado en 1958 por la denominada Revolución Libertadora y que tuvo como objetivo “desprestigiar al peronismo”. 

 

 

Con matices y sin entrar en detalles sobre la causa de los cuadernos que lleva Claudio Bonadio, la mayoría de los dirigentes presentes coincidieron en que hay “una persecución judicial” contra la ex presidenta.  “Hoy van contra Cristina Fernández de Kirchner, pero en realidad van contra el peronismo, que es el único partido político de oposición que tiene este Gobierno, y desde que Mauricio Macri se hizo cargo de la Presidencia de la Nación viene señalando con exactitud los errores que se están cometiendo, advirtiendo que de continuar con las políticas adoptadas, Argentina va camino a una crisis de proporciones y magnitud de la que nos va a costar muchos años volver a encaminar el rumbo”, coincidieron en el documento.

En ese sentido, los miembros del Consejo y de la Mesa de Acción Política remarcaron la necesidad de “encontrar los consensos necesarios para lograr la unidad del peronismo” y señalaron que “el adversario o enemigo no está dentro” del movimiento, sino “en el Gobierno nacional”.

 

El senador Rodríguez Saá y el diputado Espinoza, sonrientes en la reunión (Foto: agencia NA)

 

ARRIME PROVINCIAL. “Amnistía general”, sintetizó a Letra P uno de los dirigentes que participó de la reunión sobre el espíritu que reinó en el encuentro. En ese sentido, el Consejo volvió a insistir sobre la necesidad de abrir el diálogo con los gobernadores del peronismo federal, que hasta ahora se mantuvieron al margen de la vida partidaria. 

A los tres mandatarios provinciales que hubo este jueves en el quincho de Matheu, Gildo Insfrán (Formosa), Alberto Rodríguez Saá (San Luis) y Lucía Corpacci (Catamarca), se sumaron cuatro vicegobernadores, José Neder (Santiago del Estero), Marcelo Lima (San Juan), Daniel Capitanich (Chaco) y Juan Carlos Arcando (Tierra del Fuego). La presencia de los tres últimos marca un acercamiento por parte de los gobernadores Sergio Uñac, Domingo Peppo y Rosana Bertone, que se mantienen dentro del sector del peronismo federal que se diferencia del kirchnerismo.

“Ahora que recuperamos nuestra casa, nuestro partido, es bueno que volvamos a estar acá todos y dirimamos nuestras diferencias internas”, dijo a Letra P uno de los vicegobernadores, que aventuró como “posible” que el peronismo llegue unido a disputar una PASO en 2019. Tanto los mandatarios que participaron del encuentro como los vicegobernadores y el presidente de la Comisión de Acción Política, el ex gobernador de La Pampa Rubén Marín empezarán a trabajar para acercar posiciones con los ausentes. “Vamos a tratar de acercar a los gobernadores a la sede para que discutamos acá todos juntos”, dijo a este portal el pampeano al salir del edificio. 

De la reunión participaron, además, el ex vicepresidente Daniel Scioli; los senadores José Mayans y Adolfo Rodríguez Saá; los intendentes Verónica Magario, Fernando Gray, Leonardo Nardini y Gustavo Menéndez; el presidente del PJ porteño, Víctor Santa María; los diputados Fernando Espinoza, Eduardo de Pedro y Cristina Álvarez Rodríguez; el ex canciller Jorge Taiana; el ex ministro de Salud Ginés González GarcíaEduardo Valdés; Fernando “Chino” Navarro; los gremialistas Antonio Caló, Omar Plaini y Ricardo Pignanelli, entre otros.