X

Las mesas que preparan el día después de mañana

La UIA armó un comité de emergencia que está en línea con Kulfas, pensando soluciones y salidas a la cuarentena. En IDEA, los sectores micro se reúnen para aportar soluciones a un futuro incierto.

La UIA armó un comité de emergencia que está en línea con Kulfas, pensando soluciones y salidas a la cuarentena. En IDEA, los sectores micro se reúnen para aportar soluciones a un futuro incierto.

Por 01/04/2020 18:22

Con el primer tramo de la cuarentena cumplido y el segundo en marcha, la agenda de necesidades de previsiones sanitarias empezó a mezclarse medio y medio con el temario de subsistencia. Qué hacer en el mientras tanto para activar la economía y qué vendrá el día después. En pleno feriado, Daniel Funes de Rioja, vice de la Unión Industrial (UIA), marcó el número del ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, para una nueva videoconferencia. Se sumaron a la cumbre virtual otros popes fabriles. La entidad armó, para la emergencia, una mesa que atiende los temas urgentes y sugiera salidas y excepciones a la cuarentena, para evitar un parate mayor de la producción.

Así llegaron a la reunión virtual Alberto Álvarez Saavedra (CILFA y laboratorios Gador), el químico santafecino Guillermo Moretti; Adrián Kaufmann (Arcor), Martín Rappallini, titular de la Unión Industrial bonaerense (UIPBA), David Uriburu (Techint) y el economista jefe de la entidad, Diego Coatz. El presidente de la UIA, Miguel Acevedo, también está en la mesa y es el único que tiene llegada directa a Alberto Fernández. Todos fueron seleccionados por pertenecer a sectores estratégicos que, en su mayoría, siguen trabajando.

 

Kulfas y Funes de Rioja, de la UIA.

 

No es el único polo de pensamiento sobre lo que vendrá que se armó en el Círculo Rojo. Miguel Blanco, el hombre operativo de la Swiss Medical de Claudio Belocopitt, empezó a convocar hace unos días a dirigentes de IDEA, expertos en sectores micro.

“Matías, tenemos que hacer algo porque está todo muy parado”, le dijo al ministro uno de los industriales. Kulfas corre con una ventaja: tiene vínculo con todos desde hace años, lo que facilita el diálogo franco sin eufemismos. En la última conferencia se trató del tema de otras industrias no esenciales que son fundamentales para la producción y que hoy están en zona gris. Un caso, la fabricación de envases y bolsas plásticas.

La UIA se encuentra hoy calculando cómo sumar, sin violar la cuarentena y las normas de seguridad, nuevos sectores que suban el porcentaje (hoy en 20%) de las plantas que están trabajando. Algunos sectores, de hecho, ya avisaron que están reconvirtiendo: hay textiles que se dedican a hacer vestimenta médica y otros testean prototipos de barbijos. También se habló con Kulfas el tema del ausentismo, un problema creciente en las empresas que están exceptuadas y que, en algunos rubros, ya supone conflictos gremiales.

Por este último tema, también están en línea directa con el otro ministro "24x7", el de Trabajo, Claudio Moroni, bajo fuego por los despidos, suspensiones y negociaciones.

 

Blanco, de IDEA, armó una mesa con especialistas en micro.

 

En la mesa de crisis de IDEA, en tanto, se aborda la cuestión crediticia, sugieren modelos de moratorias para el post cuarentena y aportan salidas alternativas a la crisis. El Gobierno, en este contexto, revisa, mira y decide, pero centrado más que nada en la recomendación de la mesa de especialistas sanitarios.

También hay una especie de hot line entre Belocopitt, que además preside a todas las prepagas, con el ministro de Salud, Ginés González García, y sus equipos técnicos. También surgió el nombre de un articulador de emergencia con el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta: la referencia es para el actual director médico de Swiss, Gabriel Novick, quien fue el segundo de Jorge Lemus cuando Mauricio Macri era jefe de gobierno porteño.

Allí trabajan consiguiendo insumos, pensando en cómo quedará el negocio privado desde el punto de vista financiero y observan casi el mismo escenario de la pandemia: que el pico debería darse en abril y luego moderarse la curva. Entre esos números, hay una coincidencia en lo económico. Creen que será muy complejo aguantar mucho más tiempo con un cerrojo total a la actividad.