14|6|2021

Con su agenda antigrieta, Larreta dio en Santa Fe otro paso rumbo a 2023

18 de mayo de 2021

18 de mayo de 2021

El alcalde porteño soltó su plan presidencial en un Zoom con el PDP provincial. Acuerdo muy amplio y “todos adentro”. Palos al ala dura de Juntos por el Cambio.

Horacio Rodríguez Larreta blanqueó sin tapujos su manifiesto político, su plan para ser presidente en 2023. En un Zoom con el Partido Demócrata Progresista (PDP) de Santa Fe, el jefe de Gobierno porteño dijo que necesita un “acuerdo muy amplio” y le tiró un palo por elevación al ala dura de Juntos por el Cambio (JxC). “No creo en la profundización de la grita de ningún lado, no me vas a escuchar nunca con mensajes extremos”, espetó.

 

En poco más de 20 minutos, Larreta se movió por donde más quiere y más le gusta. En su objetivo de ensanchar las fronteras de JxC, encontró tierra fértil ante 170 dirigentes del PDP, huérfanos tras la muerte del exgobernador Miguel Lifschitz. Es que el ala provincial de los Demócratas tributa en el Frente Progresista, que cruje tras el fallecimiento del líder socialista.

 

De entrada, el capitalino pidió “terminar con la grieta”. Su construcción política, en cambio, es la de alcanzar un “consenso mucho más grande”. Incluso se animó a hablar de “gobierno de unidad nacional”. De ejemplo, usó el armado que logró para ser reelegido en 2019. “Desde el partido de (José Luis) Espert hasta el socialismo, todos adentro”.

 

Cuando lo apuraron por la postura extrema que encarnan el expresidente Mauricio Macri y la titular del PRO Patricia Bullrich, Larreta no esquivó y, sin nombrarlos, aclaró que todo depende de la “capacidad de convencimiento” que él tenga para imponer su plan. “En el PRO hay muchas visiones diferentes, uno puede interpretar que algunas profundizan la grieta, en JxC la mayoría coincide en superar la grieta. Voy a trabajar para que esa idea sea mayoritaria”, avisó.

 

Por otro lado, el alcalde dejó en claro que su proyecto 2023 está en marcha. “La posibilidad de entablar puentes empieza hoy, no el 10 de diciembre de 2023” remarcó, para luego deslizar que probablemente su armado no se plasme en las elecciones intermedias de 2021, pero apuesta a sentar las bases. “Hay una escala política en 2021 y todo lo que podamos sumar es bienvenido, quizás no podamos estar juntos, pero sí de cara a la próxima, en 2023”, señaló.

 

Larreta entró retrasado al encuentro por Zoom. Sentado en el asiento trasero de un vehículo en marcha, dio un breve mensaje introductorio y luego respondió varias preguntas.

 

Cuando le preguntaron por la dirigencia santafesina de JxC, eligió ser salomónico y demandó que la “voz cantante” la tengan las referencias provinciales de la coalición. “Yo no la voy a imponer desde acá”, se atajó. “Tengo buena relación con muchos, puedo opinar, pero tiene que haber algunos principios para todos: la defensa incondicional de JxC, con vocación de ampliar y defendiendo estas posiciones de diálogo y consenso”, explicó.

 

Larretismo en Santa Fe

Larreta tiene buena relación en la provincia con el PRO Federico Angelini y el radical José Corral, los dos mayores referentes de JxC en la provincia. El primero es una de las personas de mayor confianza de Macri, pero eso no quita que mantenga un vínculo sólido con el alcalde. El segundo construye lo que define como “larretismo santafesino”. Fue uno de los mayores, sino el mayor, defensor de la presidencia Macri, pero hoy su rumbo viró hacia otro lado.

 

El ala del PDP que organizó el encuentro tiene un diputado provincial, Gabriel Real, que integra la bancada del Frente Progresista, aunque ahora tira líneas con Larreta. A nivel nacional, el PDP tiene la conducción de la exdiputada nacional Ana Copes, en el cambiemismo desde hace unos años.