25|6|2021

"A Alberto hay que destacarle su permanente intención de abrir las fronteras"

18 de mayo de 2019

18 de mayo de 2019

El diputado no dudó y, apenas Cristina anunció la fórmula, se bajó de la carrera por la Rosada. "Aperturista", la palabra más usada. Dice que no se detendrá la "demonización" de parte de Cambiemos.

No tuvo que pensarlo mucho Agustín Rossi. Apenas la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció que sería compañera de fórmula del presidenciable Alberto Fernández, el diputado nacional declinó sus intenciones de reemplazar a Mauricio Macri. No le importaron las decisiones de los otros interesados, el ex ministro de Defensa primereó y, en diálogo con Letra P, como fiel soldado de la causa kirchnerista, saludó el bombazo del sábado.

 

 

 

Rossi reveló que con la ex presidenta coincidieron en que la coyuntura invitaba  a “construir puentes y no cavar trincheras” y, por ese motivo, ponderó la elección del ex jefe de Gabinete, un dirigente que aporta “su permanente intención de abrir las fronteras del espacio político”.

 

-¿Qué sensación tuvo cuando conoció el anuncio?

 

-No tenía ninguna información, estaba, como gran parte del sistema político argentino, esperando que Cristina decidiera si iba ser candidata o no, finalmente decidió y nos está indicando quién cree que es el dirigente político que tiene que encabezar el proceso político institucional de la Argentina hacia el futuro.

 

-Tanto Alberto como usted integraron las filas del primer kirchnerismo, lo conoce bien. ¿Qué opinión le merece?

 

-Es un dirigente de mucha valía, de mucha capacidad, de mucha inteligencia. Si hay que destacar algo de Alberto es su permanente intención de abrir las fronteras de nuestro espacio político, de buscar niveles de acuerdo y consenso, pero por sobre todas las cosas de muchísima apertura, de diálogo.

 

-¿Esa apertura de la que habla es la que le faltaba a Unidad Ciudadana?

 

-No sé si nos faltaba. Sin dudas que una de las mejores expresiones de eso es Alberto. También es singular que desde 2008 a 2017 él no transitó con nosotros, tuvo otra mirada y se lo volvió a acercar en este último tiempo. Eso habla de una decisión de Cristina de permitir que encabece la formula alguien con un recorrido político y que no fue el de la mayoría de nosotros durante un largo tiempo. Eso le da un valor agregado a su presencia en la fórmula.

 

-Más allá de la reincorporación de Alberto Fernández, ¿Cristina ya estaba en ese camino menos intransigente?

 

-Cristina estaba en ese camino después de las elecciones de 2017. Cuando yo asumí como presidente de bloque lo charlé con ella, coincidíamos en que entre 2017 y 2019 tenían que ser años donde nos dedicáramos a construir puentes y no cavar trincheras. Esto es lo que ha hecho Cristina y la decisión de nombrarlo a Alberto tiene que ver con esto, seguir mostrando la mirada más aperturista de nuestro espacio político.

 

-¿Por qué motivo se bajó de la carrera por la presidencia?

 

-Porque ya lo había hecho antes, dije que si Cristina era candidata yo no era candidato.

 

-Y el hecho de que sea candidata a vice…

 

-Bueno, pero no solo es candidata, sino que también está indicando quién cree que es el hombre que tiene que representar a nuestro espacio político en esta nueva etapa. A partir de eso la candidatura mía no tenía sentido, porque siempre fue concebida como una alternativa a que el liderazgo no se exprese en términos electorales.

 

-¿No hay lugar para otros dentro de las PASO del kirchnerismo?

 

-Para el que quiera sí, nunca fue mi caso.

 

-¿Que Cristina sea candidata a vicepresidenta y no a presidenta es un problema para la estrategia de Macri?

 

-No lo creo, van a seguir con la misma estrategia. Van a intentar seguir polarizando, seguir demonizándonos, porque es un gobierno que no tiene nada de gestión  que mostrarle a los argentinos. La única posibilidad que tienen es descalificar al otro y tratar de ganar las elecciones por ser el `menos malo`  y lo que nosotros tenemos que hacer es ganar las elecciones por ser los mejores. Ahí estará nuestra capacidad de montar un escenario distinto, no subirnos al ring que nos ofrece Macri y hablarle a los argentinos.

 

-Un gesto de apertura como este, ¿neutraliza al PJ Federal?

 

-No lo vería así, es una decisión pensada en el camino que veníamos diciendo, seguir construyendo puentes y mostrando un frente con amplitud y una coalición opositora lo más amplia posible. Habría que ver cómo reaccionan los dirigentes de Alternativa Federal ante esta posibilidad y, en función de eso, sacar alguna conclusión, pero no sería tan determinante a priori. De hecho, he leído alguna declaración de (Sergio) Massa que habla con mucho respeto de Alberto, pero que aparentemente su decisión es la de construir dentro del marco de Alternativa Federal.

 

-¿Sería importante que Massa revise esa determinación?

 

-Sería importante construir una unidad opositora lo más amplia posible, y tiene que ser entre todos los que estábamos representados en el PJ con Cristina, obviamente también con Alberto, pero también con los compañeros que están en Alternativa Federal. Esa unidad no solo sería celebrada por los opositores, sino que también sería celebrada por el conjunto de la sociedad argentina porque le daría certeza y previsibilidad al futuro del país en un momento en donde el oficialismo está subsumido en un caos.

 

 

 

-Rápidamente el gobernador Juan Manzur salió a apoyar la fórmula. ¿Confía en una cascada de avales de los gobernadores?

 

-Esperemos que sí, tenemos que trabajar para tratar de conseguir la mayor cantidad de apoyo y volumen político que tenga nuestra formula. Bienvenido de lo Juan, lo valoramos mucho, sobre todo porque también su competidor, el ex gobernador José Alperovich, está alineado con la posición de Cristina.