X

Con la Convención alineada, Salvador quiere golpear primero en la puja radical

La UCR bonaerense define su postura este sábado en Brandsen. Diferenciado de Cornejo, el vice de Vidal apunta a un mensaje fuerte pro Cambiemos que lo catapulte a reeditar la fórmula provincial.

Por 17/05/2019 15:37

El que pega primero, pega dos veces. Con esa lógica, en la cuenta regresiva hacia la decisiva Convención Nacional de Parque Norte, el radicalismo bonaerense, al mando de Daniel Salvador, buscará este sábado en Brandsen, en su Convención provincial, dar un fuerte mensaje de ratificación de la alianza Cambiemos tal como se conoce hasta el momento, sin ampliaciones ni revisiones, como se analiza por estas horas en la esfera nacional, donde el titular del partido, el gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, ha sido protagonista de la semana con declaraciones que pusieron en duda la candidatura presidencial de Mauricio Macri y no descarta alternativas al actual Plan A.

Totalmente alineado al liderazgo vidalista y sin fricciones ni cuestionamientos hacia el socio amarillo, Salvador se muestra diferenciado del mendocino y hace su juego. Luego de hacer hablar al grueso de los convencionales nacionales por la provincia de Buenos Aires pidiendo por más Cambiemos –lo que disparó el fastidio de los díscolos-, el llamado a la Convención bonaerense antes de la realización de la Convención madre también es una apuesta tendiente a generar un clima favorable al statu quo en la alianza de cara al mitin nacional del 27.  

Mientras tanto, dirigentes del núcleo salvadorista ya avanzaron en dos frentes: cuestionando los dichos de Cornejo y declarándole la guerra al póker díscolo integrado por Ricardo Alfonsín, Federico Storani, Juan Manuel Casella y Jorge Sappia –éste último titular del Convención radical, a quienes acusan de “hacer politiquería”.
 


Con la convención bonaerense copada por el salvadorismo, el resultado es cantado: seguir en Cambiemos.  Los más optimistas, hablan de un 90% de adhesión a esa postura. Resta saber el tono del clásico documento final y si el mismo buceará por las turbulencias internas del frente o si se encorsetará a los –ya tradicionales- dardos hacia la administración kirchnerista.

Pero, más allá de las señales hacia la discusión nacional, también hay otro factor a tener en cuenta: “Con toda seguridad vamos a ratificar el rumbo, la pertenecía a Cambiemos y Daniel va a ser el que va a integrar la fórmula nuevamente”, deslizó a Letra P una voz salvadorista para adelantar el clamor que se escuchará en el Club Social de Brandsen por la reedición de la fórmula bonaerense.

Así dadas las cosas, aunque se esperan discusiones, el radicalismo díscolo considera prescindible plantar batalla en la convención bonaerense: “Estando convocada para el 27 la Convención Nacional, no tiene sentido participar en Brandsen. Una vez que resuelva la Nacional, la Provincial sólo tiene que acatar”, señaló a este medio un dirigente cercano a Ricardo Alfonsín. En ese sector, también rotularon a la convención bonaerense como “una sobreactuación de alineamiento incondicional del radicalismo amarillo”.
 


Otra voz del ala crítica, sostuvo: “Dado que el marco de alianzas en el orden nacional, que es lo más trascendente, la discusión va a estar centrada más que nada en la convención del 27, así que no hay nada planteado como estrategia para la provincial”.

Tal es la confianza del salvadorismo en torno al resultado de la convención de este sábado, que no será necesaria la tropa completa de intendentes. Algunos jefes comunales –sobre todo aquellos que son oriundos de distritos muy distantes al punto de encuentro- enviarán emisarios y convencionales pero no serán de la partida. Un caso de estos es el del presidente del foro de intendentes bonaerenses de la UCR, Miguel Gargaglione (San Cayetano), quien de todas formas dejó en claro su postura en diálogo con Letra P: “Hay que ratificar este espacio como está conformado, sin ampliación. Los que integramos el espacio tenemos una mirada distinta a los que no lo integran. Incorporar por incorporar no lo veo conveniente.

Desde esa óptica, consideró “desacertado” el planteo de ampliación de Cambiemos que se desliza desde la esfera nacional: “Incorporar a gente que no representa a Cambiemos, solo lo veo como una salida electoral, pero después hay que gobernar”. Así, puso de manifiesto sus preferencias: “Hay que tratar de llegar a un acuerdo y tener un vicepresidente radical”, en tanto que también bregó por “Salvador como vice”. En lo que sí se mostró abierto Gargaglione fue en revisar la relación con el PRO: “En los momentos difíciles que se viven hacen que haya que revisar varias cosas, entre ellas la relación PRO-UCR, más que nada en el orden nacional”.

En este contexto, a partir de las 14 de este sábado, la convención bonaerense dará un mensaje fuerte pro Cambiemos que también apuntará a ser una suerte de catapulta hacia el deseo salvadorista de volver a secundar a Vidal en la fórmula bonaerense.