Elecciones a la vista

La “sensación” de Urtubey: hoy, el peronismo "no es una alternativa"

El gobernador salteño advirtió que el espacio “corre el riesgo de convertirse en una expresión conservadora que busque un viejo orden social que ya no existe más". Apuestas a la avenida del medio.

Con aspiraciones de jugar en la carrera presidencial del próximo año, el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, señaló que “daría la sensación de que el peronismo "no es una alternativa" para la próxima rueda electoral y que el espacio “corre el riesgo de convertirse en una expresión conservadora que busque un viejo orden social que ya no existe más". Así, buscó posicionarse sobre la avenida del medio al repartir dardos hacia el macrismo y el kirchnerismo: "Macri y Cristina son dos extremos que la Argentina ha intentado y no nos fue bien. No desconozco la legitimidad de la ex presidenta, ni el apoyo que tiene de un sector de la sociedad, pero creo que hay que proponer una alternativa diferente y ganarle".

 

 

Al marcar que el PJ tiene que poder "representar la dinámica de la sociedad moderna", Urtubey advirtió que "el peronismo corre el riesgo de convertirse en una expresión conservadora que busque un viejo orden social que ya no existe más".
 

 


Consultado sobre si ese nuevo formato del justicialismo incluiría a la líder de Unidad Ciudadana, el salteño lo descartó: "Definitivamente, creo que no. Tiene una gran legitimidad y un apoyo importante de la sociedad, pero no es lo que el peronismo debe plantear hacia el futuro en la Argentina".

 

En ese sentido, desestimó la posibilidad de confluir en un mismo espacio para sumar el caudal electoral de CFK: "Si representás cosas diferentes y pensás que eso suma, es ingenuo. Si no tenés una mínima coherencia, no se puede ganar nada. Eso es lo que evalúa la sociedad", manifestó.

 

Al respecto, el gobernador peronista destacó que "lo primero" que lo diferencia de la ex presidenta "es aclarar las cuestiones de corrupción" y cuestionó: "¿Qué propuesta a futuro se puede plantear con un nivel de credibilidad prácticamente nulo?".

 

Axel Kicillof logró reunir en Rosario a las distintas tribus del peronismo, pero también a aliados extrapartidarios como Juan Monteverde.
Victoria Villarruel junto al gobernador y al obispo de San Luis

También te puede interesar