EL NUEVO GOBIERNO

Juan Schiaretti y Florencio Randazzo se mueven cada vez más lejos del PJ (y más cerca de Milei)

Los peronistas díscolos se mostraron en espejo con la reunión de gobernadores de UP. Movida en tándem co un ojo en Diputados y otro en el Ejecutivo.

A 12 días de la asunción de Javier Milei, Juan Schiaretti y Florencio Randazzo se reubican cada vez más lejos del peronismo reunido aún en torno de Unión por la Patria y, en consecuencia, más cerca del libertario electo. Este martes, mientras los gobernadores electos del oficialismo saliente se reunían en la sede del Banco Provincia de la ciudad de Buenos Aires, la otrora fórmula de Hacemos por Nuestro País se mostró en soledad en las oficinas del diputado bonaerense, que hizo público el encuentro a través de las redes sociales con la clara intención de marcar las distancias.

“Con Schiaretti creemos que el futuro es ayudar en la gobernabilidad y que es necesario trabajar por un peronismo democrático, federal y en sintonía con los problemas que tienen los argentinos”, escribió Randazzo, que por estas horas se juega la chance de colarse en la línea sucesoria si logra quedarse con la presidencia de la Cámara de Diputados.

Como ya contó Letra P, el peronismo federal antikirchnerista, con el que Milei aceita vínculos de la mano de su futuro ministro del Interior, Guillermo Francos, viene jugándose la delicada chance de convertirse en una alternativa a la construcción del PJ participando cada vez más activamente del armado nacional libertario.

El cordobesismo ya coló a Osvaldo Giordano y Franco Mogetta en el ANSES y la Secretaría de Transporte, respectivamente. Ahora, se agazapa y se prepara para sumar más jugadores al esquema nacional libertario, aunque el movimiento sea negado por las voces más cercanas al gobernador mediterráneo.

En un mensaje publicado este martes, Schiaretti adelantó su despedida y le dijo a la ciudadanía de su provincia que estaba contento porque había podido “proponerle al país el modelo Córdoba, como rumbo para un país más federal pensado y hecho desde el interior”.

“Dejo una provincia en marcha y en buenas manos. Seguiré trabajando para que Córdoba y Argentina ofrezcan oportunidades para todos, vivan donde vivan”, también señaló el mandatario, fortaleciendo un concepto que en su entorno vienen repitiendo desde hace ya tiempo: el armado que nació en el centro del país ya tiene decidido moverse como un partido nacional que discutirá a la par de las fuerzas que hegemonizan el debate político en el país.

Embed

Por lo pronto, Schiaretti y Randazzo reafirman su compromiso por la negativa: no formarán parte de un armado que tenga las características que se pudieron traslucir este martes en la reunión en la sede del BaPro, con Axel Kicillof en el centro de la escena.

Hasta dónde llegará el compromiso con Milei es la gran duda que por estas horas cruza la expectativa del mapa político argentino. Aunque no trascendieron detalles de la conversación, el encuentro entre el cordobés y Randazzo despeja las posibilidades de que las gestiones del ex ministro del Interior kirchnerista por llegar a la presidencia de la Cámara baja se mantengan alejadas de la figura de Schiaretti.

Si finalmente eso sucede, el cordobés, sin cargo desde el 10 de diciembre, tendrá una excusa para asistir a la asunción del presidente libertario. Nadie en el peronismo mediterráneo se anima a tachar ese compromiso de su agenda.

camano y topo rodriguez renuncian al bloque federal por el acuerdo milei - randazzo
Florencio Randazzo con el procesista Ricardo Bussi.

También te puede interesar