10|9|2022

Cresto primerea y rompe el hielo en el peronismo entrerriano

30 de julio de 2022

30 de julio de 2022

El titular del Enohsa despejó dudas y se autopostuló como candidato. Ante el silencio del peronismo –dice- se larga a hablar.  

CONCORDIA (Corresponsalía Entre Ríos) Enrique Cresto parece dispuesto a poner la otra mejilla. Tras un tiempo de introspección después de la derrota en las legislativas de 2021, el intendente de Concordia en uso de licencia finalmente reconoció que quiere competir por la gobernación de la provincia. “Pongo mi candidatura a disposición del peronismo” confirmó a Letra P.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

El anuncio de Cresto llega en medio del silencio del resto de los nombres anotados en el PJ provincial, quienes creen que todavía es tiempo de gestión pura. Pero para el funcionario nacional, sin embargo, ya es hora de acortar distancias y hablar, ante la constante presencia de Rogelio Frigerio –su rival de Juntos por Entre Ríos- en los medios de comunicación y en las calles de las distintas ciudades de esta provincia.

 

Pero Cresto aclara que no se manda solo. Asegura que habla todos los días con Gustavo Bordet y que su lanzamiento en público fue consensuado con el gobernador y jefe político del peronismo provincial. “Le anticipé lo que iba a hacer: recorrer la provincia y empezar a hablar no solo de gestión, porque si no le estamos dando ventaja a los otros”, contó a este medio.

 

El concordiense integra la nomina de intendentes que fueron convocados por Alberto Fernández bajo la premisa de un gobierno federal. Así llegó a ser titular del Enohsa, cargo que todavía ocupa y que, entiende, lo somete a responsabilidades políticas ineludibles, como la de ser candidato. Así justifica su postulación a diputado del año pasado, aún a sabiendas de que era una banca que nunca asumiría. Llegar a la gobernación es, según esa lógica, un destino natural en su trayectoria política.

 

Pero hay en su lógica una definición más. Cresto se considera el candidato más competitivo en el escenario de crisis actual. “Soy el único que puede darle una discusión a Frigerio. Hice más en el Enohsa que él como ministro”, afirmó a Letra P.

 

Para explicar su competitividad, menciona su relación cotidiana con todos los gobernadores del país y los ministros del gabinete nacional. “Con todo eso, sería un cobarde si me guardo y me voy a mi casa” razona.

 

Frigerio y las encuestas

Cresto se lanza en un escenario en donde todas las encuestas son – hasta ahora- favorables a su rival. Pero él, con astucia política, habla de esa debilidad como una fortaleza y se muestra convencido de que el escenario va a cambiar. Asegura que lo peor que le puede pasar a un candidato es estar adelante en las encuestas un año antes de las elecciones y cita ejemplos provinciales como el del exgobernador Jorge Busti en los ochentas o el de la propia Cristina Fernández y su victoria en 2011. También la propia de 2019 que lo ungió intendente, luego de la derrota en las legislativas de 2017 en plena era macrista.

 

¿Vuelve?

Los intendentes con licencia ven en la crisis una oportunidad para volver al territorio y cuidar sus pagos chicos. Cresto no es la excepción pero entiende que no es fácil bajarse del Gobierno, aunque su caso sería incomparable al resto y lo excusaría ante sus colegas. De Gabriel Katopodis o Jorge Ferraresi lo diferencia que él volvería para ser candidato a gobernador. Aunque no sea una decisión que en política se tome solo reconoce que la está pensando. Recuperar la intendencia, se sabe, es casi condición sine qua non para la campaña: una candidatura a gobernador no estando en su tierra no es una opción.

 

Desdoblamiento electoral, ¿sí o no?

Consultado por este medio sobre qué opción electoral sería más favorable al Frente de Todos en Entre Ríos, Cresto respondió con una muestra de albertismo explícito: “Bordet es testigo de lo que es gobernar una provincia con Macri en la Nación, por eso todos los gobernadores tendrían que fortalecer a través de elecciones unificadas con las nacionales. Si adelantamos tenemos más chances, pero hay que acompañar al gobierno nacional”. El barco no se abandona.