11|8|2022

Energía verde, la razón de Carreras para sumarse a la Liga de las provincias

29 de junio de 2022

29 de junio de 2022

La gobernadora de Río Negro busca apoyo de sus pares para una ley nacional de producción de hidrógeno, su gran apuesta. Pulsear con el peronismo, la otra clave.

GENERAL ROCA (Corresponsalía Patagonia) El impacto del entendimiento de 15 gobernadores y dos gobernadoras que dio a luz el viernes pasado en Chaco se volverá a repetir a finales de julio, cuando la Liga de las provincias se encuentre en San Carlos de Bariloche para hacer oír las demandas de cada región y contener la tensión social y económica de sus distritos. Particularmente, como anfitriona e integrante más nueva del combo federal, Arabela Carreras llevará una agenda sobre energías limpias, con la necesidad de una ley nacional para regular la producción de Hidrógeno Verde, la apuesta que la hizo recorrer el mundo en búsqueda de inversiones y que puede ser el sello de su gestión. Esta será la continuidad de una serie de reuniones que incluyó a otros líderes provinciales como el jujeño Gerardo Morales o el neuquino Omar Gutiérrez, que se sumaron a la ronda de diálogos para el desarrollo de los no renovables. Del segundo se espera que diga presente en la localidad andina el mes que entra y complete el mapa de autoridades provinciales aliadas total o parcialmente a la Casa Rosada en este grupo.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Junto a la gran apuesta del hidrógeno, también existe la intención de la mandataria de que el peronismo no monopolice los reclamos, particularmente ante la falta de gasoil y la demanda de igualdad de condiciones para las tarifas de energía eléctrica. Por eso Carreras imagina en la reunión de Bariloche un apartado especial sobre energías limpias. Ante la necesidad de una ley nacional marco para la actividad, la rionegrina se sumerge en la rosca federal para obtener el respaldo necesario. En principio, tiene aliados. Según ratificaron fuentes de su entorno a Letra P, se espera que el resto de las fuerzas provinciales con responsabilidad de gobierno, como el Movimiento Popular Neuquino (MPN) y el Frente Renovador de Misiones, acompañen la propuesta que llevan los diputados nacionales de Juntos Somos Río Negro (JSRN) a cada reunión en el Congreso. “Se va a tratar de que el peronismo no se adueñe de la agenda”, adelantó un colaborador.

 

Otro asunto de la agenda energética, que Carreras ya conversó en una reunión en Bariloche de la que participaron Morales y Gutiérrez , es el pedido por el restablecimiento en la región de la denominada Tarifa Comahue, beneficio que se restringió con la ola de privatizaciones. Como describió este medio, fueron los vicegobernadores Alejandro Palmieri (Río Negro) y Marcos Koopmann (Neuquén) quienes se pusieron al frente del reclamo. Lo hicieron en el marco de la pelea por las concesiones hidroeléctricas que se instaló en 2021 y todo indica que será un tema para las elecciones del año que entra, cuando empiezan a vencer las adjudicaciones de las represas a las gerenciadoras privadas.

 

Mientras se cocina lentamente la cumbre de la Liga de las provincias, Carreras afina el diálogo con la Casa Rosada. A pesar de que la salida de Matías Kulfas del Gabinete significó la pérdida de un aliado valioso para el desarrollo del proyecto en la costa atlántica de su provincia, hay esperanza por la llegada de Daniel Scioli, quien cumplió un rol estratégico como embajador de Brasil para el envío de fruta a uno de los principales mercados internacionales de peras y manzanas del Alto Valle. Otro de los integrantes del Gabinete cercano a Carreras es Gustavo Beliz, titular del Consejo Económico y Social.

 

La sucesora de Alberto Weretilneck sabe que debe constituirse en la principal operadora de una ley que ya tiene precedente en la Legislatura rionegrina, pero que necesita las siempre solicitadas “reglas de juego claras” que solo puede garantizar el Congreso. Para eso viajó, luego de la reunión con referentes del sector energético, a finales de mayo, a encontrarse con el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa. “Conversamos sobre el proyecto de Hidrógeno Verde en Río Negro y la necesidad de tener un ley que regule la actividad de hidrógeno en el país”, publicaba la gobernadora en su cuenta de Twitter, al reconocer un diálogo sobre la postura unánime que salió del encuentro nacional de Hidrógeno 2030, en el Hotel Llao Llao, sobre “lograr consensos para alcanzar una norma que dé marco a la producción de energías alternativas”.

 

En una devolución de gentilezas a los apoyos que coseche, la rionegrina respaldará la producción de litio. El abanderado de esa producción es Morales, que en la arena electoral coquetea con Juntos Somos Río Negro y no descarta una alianza con la versión local de la Unión Cívica Radical (UCR). Lo mismo hará por Gutiérrez con el desarrollo de Vaca Muerta, formación que genera un efecto derrame en la jurisdicción que administra la mandataria ya que buena parte del suelo rionegrino integra la cuenca neuquina. Si bien el desarrollo de la explotación de hidrocarburos es absolutamente menor en comparación al modelo de la provincia vecina, las operadoras generan ingresos que llegan a los municipios por el sistema de coparticipación.

 

“Vamos a hacer fuerza por un tema común”, machacaron en la gobernación  y agregaron: “Tendremos temas de similar preocupación, pero cada uno hará su juego”.