04|8|2022

Ahora son 17: la Liga del interior sumó provincialismo y va por todo

24 de junio de 2022

24 de junio de 2022

La gobernadora Carreras se sumó al scrum federal. Los enjabonados Perotti y Schiaretti, en la mira. La pelea con Larreta. Jaldo y Manzur, ausentes. Alta agenda.

La Liga de las provincias integrada por 15 gobernadores y una gobernadora oficialistas o con puentes de entendimiento con la coalición gobernante debutó en modo presencial este viernes en Resistencia, Chaco, desde donde reclamó federalismo contante y sonante para que el centralismo porteño no se quede con el pedazo más grande de la torta de recursos coparticipables. A ese músculo de referentes distritales se sumó la rionegrina Arabela Carreras. Ahora son 17. El scrum federal de alta gama reiteró, como en el texto público en el que anunciaron su creación, la invitación a las autoridades provinciales que aún no se sumaron más allá de pertenencias partidarias. En la primera fila de ese convite aparecen el santafesino Omar Perotti y el cordobés Juan Schiaretti, paladines de un peronismo núcleo al que sus pares ahora querrán medirles el nivel de federalismo en sangre.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Más allá del documento de forma que se acordó, en línea con lo que venía reclamando los mandatarios del Norte Grande, fueron varios ejes sobre los que se debatió. El anfitrión, Jorge Milton Capitanich, fue el encargado de coordinar el intercambio de opiniones. Tras la incorporación formal de Carreras, la federalización de la administración de los planes sociales estuvo presente en el arranque. El riojano Ricardo Quintela fue uno de los que argumentó en su favor y fue secundado por su par de Catamarca, Raúl Jalil. "Acompañamos la política del ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta, y creo que es bueno que haya un control de los planes sociales por parte de los gobiernos provinciales, municipales y coordinar con las entidades intermedias", manifestó.

 

No es la primera vez que las autoridades provinciales abordan este tema, pero el pedido de la vicepresidenta Cristina Fernández, durante un acto el pasado 20 de junio, puso la cuestión otra vez en la escena. En la cuenta regresiva hacia las elecciones de 2023 y con final incierto, quienes ostentan las jefaturas distritales quieren evitar sorpresas y que en sus territorios se constituyan fuerzas paralelas que se nutren de esos mismos planes sociales.

 

La crisis del gasoil no estuvo ausente. Más allá del contexto internacional, algunos de los presentes recordaron que desde marzo se advertía ya a la Secretaría de Energía sobre el faltante, pero que el asunto no fue resuelto. Por eso el malestar. Estalló cuando las máquinas ingresaron a los campos y los camiones salieron a las rutas por el inicio de las cosechas de caña de azúcar, limón y granos. Tal es el caso de Tucumán, Salta y Santiago del Estero, entre otras. El desabastecimiento ralentizó estas actividades que son claves para el ingreso de dólares a las provincias.

 

Por ello, la Liga reclamó una tarifa plana y gasoil plano. El santiagueño Gerardo Zamora lo sintetizó así: "Si uno va hoy a una estación de servicio de Capital Federal, va a encontrar el combustible más barato y en cantidad necesaria. Esta es una visión del centralismo que casualmente nos atraviesa a las provincias, y este quizás es el germen de un país que se ha ido transformando en unitario a la hora de decisiones".

 

Sin perder tiempo, en la agenda ingresaron los subsidios para el transporte público. "Reclamamos por una distribución justa y equitativa de los subsidios al transporte público de pasajeros y de la energía que consumimos", reza parte del documento final y tiene una explicación. Casi la totalidad de quienes integran la Liga destinan fondos propios todos los meses para complementar los recursos nacionales que llegan a las empresas de ómnibus. Si no lo hicieran, el paro de colectivos sería una constante.

 

Como lo anticipó Letra P, entre algunos de los presentes se habló sobre la letra chica del DNU del Presupuesto 2022 que firmaron la semana pasada el presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Martín Guzmán. De los $ 46.000 millones previstos para el transporte público que se consignaban en el presupuesto que no fue aprobado por la oposición, la reasignación de partidas redujo esa cifra a $ 38.000 millones, un 17% menos. Por eso, miran con simpatía el resultado del debate en Diputados, en la comisión de Transporte, que emitió un dictamen de mayoría sobre un proyecto de ley que propone declarar la emergencia en el transporte público de pasajeros de las provincias y aumentar los subsidios a $ 59.500 millones. "Si el Poder Ejecutivo se duerme, los gobernadores podrían mandatar a diputados y senadores para que se apruebe la iniciativa si llega al recinto", señaló a este medio un funcionario de Transporte de una provincia del NOA.

 

En relación a la energía, aunque no se debatió en profundidad, los norteños piden que así como hay un régimen de subsidios para las regiones de bajas temperaturas, cuya población debe calefaccionar sí o sí sus hogares, se ponga en marcha uno similar para sus distritos, pero por las elevadas temperaturas, lo que obliga a usar acondicionadores de aire y otros dispositivos durante varias horas del día.

 

En el encuentro, por fuera del alcance de los medios, en el cónclave se hizo hincapié en la inminencia de que la Corte Suprema de Justicia falle a favor del alcalde porteño, Horacio Rodríguez Larreta, en su reclamo por la coparticipación. El conflicto surgió luego de que el Presidente decidiera reasignar el 1,18% del fondo de coparticipación de la Ciudad. El Ejecutivo argumentó que se trataba de un excedente de recursos que el entonces presidente Mauricio Macri le había cedido a la administración porteña en 2016. En la Liga analizaron diversos escenarios y les preocupa las consecuencias que eso tendría en las cuentas públicas si la balanza se inclina para el lado de Larreta. Aprovecharon la ocasión para insistir en la federalización de la integración de la Corte Suprema.

 

La foto de familia del final de la reunión es una muestra de la centralidad que adquirió en el nuevo espacio la figura del gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof. Su presencia cuenta con el visto bueno de CFK, por lo que el músculo de la Liga adquirió mayor envergadura y fortalece la idea de que desde allí podría salir el nombre de un integrante de la fórmula que el peronismo propondrá para las elecciones nacionales del año que viene.

 

Además de Capitanich, Kicillof, Carreras, Zamora, Quintela y Jalil, estuvieron presentes Alicia Kirchner (Santa Cruz), Sergio Ziliotto (La Pampa), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Gildo Insfrán (Formosa), Sergio Uñac (San Juan) y Alberto Rodríguez Saá (San Luis). También los vicegobernadores Carlos Arce (Misiones) y Antonio Marocco (Salta). Con aviso, no asistió el gobernador interino tucumano Osvaldo Jaldo, que tuvo su propia agenda en su provincia junto al jefe de Gabinete, Juan Manzur.