05|2|2023

FMI: en asado XL, La Cámpora se llamó a silencio y pateó la definición de su voto

10 de febrero de 2022

10 de febrero de 2022

Kirchner reunió hasta bien entrada la madrugada a su tropa de Diputados. Pidió evitar la gran Hagman hasta que se conozca la letra chica del acuerdo. Catarsis.

La reunión comenzó a las 19 y se extendió hasta la madrugada profunda. En la sede del gremio de uno de los sindicatos que encuadra al personal de la ANSES, Máximo Kirchner reunió este miércoles, en un asado, a la tropa que controla las 18 bancas de La Cámpora en la Cámara de Diputados para hablar sobre la posición que tendrá la agrupación en el recinto sobre el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

La orden fue no hacer olas hasta que se conozca la letra chica del preacuerdo, del que recién trascendieron los grandes lineamientos. Aunque renunció a la presidencia del bloque y dijo estar disconforme con la negociación, Kirchner pidió mantener el silencio y evitar hacer declaraciones que indiquen el posible sentido del voto del sector.

 

Unas horas antes, el referente del Frente Patria Grande y diputado Itai Hagman había declarado en Ámbito Financiero que una treintena de integrantes del bloque se abstendría a la hora de la votación. Más tarde, comenzó a circular la lista de diputados y diputadas del Frente de Todos que responden a Kirchner o a Cristina Fernández y que tenían supuestamente decidido no apoyar el acuerdo que negoció el gobierno del presidente Alberto Fernández.

 

Las declaraciones de Hagman le agregaron más tensión al escenario que se abrió la semana pasada, cuando Kirchner anunció su renuncia a la presidencia del bloque. Sin embargo, según pudo saber Letra P, las posibles 30 abstenciones no estaban confirmadas puertas adentro. Fuentes de la bancada que ahora conduce Germán Martínez explicaron que el santafesino sigue trabajando para sumar voluntades y pidieron no adelantarse a la votación.

 

El escenario es tenso y quedó claro en el asado que Kirchner compartió con referentes de su agrupación, que se reunieron en la sede del Sindicato de Empleados de la ex-Caja de Subsidios Familiares para el Personal de la Industria (Secasfpi), el gremio que conduce el diputado Carlos Ortega.

 

Cada comensal tuvo su momento para hacer catarsis durante la noche. Kirchner pidió expresamente que eviten definiciones como las de Hagman y criticó en duros términos el acuerdo en base a la información con la que cuenta hasta el momento. No obstante, dejó abierto el escenario hasta que se conozca la letra chica.