26|11|2022

El fiscal Rívolo pidió peritar los teléfonos de los custodios de CFK

06 de septiembre de 2022

06 de septiembre de 2022

El objetivo es determinar si hubo responsabilidad de los agentes en el ataque a la vicepresidenta. Gendarmería y la PSA se incorporan a la investigación.

El fiscal federal Carlos Rívolo le pidió este martes a la jueza María Eugenia Capuchetti que analice las comunicaciones telefónicas de los custodios de la vicepresidenta Cristina Fernández Kirchner. La solicitud tiene por objetivo el acceso a la nómina de teléfono y así obtener un informe de las llamadas hechas y las recibidas en la previa al intento de magnicidio ocurrido el jueves. 

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Según publicó La Nación, la idea es establecer si hubo responsabilidad del personal afectado a la custodia de la exmandataria en el atentado que sufrió el la semana pasada, ya sea por acción u omisión. Si bien los agentes ya declararon en calidad de testigos, existe la posibilidad de que queden imputados “por un posible incumplimiento de los deberes de funcionario público”.

 

En tanto, la magistrada definió que Gendarmería Nacional (GN) será la fuerza encargada de determinar que sucedió con el celular del detenido por intentar dispararle en la cabeza a la expresidenta, Fernando Sabag Montiel, y dispuso que la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) se encargue de la recuperación de imágenes y audios del dispositivo.

 

Las  actuaciones sobre el celular de Montiel, precisa Clarín, se proponen esclarecer qué ocurrió con el aparato, que fue reseteado de fábrica hpras después de su secuestro. La tarea quedó en manos de la GN debido a que la fuerza todavía no actuó en el caso.

 

Rívolo quiere conocer en qué instancia fue que el Samsung A50 en cuestión quedó en el estado actual y “determinar las responsabilidad de las personas que podrían haber alterado una prueba considerada clave para el expediente”.

 

Por otra parte, Capuchetti solicitó ampliar la declaración del acusado debido a nueva evidencia incorporada a la causa, explicaron fuentes judiciales. Además, está previsto indagar a su novia, Brenda Uliarte, quien también se encuentra detenida en una dependencia de la Policía Federal.

 

Sabag Montiel quedó preso la noche del jueves último tras el atentado contra la vicepresidenta y se negó a declarar el viernes asesorado por su defensor oficial, Juan Hermida.

 

La fiscalía pidió a la jueza Capuchetti que vuelva a interrogarlo para exponerle nuevas pruebas incorporadas al caso en los últimos días, como declaraciones de testigos y una pericia que arrojó presencia de su ADN en el arma usada esa noche.