25|9|2022

El campo amarillo se pone las botas del reclamo policial y se suma al agite

09 de septiembre de 2020

09 de septiembre de 2020

Proclamas y arengas del ala dura del agro bonaerense. De voces ultra a consignas desestabilizadoras. Quiénes son. Moderados, en mute.

Protagonistas de la etapa germinal del conflicto por la 125 en 2008, promotores de los tractorazos que saludaron con beligerancia el inicio del gobierno de Alberto Fernández y armadores del lockout prepandémico que fracasó en el barro de Expoagro. El ala ultra del campo bonaerense aún no agotó los resortes de oposición que se ahorró durante la era Cambiemos y, ahora, comienza a sintonizar su agite antigobierno con el reclamo persistente de la Policía bonaerense.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Los gestos van desde proclamas de apoyo, como las emanadas desde la Sociedad Rural de San Pedro, hasta arengas a una “rebelión republicana” impulsada por “Campo+Ciudad”, agrupación “apartidaria” en la que –fiel al oxímoron apolítico de la derecha doméstica- tributan algunos numerarios amarillos.  

 

"Los policías, médicos y tantos otros funcionarios públicos que trabajan con dedicación para toda la comunidad merecen un reconocimiento indiscutible por parte de la clase política, que ya no puede sostener el provocador contraste entre los salarios de unos y de otros", reza uno de los párrafos del comunicado que la Rural sampedrina dio a conocer este miércoles para marcar que “se solidariza con la Policía Bonaerense”. Consultado por Letra P sobre las razones por las que su entidad hizo público ese respaldo cuando nunca antes se expresó en apoyo de otros reclamos sectoriales –algunos como el de los médicos, que arrastran planteos salariales de larga data-, el presidente de la Sociedad Rural de San Pedro, Edgardo Salmoiraghi, dijo: “La idea es solidarizarse con reclamos que sean justos, no ir a cualquier lado, averiguar”.
 

 


Dicho esto, expresó: “Creemos que es justo el reclamo por lo que se está comentando que está ganando la Policía. Uno escucha lo que gana un policía y lo que gana un diputado, un senador o un asesor y eso no es justo”. Abordado por el hecho de que el poder adquisitivo del personal policial haya caído más de un 30% en los cuatro años de vidalismo, Salmoiraghi justificó al pasado gobierno: “Las paritarias se hacen en marzo, con Vidal se perdió el poder adquisitivo en 2019 solamente”.

 

Al marcásele que la fuerte erosión del salario policial ya databa de 2018 y consultado por qué consideraba que en esos años no hubo protestas policiales, el ruralista dijo: “No sé por qué en ese momento no hicieron sirenazos, habría que preguntarle a la Policía. Será que no les alcanza en este momento porque tenemos la misma inflación que teníamos antes y en este año no hubo paritaria”. Al señalarle que la inflación de 2019 fue del 54% cuando la acumulada al momento es del 16%, el titular de la Rural sampedrina insistió: “Vamos a medir bien las estadísticas a fin de año a ver a dónde llegamos”.

 

Más allá de esa defensa al pasado gobierno macrista y de que su propia Sociedad Rural repudiara públicamente que los legisladores del Partido FE hayan abandonado Cambiemos a finales del año pasado, Salmoiraghi aseguró: “Soy apolítico”. Bajo ese plafón, disparó: “La población hoy respeta a la Policía y está en contra de fiscales, jueces y de la política”. Repreguntado sobre esas declaraciones, bajó el tono: “No sé si (en contra) del sistema político. Soy apolítico, me gustaría que se hicieran las cosas bien para el país”.
 

 

“Me gusta el diálogo, que se negocie y que las partes lleguen a un acuerdo”, aclaró el ruralista, quien consideró que una protesta policial en un contexto de pandemia no representa un desafío al sistema democrático. “La Policía tiene que seguir cuidando a los ciudadanos, la gobernación deberá negociar con la Policía sin que llegue a mayores, que siga cumpliendo los servicios. No se trata de abandonar los servicios para hacer el reclamo”.

 

Ante esta declaración de una de las entidades rurales más beligerantes de la provincia, el interrogante surge en torno a qué posición tomarán en este contexto sectores más moderados del agro. Consultadas por Letra P, voces de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) consignaron que “por el momento no” se expresarán ante el reclamo policial.
 

 


MELANCÓLICOS DE LA DICTADURA. Pero, además de las voces ultras y el silencio de los moderados, también aparecen manifestaciones de una tónica más densa. Desde el grupo "Campo+Ciudad", se está impulsando una "Rebelión Republicana" bajo el lema "Los ciudadanos honestos dicen basta". Así, arengan a manifestarse el próximo domingo por la tarde. “Claramente, el país está en ebullición total, claramente este domingo sale TODO EL PAIS! La #RebeliónRepublicana llegó para quedarse!", convocan vía Twitter.

 

Dentro de Campo+Ciudad militan, entre otros, José Perkins, productor de la zona de Pehuajó al igual que su hermano, Juan Martín Perkins, quien supo ser presidente de la Coalición Cívica de Pehuajó y mantiene un marcado discurso reivindicatorio de la última dictadura cívico-militar genocida bajo el paraguas de la teoría de los dos demonios. Por esto, se ganó el repudio del bloque del FpV años atrás.


 


No conforme con eso, el lilito de Pehuajó volvió a envalentonarse bajo la música de las sirenas de la Bonaerense. “Estamos llegando a tal nivel de desquicio y hartazgo que la sociedad va a empezar a comprender por qué ocurrió el 24 de marzo del 76 que los políticos nos vendieron que salió de un repollo. No es un delirio militar, es un desquicio social por el desgobierno y saqueo de políticos”, disparó en una batería de tuits donde concluyó: “Los políticos no son la solución, son el problema".

 

En sintonía cambiemista, los Perkins articulan en Pehuajó con la senadora bonaerense oriunda de ese distrito, Felicitas Beccar Varela, quien meses atrás estuvo en el ojo de la tormenta por un polémico audio en el que hablaba de “un plan” del Gobierno para fundir el país formando “patrullas que amenacen a jueces y expropien el capital”, algo que fue etiquetado como una “construcción fantasiosa” por voces del mismo JxC. Ahora, la legisladora PRO también se subió al reclamo policial. "Pehuajo apoyando a la #policiabonaerense en su reclamo. Toda la Provincia grita de manera unánime que el relato está agotado", tuiteó.