X

Con JxC en interna permanente, el Gobierno busca fabricarse otra oposición

El oficialismo azuza la molestia que generó en los bloques minoritarios el pedido de exclusividad del macrismo. Votaciones a corto plazo y las listas 2021.

El oficialismo azuza la molestia que generó en los bloques minoritarios el pedido de exclusividad del macrismo. Votaciones a corto plazo y las listas 2021.

Tras haber accedido a concederle una reunión exclusiva con Alberto Fernández, el oficialismo decidió aprovechar la molestia que generó en los bloques minoritarios del Congreso el pedido de los líderes de Juntos por el Cambio para entrevistarse a solas con el Presidente y empezó a promover un mayor acercamiento político hacia ellos, con la mirada puesta en el corto y el mediano plazo. 

"Me da asco que exista un grupo de colegas nuestros que no sepan que una de las primeras reglas del relacionamiento que tenemos que tener es el respeto. Cada uno de los que estamos en esta reunión tenemos una representación del lugar del que provenimos", apuntó el mendocino José Luis Ramón el lunes, ni bien arrancó su intervención en el encuentro vía Zoom que mantuvieron los líderes de los bloques opositores minoritarios con Fernández, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y el titular del bloque del Frente de Todos, Máximo Kirchner

 

 

El enojo de Ramón, que se tomó el primer tramo de su alocución para lanzar su reproche a los líderes de Juntos por el Cambio, se viralizó rápidamente desde los teléfonos de emisarios oficialistas. "Si hay algo que desde nuestro bloque nos preocupa es que se habla del oficialismo y de la oposición como si la oposición solamente fuera Juntos por el Cambio", remarcó el mendocino.  

El Frente de Todos recogió el guante. "Lamento que el encuentro haya estado dividido en dos. Cambiemos no quiso compartir con el resto de la oposición, como si hubiera una oposición de primera y otra de segunda", dijo este martes la secretaria parlamentaria del bloque del Frente de Todos Cristina Álvarez Rodríguez, en diálogo con Radio Provincia.

 

 

La diputada bonaerense fue aún más allá y se refirió a las conversaciones con los referentes de los los bloques minoritarios. "Estaban muy molestos. Cuando vemos esa otra parte de la oposición que Juntos por el Cambio no quiso incluir nos referimos a los diputados de Córdoba, de Río Negro, de Misiones, el socialismo de Santa Fe. Es la gente con la que no querían compartir", apuntó Álvarez Rodríguez.

Consultados sobre si el Presidente no había dado, con su concesión de exclusividad, un aval a la postura de Juntos por el Cambio de marginar al resto de los bloques, voceros de la Casa Rosada lo rechazaron de manera enfática. "Que explique Juntos por el Cambio por qué no quiere que estén los demás bloques en la reunión. Nosotros recibimos a todos", le dijo un emisario político a Letra P

 

 

Pese a que algunos miembros de los bloques minoritarios repartieron culpas entre el oficialismo y Juntos por el Cambio, a quienes acusaron de apostar a la grieta como forma de construcción política, el desaire del espacio macrista fue lo que más irritó a sus colegas y sirvió para que los jefes de los bloques del lavagnismo y de los partidos provinciales estrechen las negociaciones que mantienen con el Gobierno. Dentro de Córdoba Federal, por ejemplo, criticaron las actitudes de ambos espacios pero afirmaron que "hay una actitud muy constructiva para acompañar al Gobierno, siempre y cuando no lesione los intereses provinciales, especialmente en temas vinculados al agro". 

En ese sentido, el malestar estuvo dedicado, en mayor medida, a los titulares de los bloques de Juntos por el Cambio y especialmente al jefe del interbloque, Mario Negri, que planteó sospechas sobre el verdadero rol opositor de las 19 voluntades que reportan a los interbloques de Unidad Federal, que conduce el bolivarense Eduardo Bucca, y a Unidad y Equidad para el Desarrollo, que encabeza Ramón. Ambos conglomerados comparten un territorio en común: las escuderías provinciales que reportan a sus gobernadores. 

En el Frente de Todos hacen cuentas sobre el panorama legislativo y entienden que necesitarán del apoyo de los bloques minoritarios, a los que intentan seducir con la atención y dar cobijo político, para votar leyes fundamentales en los próximos meses. Las tres primeras son la moratoria impositiva, la ley de deuda sostenible y la ampliación del presupuesto nacional. Con Juntos por el Cambio unido, pese a las tensiones internas, los demás bloques opositores serán fundamentales en Diputados, donde el oficialismo no tiene mayoría propia. En el Senado, en cambio, el camino está mucho más allanado. Fuentes de cada espacio confirmaron a Letra P su predisposición de acompañar la agenda de proyectos que impulsa para tratar en las próximas semanas. 

Fuera de lo legislativo, las elecciones 2021 ya aparecen en el horizonte de varios operadores políticos, que también apuestan a los opositores desairados por Juntos por el Cambio para dialogar en las provincias en la construcción de las listas de medio término. Aunque para eso falte todavía superar una pandemia.