LA EXPROPIACIÓN QUE NO FUE

Vicentin: las familias piden un lugar en la empresa como escudo ante la Justicia

Los Nardelli-Padoan reclamaron al gobierno de Santa Fe quedarse en el directorio, pero el Gobierno aclaró que los quiere afuera. El peso del dictamen Pollicita.

Si existía alguna duda respecto a las posibilidades de los directivos de Vicentin de quedarse en la compañía, se despejaron luego del dictamen en el que el fiscal Gerardo Pollicita mostró los desmanejos económicos entre los Nardelli-Padoan-Vicentin y la cúpula del Banco Nación. Hace unas horas, las familias que aún manejan la compañía le pidieron al gobierno de Santa Fe quedarse en el directorio, condición que les permitiría aceptar la intervención de la Casa Rosada y del gobernador Omar Perotti, pero recibieron un rápido rechazo. “Que se olviden. No los queremos manejando nada”, fue la frase que recibieron los todavía propietarios de la aceitera.

 

Según supo Letra P, los Nardelli se aferran al directorio como una especie de "fuero", de escudo, para evitar que avancen sus causas en la Justicia. Los documentos y números que mostró Pollicita son concluyentes respecto a los prestamos irregulares y la supuesta fuga y mal uso de esos dólares. El fiscal, bastante alejado de una calificación de funcionario K, casi que terminó avalando legalmente el juego de pinzas que Nación, Santa Fe y los acreedores internacionales habían iniciado para reflejar el desfalco de la cerealera. Ergo, es más probable que avance esta investigación que un acuerdo certero sobre una conformación nueva de la Vicentin “de Todos”.

 

 

Este portal obtuvo, de fuentes oficiales, la única idea que sería potable: que sigan como accionistas, pero no en el manejo. La expropiación fallida de Vicentin ha pasado por tantos estados de ánimo que, en algún momento, algunos altos mandos del Frente de Todos admitieron que la estadía permanente de los Nardelli-Padoan era una posibilidad. Luego de eso, el último intento por convencer a Alberto Fernández para que los acepte fue del diputado socialista por Santa Fe, Luis Contigiani. Pero el informe de Pollicita fue tan duro que en el Gobierno creen que, después de tantos errores en el proceso y con semejante evidencia, sería un fallido imperdonable dejarlos en el directorio. De hecho, el propio Pollicita trabó embargos sobre el patrimonio de Sergio Nardelli y Máximo Padoan, dos de los que están hoy en el directorio.

 

 

Pollicita, el autor del duro documento del desmanejo económico de Vicentin. 

 

 

Mientras tanto, y a la espera de una reunión este miércoles entre Santa Fe, la Nación y el juez del concurso, un pelotón de privados empezaron a operar para posicionarse como probables integrantes de una UTE para comprar los pasivos que dejaron en la firma. Además de las cooperativas ACA y AFA, se anotaron Molinos Río de la Plata, Renova y dos grupos menos conocidos: el Grupo Olio y Los Ceibos. El primero, un grupo que ya tiene negocios de molienda con Vicentin; el segundo es el integrado por los ex ejecutivos de la cerealera Dreyfus, que ya habrían hablado con los bancos acreedores internacionales para armar una posición común.

 

Javier Milei con el rey de España apenas asumió la Presidencia
Toto Caputo y el Enargas frenan el tarifazo de mayo

También te puede interesar