03|12|2020

El cordobesismo se albertiza y acompaña leyes clave para el Gobierno

20 de octubre de 2020

20 de octubre de 2020

Tras un arranque de relación distante, Schiaretti se acomodó con la pandemia y pone a su tropa para el Presupuesto, el impuesto a ricos y el recorte a Larreta.

El frío que separó al goberndor cordobés Juan Schiaretti del presidente Alberto Fernandez en los primeros meses de gestión comenzó a disiparse con el impacto de la pandemia. Los acercamientos sumaron un gesto inusual este sábado, cuando el mandatario cordobés se conectó a la celebración del 17 de octubre y participó en forma virtual. Las coincidencias también se plasmarán en la Cámara de Diputados, donde el bloque Córdoba Federal respaldará los proyectos económicos que el Gobierno considera clave, aunque mantendrá negociaciones hasta último momento. 

 

Detrás de los cambios en la relación de ambos gobiernos, en el bloque que responde a Schiaretti se muestran cautelosos sobre la presencia del mandatario en el acto litúrgico del peronismo. El espacio está integrado por las diputadas Alejandra Vigo y Claudia Márquez, junto a sus colegas Paulo Cassinerio y Carlos Gutiérrez. Los cuatro escaños forman parte del interbloque Federal, que contiene al lavagnismo. Es conducido por el exintendente de Bolívar Eduardo "Bali" Bucca y todas sus tribus reúnen 11 votos estratégicos para el Frente de Todos, que tiene 119 y necesita al menos diez más para alcanzar el quórum. En ese conglomerado todavía no hay posiciones comunes sobre cómo actuar ante los proyectos económicos del Ejecutivo. 

 

 

 

El bloque cordobés ya anticipó que no acompañará la reforma judicial que ya fue aprobada por el Senado, pero desde ese espacio confirmaron a Letra P que aportarán sus votos para el Presupuesto 2021, el impuesto extraordinario a las grandes fortunas y la reducción de la coparticipación federal para la Ciudad de Buenos Aires. 

 

 

 

Ante las consultas de este portal, cerca de Schiaretti buscaron desdramatizar su presencia en el aniversario 75 del hecho fundacional del peronismo. "Ningún peronista se puede negar a participar", aseguraron desde la capital provincial.  Sin embargo, el tono de la relación con la Casa Rosada comenzó a cambiar en enero, a partir de los primeros acercamientos que hizo el ministro del Interior, Eduardo "Wado" De Pedro. Los lazos se estrecharon en la medida que avanzó la pandemia en el interior del país y ahora transitan un momento de mayor cooperación, ante la crisis provocada por los incendios. 

 

 

 

Por fuera de los gestos de buena voluntad entre cordobesistas y albertistas, los acercamientos también están empujados por necesidades económicas y políticas. La  urgencia de Córdoba no sólo se circunscribe a temas epidemiológicos y de manejo del fuego, sino que también se extiende a los subsidios federales para el transporte provincial y "desembolsos" para las "provincias que no han transferido las cajas de jubilación a la Nación", como es el caso de Córdoba, que espera una compensación de 5.000 millones de pesos.

 

El pedido de Schiaretti fue planteado este martes por Cassinerio en la reunión de la comisión de Presupuesto, que posiblemente tendrá este jueves un dictamen de mayoría para la ley de leyes. Pide aumentar los subsidios al transporte público urbano en 30.000 millones, porque sostiene que esa cifra permite que la distribución total de casi  100.000 millones tenga una proporción 70-30 entre el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y el interior. "La distribución no puede ser inferior a este ya inequitativo criterio de reparto", sostuvo el diputado para completar el planteo mediterráneo antes del cierre del texto final del Presupuesto 2021. 

 

 

 

La prioridad política pasa por las elecciones comunales de Rio Cuarto. Es la segunda localidad en importancia de la provincia y sus autoridades tuvieron que prorrogar la realización de los comicios por el impacto de la pandemia. En cantidad de contagios, está detrás de Córdoba capital. 

 

El distrito es gobernado por el peronista Juan Manuel Llamosas, que busca un segundo mandato, frente a competidores como Gabriel Abrile, de Juntos por el Cambio, y Eduardo Scoppa, de Riocuartenses por la Ciudad. El objetivo de Schiaretti es retener esa cabecera con la reelección de Llamosas, pero los comicios fueron originalmente planificados para el 29 de marzo y ahora la Junta Electoral Municipal las convocó para el 29 de noviembre. Las dudas sobre su realización crecen al calor del pico de la curva epidemiológica, pero las autoridades sostienen que la fecha es inamovible. Allí residen dos de los cuatro diputados de Córdoba Federal: Marquez y Gutiérrez.