X
Confirmó así su pertenencia al oficialismo y dejó de lado el discurso crítico. Una mirada curiosa sobre el presente: "Esta crisis la tendríamos que haber tenido antes para sanear más la economía".
Redacción 27/01/2019 11:51

La líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, ratificó que no se va a postular a ningún cargo en las próximas elecciones y, dejando de lado sus recientes cortocircuitos con la Casa Rosada, aseguró que se va a dedicar “de lleno a la campaña para la reelección de Mauricio (Macri)”.

"Me voy a dedicar de lleno a la campaña para la reelección de Mauricio. No voy a postularme más”, dijo en una entrevista con el diario La Nación.

"La gente cree que yo me peleo con el Presidente. No, yo garantizo la institucionalidad", aseguró, a pesar de sus recientes declaraciones críticas sobre el Gobierno y el propio Presidente, a quien había llegado a descalificar al afirmar que “no tiene recursos lingüísticos” y que había “perdido la confianza” en él. “Somos Cambiemos, pero no corruptos que también los hay en Cambiemos”, había llegado a indicar antes de fin de 2018.

Sobre la última reunión que mantuvo con el mandatario, en la que ambos sellaron la reconciliación, Carrió se reservó el contenido, pero contó: "Las reuniones con él son muy divertidas. Él me reta, yo lo reto”.

En relación a la campaña electoral que se vecina, la líder de la Coalición Cívica estimó que "lo que está esperando la inversión para venir a la Argentina es saber si gana Macri o Cristina (Kirchner)" en la próximas elecciones, es decir "si somos (Nicolás) Maduro o si vamos a esta concepción republicana".

 

 

En la entrevista, la diputada y socia fundadora de Cambiemos elogió además la extinción de dominio que el Gobierno puso en funcionamiento mediante un decreto de necesidad y urgencia. 

"Se corregirá si hay errores, pero la ley que viene del Senado es una vergüenza", apuntó contra la norma aprobada por la cámara alta, y que había modificado por completo la iniciativa recibida de Diputados.

Sobre la economía, consideró que "las Lebac fueron un error" y que "esta crisis la tendríamos que haber tenido antes para sanear más la economía”.

También opinó que "hay que bajar impuestos y simplificar impuestos, pero ahora las que tienen superávit son las provincias. Porque un gran logro de este gobierno es que volvió el federalismo".

 

 

"Este va a ser el primer gobierno no peronista que gobierna en minoría y termina el mandato en paz", ponderó.

También habló sobre la crisis cambiaria del año pasado, donde señaló que estuvo "junto al Presidente" y se refirió a su relación con él. 

En este sentido consideró que "hay una gran oportunidad de que la Argentina tenga un liderazgo republicano, de centro moderado, tolerante y humanista. La pelea hoy es humanismo versus fascismo", consideró Carrió sobre la contienda electoral de octubre.

Asimismo, consideró que "aun con recesión, tenemos una mejora decisiva en la balanza comercial" y que ahora "el gran desafío es bajar la inflación".

Carrió ahora promete trabajar “de lleno por la reelección de Macri”

Confirmó así su pertenencia al oficialismo y dejó de lado el discurso crítico. Una mirada curiosa sobre el presente: "Esta crisis la tendríamos que haber tenido antes para sanear más la economía".

La líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, ratificó que no se va a postular a ningún cargo en las próximas elecciones y, dejando de lado sus recientes cortocircuitos con la Casa Rosada, aseguró que se va a dedicar “de lleno a la campaña para la reelección de Mauricio (Macri)”.

"Me voy a dedicar de lleno a la campaña para la reelección de Mauricio. No voy a postularme más”, dijo en una entrevista con el diario La Nación.

"La gente cree que yo me peleo con el Presidente. No, yo garantizo la institucionalidad", aseguró, a pesar de sus recientes declaraciones críticas sobre el Gobierno y el propio Presidente, a quien había llegado a descalificar al afirmar que “no tiene recursos lingüísticos” y que había “perdido la confianza” en él. “Somos Cambiemos, pero no corruptos que también los hay en Cambiemos”, había llegado a indicar antes de fin de 2018.

Sobre la última reunión que mantuvo con el mandatario, en la que ambos sellaron la reconciliación, Carrió se reservó el contenido, pero contó: "Las reuniones con él son muy divertidas. Él me reta, yo lo reto”.

En relación a la campaña electoral que se vecina, la líder de la Coalición Cívica estimó que "lo que está esperando la inversión para venir a la Argentina es saber si gana Macri o Cristina (Kirchner)" en la próximas elecciones, es decir "si somos (Nicolás) Maduro o si vamos a esta concepción republicana".

 

 

En la entrevista, la diputada y socia fundadora de Cambiemos elogió además la extinción de dominio que el Gobierno puso en funcionamiento mediante un decreto de necesidad y urgencia. 

"Se corregirá si hay errores, pero la ley que viene del Senado es una vergüenza", apuntó contra la norma aprobada por la cámara alta, y que había modificado por completo la iniciativa recibida de Diputados.

Sobre la economía, consideró que "las Lebac fueron un error" y que "esta crisis la tendríamos que haber tenido antes para sanear más la economía”.

También opinó que "hay que bajar impuestos y simplificar impuestos, pero ahora las que tienen superávit son las provincias. Porque un gran logro de este gobierno es que volvió el federalismo".

 

 

"Este va a ser el primer gobierno no peronista que gobierna en minoría y termina el mandato en paz", ponderó.

También habló sobre la crisis cambiaria del año pasado, donde señaló que estuvo "junto al Presidente" y se refirió a su relación con él. 

En este sentido consideró que "hay una gran oportunidad de que la Argentina tenga un liderazgo republicano, de centro moderado, tolerante y humanista. La pelea hoy es humanismo versus fascismo", consideró Carrió sobre la contienda electoral de octubre.

Asimismo, consideró que "aun con recesión, tenemos una mejora decisiva en la balanza comercial" y que ahora "el gran desafío es bajar la inflación".