X

Ministro de Vidal admite: no garantizan empatarles la inflación a los docentes

Marcelo Villegas (Trabajo) sostuvo que el Estado provincial “no puede afrontar una cláusula gatillo” porque “tiene que ir viendo cuáles son sus proyecciones de recaudación".
Redacción 24/08/2018 8:57

El ministro de Trabajo bonaerense, Marcelo Villegas, admitió que el Ejecutivo no está en condiciones de garantizarles a los docentes equiparar el aumento salarial a la inflación anual. Tras una nueva reunión paritaria infructuosa, Villegas sostuvo que la administración vidalista “no puede afrontar una cláusula gatillo” porque “tiene que ir viendo cuáles son sus proyecciones de recaudación". Es una novedad: desde que asumió, la mandataria se jactó de compensar -en los ejercicios 2016 y 2017- el aumento de precios en el salario de los maestros y profesores bonaerenses.

En esa línea, Villegas remarcó en declaraciones a radio La Red: “Cuando no tenés dinero y estás haciendo tu mejor esfuerzo, en las condiciones de restricción que tenemos, es el mejor acuerdo posible hoy”.
 


Más allá de esto, Villegas no dudó en arremeter de entrada contra la medida de fuerza por 72 horas dictada por el Frente de Unidad Docente Bonaerense en rechazo al 19% de aumento, más un 1.7% en concepto de material didáctico ofrecido el jueves por el gobierno bonaerense: "Es una medida desproporcionada y descomunal", etiquetó el ministro que, siguiendo la receta discursiva de Cambiemos, volvió a poner foco en la pesada herencia.

“Es un esfuerzo enorme que ha hecho el gobierno de la provincia, que significa reasignar partidas, decirles a los ministros que hay que arreglarse con menos, que significa un enorme esfuerzo para todos los bonaerenses”, indicó para añadir que el monto ofrecido “es por ocho meses” y que “el treinta y pico por ciento de inflación es para todo el año”. Por lo cual propuso: “Sentarnos en octubre para discutir septiembre, octubre, noviembre y diciembre" y "si es necesario, sentarnos en enero".
 


Aunque reconoció que la cláusula gatillo fue “iniciativa” de la gestión que integra en las negociaciones de 2016 y 2017, Villegas expresó al momento de intentar fundamentar las razones de la negativa del vidalismo a aplicar este instrumento –reclamado por los gremios- este año: “En este contexto tenemos que monitorear nuestras proyecciones de recaudación, entonces el Estado provincial no puede afrontar una cláusula gatillo ni puede afrontar un compromiso anual porque tiene que ir viendo cuáles son sus proyecciones de recaudación".