ANIVERSARIO

UNLZ, la universidad pionera que marcó la cancha en el conurbano

Pensada para disputar con la UBA y la UNLP, la casa de estudios de Lomas celebra 50 años. Carreras clave, Ley de Medios y rosca política. De Mariotto a Molea.

En 1972, ninguna gobernadora discutía si los sectores de menos recursos podían acceder a las universidades en el conurbano, porque no existían. La Plata y Buenos Aires eran las opciones públicas de quienes querían cursar Medicina, Económicas o Letras en el AMBA hasta que, hace 50 años, la Universidad Nacional de Lomas de Zamora (UNLZ) plantó bandera y se convirtió en una posibilidad de educación superior concreta que hoy cuenta con una matrícula de 45.000 estudiantes y tiene un rector, Diego Molea, que preside el Consejo de la Magistratura.

 

El medio siglo será celebrado con un cronograma de 50 actividades que comenzarán en abril e involucrarán a las cinco facultades que la integran: Ingeniería, Derecho, Ciencias Sociales, Económicas y Agrarias. Buscarán recrear el lema "La primera del conurbano", con el que se ubica en el mapa de las universidades consolidadas en las últimas décadas con propuestas académicas que van en paralelo a las tradicionales y anclan principalmente en territorio bonaerense, donde además piden pista otras cinco nuevas cuyos proyectos promete tratar el Congreso en 2022.

 

Si bien su fecha de creación remite a 1972, cuando el entonces presidente de facto, Alejandro Lanusse, firmó el decreto que la constituye formalmente, la historia de la UNLZ debe comenzar a narrarse antes, a fines de los 60, cuando el médico y entonces decano de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA, Alberto Taquini (h), desarrolló un proyecto que señalaba la necesidad de crear nuevas universidades, especialmente en el conurbano, donde se debía dar respuesta a una demanda que recaía sobre la UBA y sobre la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

 

Una comisión integrada por el intendente de Lomas de Zamora de aquellos años, Enrique Roig, y los ingenieros agrónomos Néstor Vinelli Luis Mazotti gestionó que en los terrenos de Santa Catalina, donde funcionaba el Instituto Fitotécnico de la UNLP, comenzara el dictado de las carreras de Ingeniería y Ciencias Agrarias, Ciencias Económicas y Ciencias Sociales. A partir de 1973, la sede de la universidad pasó a estar en Hipólito Yrigoyen 8308.

 

El rector al que le toca festejar los 50 años es Molea, abogado egresado de la casa con responsabilidades de conducción en el club Temperley como vicepresidente y en el Consejo de la Magistratura, donde desde 2018 es representante de la comunidad académica. El año pasado se convirtió en el primer rector en presidir ese órgano. No solo su recorrido académico lo condujo a esa tarea. Hasta 2016, fue presidente del Colegio de Abogados de Lomas de Zamora y consejero de la Magistratura de la provincia de Buenos Aires. 

 

Esa trayectoria política, que trasciende la actividad académica, también tiene otro nombre ligado a la UNLZ: Gabriel Mariotto, quien fue decano de la Facultad de Ciencias Sociales por dos períodos, que terminaron en 2018. El vicegobernador de Daniel Scioli fue un activo participante del debate por la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (LSCA) y su militancia en las aulas se trasladó después al ex-Comfer y a la AFSCA, la autoridad de aplicación de esa norma. Cuando fue elegido vicegobernador, su cargo pasó a ocuparlo Santiago Aragón, también hombre de la UNLZ, donde fue decano de la Facultad de Ciencias Sociales y ahora tiene a su cargo la maestría de Comunicación.

 

La discusión por la LSCA tuvo una impronta de Lomas, donde una de las carreras más fuertes es la licenciatura en Periodismo. De hecho, fue la primera universidad en tener esa carrera de grado. Cuando se creó, al mismo tiempo que surgió la UNLZ, la UNLP tenía una escuela, pero no licenciatura. De esa impronta nació en 1992 la Agencia Universitaria de Noticias (AUNO), un espacio extracurricular donde quienes estudiaban podían reforzar sus prácticas y acercarse a medios de comunicación nacionales a través de pasantías. Son los casos, entre muchos, de Mariana Carbajal Diego Schurman, que ingresaron al diario Página/12 en ese proceso, y el de Paula Trapani y Marcos Gorban en Telefé.

 

En el mapa de identidades políticas de la UNLZ prima la fibra peronista. En Sociales, Franja Morada tuvo presencia en los 80 en el Centro de Estudiantes, pero nunca pudo traducir ese predominio en la disputa por el decanato. Por otro lado, todos los decanos de Ciencias Sociales fueron egresados de Periodismo: Mariotto, Aragón, Néstor Pan, presidente de la Coneau, y Gustavo Nahon, el actual decano, son ejemplos que lo demuestran.  

 

En el claustro de estudiantes, en esa facultad se destaca el Frente Estudiantil Popular (FEP), que conduce el centro desde hace siete años. En Derecho y con un perfil parecido de militancia territorial y presencia por fuera de la universidad, está Todos por Derecho.

 

Contemporáneo a Molea es el radical Pablo Domenichini, rector de una de las últimas universidades del conurbano en crearse, la de Almirante Brown. Egresado de la carrera de Ingeniería de la UNLZ, tiene construida una referencia en la facultad en la que cursó, que, junto a Económicas, es una de las dos de mayor presencia radical en la casa de estudios de Lomas. De hecho, el Centro de Estudiantes de Ciencias Económicas está conducido por ese espacio político.

 

Molea conoce todos esos intersticios. Va por su tercer mandato como rector y en la última elección se impuso por unanimidad. Antes, fue vicedecano a cargo de la Facultad de Derecho y vicerrector. Al mismo tiempo que crecía su referencia política, crecía la del intendente de Lomas de Zamora y jefe de Gabinete del gobierno bonaerense, Martín Insaurralde. El paralelismo de ambos dirigentes encontró sintonía en el trabajo de la universidad con el municipio durante los últimos años.

 

Axel Kicillof y Maximiliano Pullaro, buena síntonia y cooperación.
Javier Milei no quiere controlar el comercio exterior

También te puede interesar