26|1|2023

El salto del rector abrió la grieta en la universidad entrerriana

26 de noviembre de 2022

26 de noviembre de 2022

Afiliado al PJ, Filipuzzi, al mando de UADER, fichó para Frigerio. El oficialismo lo contaba como propio. La nacionalización de la casa de estudios, en veremos.

PARANÁ (Corresponsalía Entre Ríos) El rector de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER), Luciano Filipuzzi, afiliado al PJ y al que el oficialismo contaba en sus filas, anunció su pase a las huestes de Rogelio Frigerio. El salto se da en plena discusión por la nacionalización de la casa de altos estudios, abre una grieta que hasta ahora no se había colado en la iniciativa y pone en riesgo el éxito de la movida.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

La novedad del pase se materializó con la aparición pública de Filipuzzi en la presentación del think tank de Frigerio, Entre Ríos Ahora, el pasado sábado. También estuvieron en esa presentación Daniela Dans, que conduce la Facultad de Ciencia y Tecnología, y Carlos Cuenca, a cargo de la Facultad de Ciencias de la Gestión. Otro que participó del lanzamiento fue el secretario de Extensión, Raúl Rousseau.

 

El nexo del rector con el principal referente de Juntos por el Cambio (JxC) fue el diputado provincial Manuel Troncoso (Pro), uno de los principales armadores de la candidatura a gobernador de Frigerio, con quien tiene una relación profesional como abogado ligado al sindicalismo.

 

La nacionalización de UADER, que fue presentada como la creación de la Universidad Nacional Juan Larentino Ortíz sobre la base de la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales, es un proyecto de la diputada nacional Blanca Osuna (PJ) que la institución milita como propio. Hasta ahora, la inciativa parecía recoger adherencias desde ambos lados de la grieta, todo un logro en tiempos de política de trincheras.

 

El gobernador Gustavo Bordet defendió la propuesta. Tras una reunión que mantuvo en la Casa de Entre Ríos en Buenos Aires junto a Osuna, la diputada Carolina Gaillard, los diputados Marcelo Casaretto y Tomás Ledesma, y el senador Edgardo Kueider, subrayó que “no hay que tenerle miedo a la discusión sobre sí o no a la nacionalización. Hay que hacer lo que sea mejor, y garantizarle a los 25.000 alumnos, al cuerpo docente y no docente, la posibilidad de seguir con una universidad que resuelve los problemas de educación de muchas personas”. El pase a la órbita nacional implicaría una reducción del presupuesto para la casa de altos estudios en un 40%.

 

En este proceso hubo además dos encuentros de Filipuzzi. Uno con Frigerio y otro con Pedro Galimberti, los dos diputados nacionales y precandidatos a gobernador que competirían en la interna de Juntos. Hasta acá, formalidades.

 

El juego del rector al sumarse a la propuesta de Frigerio hizo ruido. El primero en salirle al cruce fue el concejal de Concordia Juan Domingo Gallo, que responde al intendente Enrique Cresto, ya lanzado a la carrera por la gobernación con un perfil cada vez más kirchnerista. “Filipuzzi se vió tristemente afectado por un efecto pendular que lo llevó de una lado a otro sin escalas, pasando de la defensa de la educación pública a asociarse con el macrista Rogelio Frigerio, responsable principal de la paralización de obras en las sedes universitarias, el deterioro del sistema educativo y el menosprecio de los derechos de alumnos y docentes, principalmente en los sectores populares”, asestó.

 

Vinieron, después, otras replicas y el rumor de un juicio académico contra el rector y los decanos. El motivo, claro, no puede ser su participación en JxC. Sin embargo, hablan de utilización de recursos para gestiones personales y de cuestiones administrativas que podrían ser observadas. También lo cuestionada que queda la autonomía en el eventual proceso de nacionalización.  De todos modos, por ahora ningún actor se quiere hacer cargo de comandar el proceso.

 

Mientras tanto, la nacionalización de una facultad de UADER entró en una fase de estancamiento. Si bien al comienzo de la discusión el ministro de Economía, Sergio Massa, bancó la cuestión presupuestaria, el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) no aprobaría la operación.