03|12|2022

El Gobierno acusa a Larreta de priorizar su juego en la interna opositora

06 de enero de 2022

06 de enero de 2022

Apuntó contra el alcalde porteño y valoró la posición de los gobernadores radicales. Además, descartó que el país vaya a caer en default. Ajuste, no.

El Gobierno apuntó otra vez contra el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, por haber sido el único líder político en no haber participado ni enviado una delegación a la reunión que este miércoles mantuvo con las autoridades provinciales para detallar la actualidad de la negociación de la deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI). “Privilegia su posición en la interna de Juntos por el Cambio (JxC) antes que los intereses de los argentinos y argentinas”, afirmó la portavoces de la Presidencia, Gabriela Cerruti.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

“Estamos en un punto crucial de la negociación en la que hay que decidir si vamos a llevar a cabo las medidas que quiere el Gobierno o una política de ajuste que pide el Fondo y que el Gobierno no está dispuesto a llevar adelante”, aseguró este jueves en su primera conferencia de prensa del año.

 

Asimismo, les agradeció a los gobernadores de la oposición que enviaron delegaciones al encuentro luego de haberse negado en un primer término, entre ellos Gerardo Morales (Jujuy), Gustavo Valdés (Corrientes) y Rodolfo Suárez (Mendoza). En este sentido, calificó como “muy importante” la postura de Morales, quien fue el encargado de negociar un futuro encuentro presencial de los gobernadores radicales con el presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Martín Guzmán, y de comandar la asistencia opositora de este miércoles. “Habla de la sensatez política de hacerse cargo de que fue su gobierno el que tomó esta deuda”, sostuvo Cerruti.

 

Sobre el futuro de las negociaciones con el organismo de crédito por la reestructuración de la deuda de 44 mil millones de dólares contraída durante el gobierno del expresidente Mauricio Macri, la portavoz declaró que “ya se solucionaron la mayoría de los temas” y que los actuales problemas están atravesados por la “definición de números, de déficits y cifras muy concretas”. Manifestó que la administración del Frente de Todos (FdT) espera que el FMI “flexibilice su pedido sobre el ajuste porque el gobierno no va a ajustar” y declaró que “la Argentina no va a entrar en default en marzo”, cuando venza un nuevo plazo del préstamo.