X

Fernández ya se corre hasta del anuncio y traspasa el control a las provincias

Con la curva "alta pero estable" en AMBA, el Gobierno confirmó aislamiento por tres semanas con un video y una locutora en off marcando "relajación" ciudadana.

Por 18/09/2020 18:30

Con un mensaje de apenas dos minutos 23 segundos de duración, que por primera vez desde que comenzó el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO) no tuvo la voz ni la imagen de Alberto Fernández, el Gobierno anunció la extensión de "las medidas de cuidado hasta el 11 de octubre". De esta forma, la Casa Rosada consolidó la estrategia de focalizar las restricciones en las provincias y ciudades que tienen mayores tasas de contagio de coronavirus. 

"Las autoridades locales seguirán siendo las que determinen qué nuevas indicaciones van a disponerse en cada territorio", dice el spot difundido este viernes por Presidencia, que remarca cómo fue variando a lo largo de los meses la relación entre la incidencia de los casos en el área metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y el resto de las provincias. En mayo, los contagios en las restantes 22 jurisdicciones representaban el 7%, mientras que ahora ese número trepó al 49%. La curva de casos del AMBA es, en cambio, "alta pero estable".

 

 

Federalizada la pandemia, también se reparten las responsabilidades. Ya con el foco puesto en las medidas para la recuperación económica, y en la búsqueda de salir de la agenda negativa que conforman el coronavirus, la crisis y las tensiones que desataron en los últimos días la protesta policial bonaerense y la batalla con la Ciudad por la coparticipación, el Presidente resolvió correrse del anuncio y dejarle su lugar a la voz en off de una locutora, que hizo una breve radiografía de la situación sobre las provincias.

 


Así, la Rosada reforzó su estrategia de focalizar la administración de la pandemia en los gobiernos provinciales, que comenzó a principios de junio, cuando el Gobierno autorizó a los distritos que tenían baja circulación viral a abandonar la etapa de aislamiento para pasar a la de distanciamiento. En el 85% del territorio comenzó la apertura de actividades mientras que el AMBA quedó congelada y con restricciones, que luego se fueron flexibilizando a pedido de las provincias y los municipios, según el caso. Hasta el anuncio del 14 de agosto, el Presidente, Axel Kicillof y Horacio Rodríguez Larreta acapararon la atención. 

 

 

Con el correr de los meses, el crecimiento de casos en las provincias encendió la alarma en Casa Rosada. El Presidente evaluó con cada gobernador la situación de sus distritos e incluso mantuvo algunas discusiones con aquellos que, ante el aumento de casos, se negaban a aplicar restricciones, como Rodolfo Suárez, de Mendoza. 

En el spot difundido este viernes por Presidencia, la Casa Rosada señaló a Jujuy, Mendoza, Rio Negro, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Tucumán, Salta, Neuquén y Córdoba como las provincias que más casos acumularon en los últimos 15 días. "Desde el gobierno nacional recomendamos incrementar restricciones en forma transitoria para disminuir los contagios", dijo la locutora oficial, tras señalar que quienes tienen la obligación de determinar las nuevas restricciones serán "las autoridades locales" y remarcar que la Organización Panamericana de la Salud "llamó la atención porque la ciudadanía empieza a relajarse".

Por eso, como publicó Letra P, “no hay ninguna posibilidad” de que el Presidente decida activar el ya célebre “botón rojo” que determine una vuelta general al aislamiento estricto en todo el territorio nacional, ya que la estrategia oficial, considerando el enorme desgaste político que implican el anuncio sobre la ya mal llamada cuarentena a seis meses del comienzo de la pandemia, será delegar la comunicación de las restricciones en las autoridades locales.