X

Los gremios rechazaron la propuesta de Perotti. Llamaron a un paro por dos días con posibilidad de ampliarlo si no hay una nueva oferta. El Gobierno, ante el primer conflicto de peso.

Por 29/02/2020 13:08

Los gremios docentes santafesinos rechazaron de manera rotunda la oferta salarial del gobierno provincial y decidieron ir a un paro a partir del lunes por 48 horas, lo que aplaza el inicio de las clases en Santa Fe. De no haber una nueva propuesta salarial a discutir, establecieron otra medida de fuerza igual para la segunda semana de clases. Por aceptar la propuesta salarial se contabilizaron sólo 17 votos de 37.000 en toda la provincia.

Después del alivio que significó el rechazo parcial y sin paro de los docentes bonaerenses a la propuesta del gobernador Axel Kicillof, la noticia santafesina, que tiene relevancia nacional, supone un problema para el gobierno peronista de Alberto Fernández, que venía desandar el camino de pérdida de poder poder adquisitovo que sufrieron los salarios en la era Cambiemos. 

“Llamamos al gobierno a que realice una nueva propuesta paritaria que contemple los reclamos del sector docente que se vienen discutiendo en el ámbito paritario y que no sólo son del orden salarial, sino que hacen al mejoramiento integral del sistema educativo”, sostuvo en un comunicado el gremio de docentes públicos Amsafe.

 

 

Se trata del primer frente de conflicto que enfrenta el gobernador Omar Perotti más allá de lo meramente político. El rechazo masivo se venía anunciando ni bien los gremios Amsafe, SADOP (privados), AMET (magisterio) y UDA salieron con muestras claras de inconformidad de la reunión con autoridades del Ministerio de Educación y Trabajo donde recibieron la propuesta. “Muy mala”, la calificó el secretario de Sadop, Martín Lucero.

El gobierno provincial ofreció un aumento de 2.000 pesos (3% + 850 pesos de material didáctico) y 1.210 pesos del Fondo de Incentivo Docente que llegan desde la paritaria nacional. En rigor, significa entre un 8% y un 10% del sueldo de un docente que recién se inicia hasta el mes de junio. “Sensata y cumplible”, la definió el gobernador.

“El diálogo está abierto, porque que queremos que haya clases. Los docentes son clave para nosotros en esta etapa, por eso se hace un esfuerzo en ellos. Ojalá en junio nos encontremos otra capacidad económica”, sostuvo Perotti el viernes por la tarde, cuando el paro parecía inevitable.