ELECCIONES 2019 | FRENTE DE TODOS

CFK le negó boleta a un gobernador peronista por jugar en el medio

Refrendó su negativa a que el chaqueño Peppo pegue su lista para senador nacional al ticket presidencial en las PASO. Jorge Capitanich será su preferido.

El binomio del Frente de Todos, Alberto Fernández- Cristina Fernández de Kirchner, confirmó su sintonía con el intendente de Resistencia, Jorge Capitanich, y prestará apoyo a su precandidatura a senador nacional en las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) del mes que viene, mientras que impedirá al actual gobernador, el peronista Domingo Peppo, colgar la suya, por la misma categoría, a la boleta presidencial del Frente de Todos.

 

Como contó Letra P, CFK había vetado en menos de 24 horas un preacuerdo entre Capitanich y Peppo para compartir boleta e ir tras la fórmula F-F. Según aquel, el intendente Resistencia encabezaría la lista de candidatos a senadores nacionales, con el gobernador como primer suplente, lo que pateaba para agosto las definiciones por la gobernación. Vetado el pacto por Cristina, el peronismo terminó fracturado y Peppo y Capitanich anunciaron el mismo día del cierre de listas que irían a internas en las elecciones primarias como candidatos a senador, aunque ya manifestaron sus intenciones de competir también mano a mano por la gobernación.

 

 

 

La decisión del binomio de los Fernández se cristalizó por medio del apoderado del Frente de Todos en Chaco, que este lunes autorizó únicamente la adhesión de la boleta presidencial para la Lista 17 de Octubre, que lleva a Capitanich como precandidato a senador nacional. Así, Peppo, que también apunta a la Cámara Alta, no podrá pegar su candidatura al ticket nacional de los Fernández, lo que lo pone en desventaja. 

 

La decisión de Cristina se terminó de completar este lunes, tras su viaje relámpago a esa provincia en el marco del Sinceramente Tour, en el que ratificó su postura y obliga al mandatario chaqueño a ir con boleta corta, es decir sin la categoría de presidente y vicepresidente.

 

 

 

En un diálogo con el escritor Marcelo Figueras, Cristina repasó sus años de gestión, sus inicios políticos y relación con el ex presidente Néstor Kirchner y sus hijos Máximo y Florencia. Mientras tanto, la tribuna del Centro de Convenciones aplaudía a rabiar cualquier ocurrencia de CFK y, además, le propinó una ruidosa silbatina al gobernador Peppo cuando la cámara que transmitía el evento lo tomó por unos segundos.

 

"¿Dije algo malo?", se preguntó Cristina cuando los presentes, mezcla de militantes y funcionarios locales, empezaron a chiflar a Peppo en señal de disgusto. O la ex presidenta no supo leer la reacción de la tribuna o no se percató de que la imagen que reflejaba la pantalla gigante era la de Peppo.

 

El bloque oficialista de Martín Llaryora, Hacemos Unidos por Córdoba, está dispuesto a consensuar modificaciones en la ley del juego online con la oposición.
Javier Milei con Victoria Villarruel. 

También te puede interesar