ELECCIONES 2019 | CIERRE DE LISTAS

Macri habilitaría internas en cinco provincias y resucita a los derrotados

Con la aplicación de la Doctrina Pichetto, el Gobierno define las cabezas de listas en el interior. Posibles competencias en Misiones, San Luis, Santiago del Estero, Chaco y Corrientes. Arde Olivos.

Con la posibilidad de realizar internas en cinco provincias para dirimir a sus candidatos, la Casa Rosada se encaminaba este viernes por la noche a concluir los primeros "borradores definitivos” de los aspirantes de Juntos por el Cambio que se medirán en las PASO nacionales del 11 de agosto. A 24 horas del plazo previsto por la ley para la inscripción de las precandidaturas, en el Gobierno se preparaban para habilitar competencias en Misiones, San Luis, Santiago del Estero, Chaco y Corrientes para que los partidos que integran la alianza oficialista compitan entre sí y definan a los candidatos que llegarán a las generales de octubre.

 

Ante las consultas de este medio, fuentes oficiales confiaron que, al cierre de esta nota, continuaban las reuniones reservadas en la Quinta de Olivos. Se trata del tramo más caliente para el diseño de las listas nacionales, con la supervisión del presidente Mauricio Macri y la reinstalación de distintas figuras del interior del país que volverán a las listas gracias al pedido del senador Miguel Angel Pichetto que, en su calidad de candidato a vice, pidió la anulación de la prohibición resuelta por Peña para que los aspirantes que disputaron elecciones provinciales no pudieran presentarse en las nacionales. Sin ese freno interno, distintos dirigentes que fueron derrotados en las elecciones provinciales desdobladas volverán a postularse.

 

Es el caso del radical Mario Negri, que encabezará la lista del oficialismo en Córdoba y del intendente de la Ciudad de Neuquén, Horacio “Pechi” Quiroga, que hará lo propio como cabeza de lista para diputados nacionales, mientras que la senadora Lucíla Crexell, buscará mantener la banca que obtuvo por el MPN, pero ahora bajo el signo de Juntos por el Cambio, luego de la incorporación de Pichetto al oficialismo.

 

 

 

En Tucumán, el subsecretario de Interior, Domingo Amaya, fue confirmado como primer candidato a diputado nacional, mientras que en Santa Fe, el titular del PRO, Federico Angelini, encabezará la nómina secundado por el radical José Corral. La combinación alternada entre candidatos de la UCR y el PRO también se confirmó este viernes por la noche en Mendoza, donde el gobernador saliente, Alfredo Cornejo, confirmó su postulación como primer candidato a diputado por la provincia secundado en tercer lugar por el derrotado precandidato a gobernador del PRO e intendente de Luján de Cuyo, Omar de Marchi.

 

 

 

El segundo puesto, que corresponde legalmente a una mujer, fue para Jimena Latorre. Se trata de la titular del Entre Regulador Provincial Eléctrico (EPRE) y su nombre no circulaba hasta esta noche, cuando se confirmó su nominación. La cuarta candidatura quedó para Silvana Francese, docente y titular del conservador  Partido Demócrata local. El cuarto lugar quedó para el actual ministro de Gobierno, Trabajo y Justicia provincial, Lisandro Nieri, que fue promovido por Cornejo como uno de sus posibles sucesores. 

 

 

 

 

En la provincia de Buenos Aires, la lista de candidatos a diputados nacionales estará finalmente encabezada por el ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, en medio de un tenso tironeo con la UCR por la eventual disputa de la presidencia de la Cámara baja, actualmente en manos de Emilio Monzó.

 

Fuentes de la Casa Rosada confirmaron que el primer candidato será secundado por la extrapartidaria Maria Luján Rey, madre de Lucas Menghini Rey, una de las víctimas de la tragedia de Once. Los primeros diez lugares se completan con el diputado radical Miguel Bazze, sus colegas macristas Sílvia Lospennato y Waldo Wolff, la abogada de la Coalición Cívica Mariana Stilman, el hijo del vicegobernador provincial, el radical Sebastián Salvador; la funcionaria bonaerense Mercedes Joury, el viceministro del Interior de la Nación,  Sebastián García de Luca, y la diputada nacional por la UCR Karina Banfi.

 

 

 

En la Ciudad de Buenos Aires, las postulaciones confirmadas giran en torno al economista y diputado Martín Lousteau, que será precandidato a senador nacional acompañado por Guadalupe Tagliaferri, actual ministra de Desarrollo Humano y Hábitat del Gobierno porteño. La lista para diputados estará encabezada por el legislador capitalino y titular de la CC Maximiliano Ferraro, mano derecha de Elisa Carrió. Lo siguen la legisladora Victoria Morales Gorleri, de estrecha relación con el clero católico, y el ex titular de la UCR porteña Emiliano Yacobitti, reconocido como garante de la candidatura de Lousteau y mano derecha del ex ministro Enrique “Coti” Nosiglia.

 

Luego estará la jefa de la Coalición Cívica de Santa Cruz, Mariana Zuvic, secundada por un lugar para el PRO que quedará para los actuales diputados Pablo Tonelli y Álvaro González. La sexta nominación será para una mujer de la UCR y el séptimo puesto para alguno de los dos diputados macristas que no ocupen el quinto lugar.

 

 

 

De las cinco posibles internas provinciales hay dos que ya tienen contendientes confirmados. En Misiones, el senador nacional, presidente del PRO y ex candidato a gobernador por esa provincia Humberto Schiavoni se medirá con el diputado provincial de la UCR Ariel “Pepe” Pianesi. En Corrientes, una de las tres provincias que gobierna la UCR, el Gobierno habilitará disputa entre la lista que promueva el gobernador Gustavo Valdés, con la marca Encuentro por Corrientes (ECo), y la directora de Vialidad Nacional para el NOA e integrante del PRO Ingrid Jetter.

 

 

 

Las otras tres provincias donde Juntos por el Cambio podría sumergirse en internas son San Luis, Santiago del Estero y Chaco. La provincia puntana realizó elecciones para gobernador el domingo pasado, con un expectante segundo lugar para el senador Claudio Poggi como postulante de Cambiemos. En Santiago del Estero, no descartaron la posibilidad de aplicar primarias, aunque aclararon que los puntos finales se definirán este sábado. Antes de la medianoche una alta fuente confió que la disputa interna sería para los cargos de diputados y senadores nacionales, en una de las 8 provincias que este año renovarán 24 escaños del Senado. 

 

 

 

En el caso de Chaco, hay mayores interrogantes, porque también tendrá elecciones para gobernador el 29 de septiembre, igual que Mendoza. Para esa contienda, el titular del Interbloque de Cambiemos en la Legislatura local, Carim Peche, busca postularse como gobernador, mientras que el macrista Leandro Zdero apunta a la intendencia de Resistencia y responde a la procesada diputada nacional Aída Ayala, que fue investigada por favorecer a una empresa de recolección de basura en 2014, durante uno de los tres mandatos que desempeñó como intendenta de la capital chaqueña.

 

Ambos se medirían en las PASO del 11 de agosto para disputar las candidaturas a diputados nacionales para esa provincia, aunque esa decisión también estaba “en estudio” en medio de la danza de borradores.

 

Ricardo Gil Lavedra.
Los gobernadores Maximiliano Pullaro, Martín Llaryora y Rogelio Frigerio.

También te puede interesar