ELECCIONES 2019 | CAMBIEMOS

Fricciones entre Vidal, Peña y Cornejo traban la lista grande bonaerense

Estalló la controversia por la bendición de Ritondo como sucesor de Monzó en Diputados. Postergaron el debate hasta que se conozcan las elecciones provinciales. El duelo Mendoza-Buenos Aires.

El tramo final para el cierre de candidaturas en la alianza Juntos por el Cambio (ex Cambiemos) no arrancó este viernes. En el caso de la lista de postulantes a diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires, el debate suma cuatro días de tironeos entre la gobernadora María Eugenia Vidal y el jefe de Gabinete, Marcos Peña, con el ministro coordinador provincial, Federico Salvai, como correa de transmisión de los relamos y las exigencias de una y otro. A ese tráfico de nombres y posiciones expectantes se sumó el gobernador mendocino y titular de la UCR, Alfredo Cornejo, quien, además de discutir con su par bonaerense, le hizo llegar su malestar al hombre fuerte de la Casa Rosada.

 

Vidal juega fuerte: amenzó con bajarse de la reelección si no garantizan para Ritondo la presidencia de la Cámara de Diputados.

El punto de mayor fricción entre los popes del PRO y los socios de Juntos por el Cambio pasa por la cabeza de lista para diputados nacionales por Buenos Aires y, por decantación, por la sucesión de Emilio Monzó al frente de la Cámara baja a partir del 10 de diciembre.

 

Ese lugar es codiciado por Cornejo, que encabezará la lista de candidatos a diputados nacionales por Mendoza y exigió, en nombre de su partido, quedarse con la presidencia de la Cámara ante una eventual victoria de Juntos por el Cambio.

 

El punto fue parte de una discusión que mantuvo el mendocino con Vidal, donde le habría advertido que, si la UCR quedara afuera de la conducción de la Cámara, el partido revisaría la candidatura del vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador, para acompañarla en la pelea por la reelección. La mandataria provincial amenazó a su colega mendocino con lo mismo que les dijo a sus compañeros del PRO: si el ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, no encabeza la lista de aspirantes a diputados y no queda al frente de la línea sucesoria, que recurran a otra figura para disputar la continuidad del oficialismo en tierra bonaerense.

 

 

Ese punto también fue parte de las fricciones que habría tenido Vidal con Peña, que también habría protagonizado un nuevo intento por poner a Ritondo en otro puesto con un argumento que sus voceros repiten desde hace meses: “Mauricio dijo que lo quería en la Cámara, pero no en la cabeza de la lista”, aclaró una fuente. La expresión no coincide con las palabras de Macri. El Presidente anticipó, hace cuatro meses, que pretendía que el comisario mayor bonaerense fuera en ese lugar como una forma de limitar los reclamos del radicalismo para poner en ese lugar a Cornejo.

 

Con ese mar de fondo, en La Plata y en la Casa Rosada sostienen que los intercambios siguen estancados, aunque, según pudo saber este medio, Cornejo habría aceptado postergar la discusión de la presidencia de la Cámara para los primeros días de diciembre, cuando se hayan redefinido los liderazgos a partir de las respectivas cosechas de votos. 

 

 

 

La apuesta del mendocino es leída en Balcarce 50 como el anticipo de una nueva tormenta interna cuando hayan concluido las elecciones y se conozca su resultado. Para Cornejo, parte de su suerte se definirá el 29 de septiembre, cuando Mendoza realice su elección a gobernador, donde el intendente capitalino, Rodolfo Suárez, buscará sucederlo como candidato de Cambia Mendoza.

 

Luego de ese comicio vendrán las generales nacionales y también la elección donde Vidal buscará su reelección. Para un observador de esa puja interna, late un interrogante inquietante con la postergación de la discusión sobre el sucesor de Monzó en Diputados: “Tenemos que ver cómo evoluciona esa negociación, que ahora queda atada a los resultados, porque, si Cornejo resultase fortalecido en Mendoza el 29 de septiembre y a Vidal no le fuera tan bien en octubre, habría que ver qué margen tendría Ritondo para sostenerse”, leyó el funcionario consultado para anticipar el inicio de un juego de apuestas en el que Vidal dice que “ya entregó todo y no quiere resignar ese puesto en la sucesión presidencial”.

 

Parte de ese equilibrio inestable forma parte de las demás negociaciones entre macristas y radicales, donde algunos apelan a una dramática descripción de los intercambios y otros aseguran que los temas principales ya fueron cerrados y resta cerrar la fase final de las listas para que el Gobierno las oficialice.

 

Eduardo Toniolli va por su segundo período en la banca de Diputados.
sebastian pareja, el jefe libertario multitasking designado por karina milei en buenos aires

También te puede interesar