X

El candidato de la tercera vía pampeana que incomoda al PJ y a Cambiemos

Juan Carlos Tierno, un duro del justicialismo ortodoxo, busca sacarle votos a Ziliotto y Kroneberger. "Voy al frente, estos no me asustan ni me compran", le dijo a Letra P. Su relación con Bullrich.
Juan Carlos Tierno, un duro del justicialismo ortodoxo, busca sacarle votos a Ziliotto y Kroneberger. "Voy al frente, estos no me asustan ni me compran", le dijo a Letra P. Su relación con Bullrich.
Por 19/05/2019 9:24

SANTA ROSA (Corresponsal) Juan Carlos Tierno es la opción del peronismo más ortodoxo en La Pampa. De atrás, con el sello de Comunidad Organizada, busca adueñarse del electorado conservador que siempre acompañó al Propuesta Federal en la provincia. El Loco, como lo apodan, marca su impronta dura como contrapropuesta a la línea del oficialismo y de Cambiemos. Con el lema “por la vida, el trabajo, la seguridad y contra la droga” busca que su partido tenga representación en la legislatura y en algunos municipios. Igual, está confiado: “Seremos la sorpresa, no hay polarización”, le dice a Letra P. En esta elección, tratará de enterrar los problemas que lo alejaron del peronismo que conducen Carlos Verna y Rubén Marín. Pero sus problemas trascendieron la cuestión partidaria: “Operaron que respondo a Bullrich”, advierte.

Aunque por estos días se muestra en la antítesis del Frente Justicialista Pampeano (Frejupa), Tierno formó parte del gabinete de Verna como ministro de Seguridad. Varios dirigentes coinciden en que en una devolución de favores por la lista colectora en la interna del Partido Justicialista (PJ) de 2015, en la que el actual gobernador le ganó a Oscar Jorge, llegó a una cartera sensible.

Su estilo directo y confrontativo le generaron varios dolores de cabeza a Verna. Una serie de hechos graves, como la muerte de un cazador furtivo, dejaron a Tierno en la cornisa: debió responder ante legisladores de la oposición por el hecho. Tras pasar por la Cámara de Diputados, consiguió sortear la presión de los opositores. Pero el conflicto entre uno de sus custodios y el jefe de la policía pampeana fue lo que colmó la paciencia de Verna. Aunque pidió su renuncia, terminó echándolo en medio de un escándalo que trascendió a la Casa de Gobierno.

 

 

“Este calendario (desdoblado) se hizo para quienes no tenemos aparatos”, le dice Tierno a Letra P, antes del cierre de campaña. “Nuestras propuestas son la defensa de la vida, el trabajo, por la seguridad y en contra de la droga”, reflexiona el candidato de Comunidad Organizada. Esta última propuesta fue uno de sus pilares en los dos años y medio que estuvo al frente del área de Seguridad. “Trabajo en lo significativo de la vida”, insiste. “A nivel personal, a nivel político, terminé mal con Verna”, cuenta este justicialista de la vieja guardia pampeana.  

Según Tierno, Verna bloqueó -indirectamente- su gestión. Uno de los hechos que mayor crisis generó en el equipo de gobierno fue el ofrecimiento de la Casa Rosada para instalar una escuela de Gendarmería Nacional en el terreno del IV Cuerpo del Ejército Argentino. “Significaba trabajo, generación de recursos”, recuerda el hoy ex funcionario. En total, hubieran sido 5 mil estudiantes inscritos con la posibilidad de que 500 jóvenes pampeanos -insiste- fueran ingresando a la institución y 250 puestos de trabajo directos.

“Me daba cuenta que él (por Verna) estaba confrontando conmigo sin asumir directamente la situación. Cuando pedí personal para la subsecretaría de prevención y lucha contra el narcotráfico, lo negaron. Todo eso significó que se deteriorara la relación”, cuenta. Y niega cualquier pertenencia al Frejupa: “El peronismo se quedó sin peronistas”.

 

 

En el pasado, Tierno ganó el municipio de Santa Rosa, pero terminó destituido: duró apenas 87 días en el cargo, con un mandato caracterizado por la polémica prohibiendo el consumo de bebidas energizantes o intentando sacar por decreto el presupuesto, que le valió el rechazo de todo el arco político santarroseño. Lo mismo sucedió con un aumento de tasas municipales y la exponencial suba en las multas por infracción de tránsito. El caso generó una crisis sin precedentes en la provincia y debió intervenir el ejecutivo provincial. En lugar de Tierno ocupó el mando un designado por el entonces gobernador Jorge, quien logró el respaldo del Parlamento pampeano.   

"Fui a una interna, me la banqué. Me votaron, pero me sacaron con una intervención. Estuve dos meses y medio y bajaron el 40 % robos y hurtos. Organizamos la nocturnidad (...) notablemente, no les gusté", reflexiona Tierno, sobre sus años como intendente. 

 


Tierno, en sus tiempos de ministro de Seguridad, con Bullrich.

 

BULLRICH. “Son inventos que hicieron estos cachivaches morales”, advierte sobre una “banca” de la ministra Patricia Bullrich. Igual, reconoce que el único dinero que recibió para la compra de vehículos -cuando era funcionario- fue de la Nación. “Verna entabló una guerra política contra el gobierno nacional, creyendo que con eso tenía un posicionamiento dentro del peronismo. Pero, en 2015, pidió que voten a Macri. Siempre se presentó como anti K. Fue el que más agravió a CFK cuando ambos eran senadores”.

Este domingo, Tierno buscará dar la sorpresa y dar por tierra la polarización entre el Frejupa y Cambiemos. "Voy al frente, estos no me asustan ni me compran", vuelve a decir.

El candidato de la tercera vía pampeana que incomoda al PJ y a Cambiemos

Juan Carlos Tierno, un duro del justicialismo ortodoxo, busca sacarle votos a Ziliotto y Kroneberger. "Voy al frente, estos no me asustan ni me compran", le dijo a Letra P. Su relación con Bullrich.

SANTA ROSA (Corresponsal) Juan Carlos Tierno es la opción del peronismo más ortodoxo en La Pampa. De atrás, con el sello de Comunidad Organizada, busca adueñarse del electorado conservador que siempre acompañó al Propuesta Federal en la provincia. El Loco, como lo apodan, marca su impronta dura como contrapropuesta a la línea del oficialismo y de Cambiemos. Con el lema “por la vida, el trabajo, la seguridad y contra la droga” busca que su partido tenga representación en la legislatura y en algunos municipios. Igual, está confiado: “Seremos la sorpresa, no hay polarización”, le dice a Letra P. En esta elección, tratará de enterrar los problemas que lo alejaron del peronismo que conducen Carlos Verna y Rubén Marín. Pero sus problemas trascendieron la cuestión partidaria: “Operaron que respondo a Bullrich”, advierte.

Aunque por estos días se muestra en la antítesis del Frente Justicialista Pampeano (Frejupa), Tierno formó parte del gabinete de Verna como ministro de Seguridad. Varios dirigentes coinciden en que en una devolución de favores por la lista colectora en la interna del Partido Justicialista (PJ) de 2015, en la que el actual gobernador le ganó a Oscar Jorge, llegó a una cartera sensible.

Su estilo directo y confrontativo le generaron varios dolores de cabeza a Verna. Una serie de hechos graves, como la muerte de un cazador furtivo, dejaron a Tierno en la cornisa: debió responder ante legisladores de la oposición por el hecho. Tras pasar por la Cámara de Diputados, consiguió sortear la presión de los opositores. Pero el conflicto entre uno de sus custodios y el jefe de la policía pampeana fue lo que colmó la paciencia de Verna. Aunque pidió su renuncia, terminó echándolo en medio de un escándalo que trascendió a la Casa de Gobierno.

 

 

“Este calendario (desdoblado) se hizo para quienes no tenemos aparatos”, le dice Tierno a Letra P, antes del cierre de campaña. “Nuestras propuestas son la defensa de la vida, el trabajo, por la seguridad y en contra de la droga”, reflexiona el candidato de Comunidad Organizada. Esta última propuesta fue uno de sus pilares en los dos años y medio que estuvo al frente del área de Seguridad. “Trabajo en lo significativo de la vida”, insiste. “A nivel personal, a nivel político, terminé mal con Verna”, cuenta este justicialista de la vieja guardia pampeana.  

Según Tierno, Verna bloqueó -indirectamente- su gestión. Uno de los hechos que mayor crisis generó en el equipo de gobierno fue el ofrecimiento de la Casa Rosada para instalar una escuela de Gendarmería Nacional en el terreno del IV Cuerpo del Ejército Argentino. “Significaba trabajo, generación de recursos”, recuerda el hoy ex funcionario. En total, hubieran sido 5 mil estudiantes inscritos con la posibilidad de que 500 jóvenes pampeanos -insiste- fueran ingresando a la institución y 250 puestos de trabajo directos.

“Me daba cuenta que él (por Verna) estaba confrontando conmigo sin asumir directamente la situación. Cuando pedí personal para la subsecretaría de prevención y lucha contra el narcotráfico, lo negaron. Todo eso significó que se deteriorara la relación”, cuenta. Y niega cualquier pertenencia al Frejupa: “El peronismo se quedó sin peronistas”.

 

 

En el pasado, Tierno ganó el municipio de Santa Rosa, pero terminó destituido: duró apenas 87 días en el cargo, con un mandato caracterizado por la polémica prohibiendo el consumo de bebidas energizantes o intentando sacar por decreto el presupuesto, que le valió el rechazo de todo el arco político santarroseño. Lo mismo sucedió con un aumento de tasas municipales y la exponencial suba en las multas por infracción de tránsito. El caso generó una crisis sin precedentes en la provincia y debió intervenir el ejecutivo provincial. En lugar de Tierno ocupó el mando un designado por el entonces gobernador Jorge, quien logró el respaldo del Parlamento pampeano.   

"Fui a una interna, me la banqué. Me votaron, pero me sacaron con una intervención. Estuve dos meses y medio y bajaron el 40 % robos y hurtos. Organizamos la nocturnidad (...) notablemente, no les gusté", reflexiona Tierno, sobre sus años como intendente. 

 


Tierno, en sus tiempos de ministro de Seguridad, con Bullrich.

 

BULLRICH. “Son inventos que hicieron estos cachivaches morales”, advierte sobre una “banca” de la ministra Patricia Bullrich. Igual, reconoce que el único dinero que recibió para la compra de vehículos -cuando era funcionario- fue de la Nación. “Verna entabló una guerra política contra el gobierno nacional, creyendo que con eso tenía un posicionamiento dentro del peronismo. Pero, en 2015, pidió que voten a Macri. Siempre se presentó como anti K. Fue el que más agravió a CFK cuando ambos eran senadores”.

Este domingo, Tierno buscará dar la sorpresa y dar por tierra la polarización entre el Frejupa y Cambiemos. "Voy al frente, estos no me asustan ni me compran", vuelve a decir.