X
Leonardo Sarquis (Agroindustria) cuestionó que la provincia de Buenos Aires “está tan mal distribuida que te definen las cosas una sección electoral". Pondera la performance macrista en el interior.
Redacción 08/11/2019 9:11

El saliente ministro de Agroindustria bonaerense, Leonardo Sarquis, puso de manifiesto su malestar al considerar que la provincia de Buenos Aires “está tan mal distribuida que te definen las cosas una sección electoral", en directa alusión a lo determinante que fue el conurbano –en particular la Tercera sección electoral- en los comicios que consagraron como próximo mandatario provincial a Axel Kicillof (Frente de Todos).

En esa línea, el ex gerente de Monsanto remarcó estar "satisfecho porque en los municipios del interior logramos mejorar la performance de nuestros candidatos tras las PASO”. “Creo que nuestro trabajo se notó", expresó durante la presentación de su libro de gestión 2015/2019 en la casa de la Provincia de Buenos Aires.

Desmenuzando los números de la última elección, lo cierto es que Kicillof no ganó sólo en una sino en tres de las ocho secciones electorales (Primera, Segunda y Tercera), mientras que la saliente gobernadora se impuso en las restantes cinco secciones que representan al interior bonaerense, donde se posa el núcleo duro del voto macrista, ligado a la actividad agropecuaria.
 


Sarquis consideró que Buenos Aires es una provincia "donde la gente necesita ser escuchada y no una vez; es una provincia muy complicada que está tan mal distribuida que te definen las cosas una sección electoral".

En cuanto a la labor desarrollada en sus cuatro años al frente de este ministerio, el ex Monsato comentó: "Hicimos algo muy fuerte que es poner a la provincia de Buenos Aires donde debe estar a nivel agroindustrial; antes se hablaba de los problemas y nadie hablaba de la parte agroindustrial; hoy Buenos Aires tiene un protagonismo distinto y muy fuerte".

Según el funcionario, durante su administración se realizó "un trabajo silencioso con objetivos concretos" y aseguró que él y su equipo de trabajo se van "muy contentos con una gestión de un gran reconocimiento por la gente".