X

Los mandatarios se reunirán a las 10 en el CFI para definir la postura que llevarán a Casa Rosada. Consenso de los dialoguistas sobre el Presupuesto. Los más duros dicen que solo irán a escuchar.

Por 10/09/2018 20:13

Pocas horas antes de que el presidente Mauricio Macri los reciba en la Casa Rosada para discutir los términos del Presupuesto 2019, los gobernadores de la oposición se reunirán en el Consejo Federal de Inversiones (CFI), donde intentarán consensuar una postura común. Mientras el sector de los mandatarios de diálogo más fluido con el Gobierno nacional ya adelantó que darán su apoyo a la ley, el grupo más combativo afirma que apenas irá “a escuchar” la propuesta del Ejecutivo.

El encuentro comenzará a las 10 y reunirá en el edificio de Retiro a los gobernadores de la oposición, que luego partirán hacia la Casa Rosada donde se verán primero con Rogelio Frigerio, y luego con el Presidente, que buscará el consenso para la aprobación de la ley que el Gobierno debe mandar al Congreso antes del 15 de septiembre. El ministro del Interior también pasará por el CFI a la mañana.  

Los gobernadores llegarán al edificio de Retiro con dos posturas diferentes y ya definidas. El sector que mantiene un diálogo más fluido con el Gobierno ya expresó que respaldará el pedido presidencial. “Si el Presupuesto es la herramienta que necesitan para cumplir con el plan económico que ellos tienen establecido hay que ayudarlos a que lo tengan, independientemente de que no estemos de acuerdo ¿Por qué? Porque yo no le puedo imponer un presupuesto a un gobierno, siendo yo opositor”, dijo el salteño Juan Manuel Urtubey.

 

 

En la misma sintonía que el gobernador de Salta están Juan Schiaretti (Córdoba), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Domingo Peppo (Chaco), Omar Gutiérrez (Neuquén), Alberto Weretilneck (Río Negro), Hugo Passalacqua (Misiones) y Sergio Uñac (San Juan), que llegarán a la Rosada dispuestos a llegar a un consenso con el Gobierno. El único que no será de la partida es el entrerriano Bordet, que en ese momento estará en Estados Unidos, en un viaje previsto con anterioridad. Lo acompañará el diputado nacional Juan José Bahillo.

En la otra vereda se ubican los mandatarios más duros, que mantienen desde hace un mes reuniones en el CFI, desde donde disparan críticas al Gobierno. En ese segundo grupo se anotan Juan Manzur (Tucumán), Gildo Insfrán (Formosa), Carlos Verna (La Pampa), Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Lucía Corpacci (Catamarca), Gerardo Zamora (Santiago del Estero), Mariano Arcioni (Chubut) y Alberto Rodríguez Saá (San Luis).

Si bien no participó directamente de los encuentros en el edifico de Retiro –en el último envió a su vice, Néstor Bosetti- el riojano Sergio Casas se ubica más cerca de los mandatarios más enfrentados con la Casa Rosada.

"Creo que está instalado que los gobernadores vamos a ir a avalar el Presupuesto y que ya sale. No es así (…) Vamos a ver cómo es el Presupuesto, vamos a estudiarlo y seguramente a proponer modificaciones”, dijo este domingo el puntano Rodríguez Saá en radio Cooperativa. Y sembró dudas sobre qué postura tendrán los legisladores puntanos en el Congreso. “¿Quién quiere votar el Presupuesto del FMI? Yo no", manifestó.

En tanto, el único gobernador que ya adelantó su oposición al Presupuesto es el socialista Miguel Lifschitz, quien afirmó públicamente que no quiere “ser socio del ajuste”. El santafesino no concurrirá este martes al CFI ni a la Casa Rosada ya que, como Bordet, también estará en Estados Unidos. En su caso en San Francisco, donde asumirá la presidencia por América Latina de la coalición de estados subnacionales. En su lugar irá el ministro de Economía, Gonzalo Saglione, ya que el vicegobernador Carlos Fascendini se recupera de una operación.

 

 

Tampoco estará la santacruceña Alicia Kirchner quien, pese a ser la más kirchnerista de los gobernadores, no participa de cumbres opositoras. La gobernadora enviará en su lugar a su vice, Pablo González, tal como sucedió cuando se firmó el Consenso Fiscal. Por razones de salud, el pampeano Verna no estará en Casa Rosada, aunque sí concurrirá a la previa en el CFI.

Tal como contó Letra P, los gobernadores protagonizaron la semana pasada una disputa por la definición sobre el lugar en el que se realizaría la cumbre previa a la reunión a la Rosada. Mientras que el grupo de los dialoguistas había acordado darse cita en la Casa de Chaco y había participado del convite al ministro Frigerio, el sector más duro con la Rosada había insistido con la idea de mantener el CFI como sede.

Finalmente, los dos sectores acordaron reunirse en Retiro, aunque también debatieron otro asunto: la inclusión de Sergio Massa, la CGT y Miguel Ángel Pichetto, invitados a los últimos dos cónclaves por el tucumano Manzur y resistidos por el grupo de los dialoguistas, que insistieron en que, esta vez, el encuentro será “solo de gobernadores”.