LO CONFIRMÓ TODESCA

Vía Indec, el Gobierno crea indicador para comunicar alzas en el consumo

Medirán el rubro “mayorista” para sustentar la teoría oficial de que el gasto minorista viró a otros canales por los elevados precios en los hipermercados. Trastienda de una estrategia.

En el Gobierno tienen, a nivel económico, una obsesión clara pero cuidada: cómo hacer que el consumo crezca y refleje buenos números, en línea con cifras positivas que está expresando casi la totalidad de los otros rubros de la actividad. Meses atrás, inició una ronda de especulaciones acerca de cómo lograr comunicar buenas noticias del gasto hogareño en un escenario en el que el consumo de canasta básica, el más elemental, otorga mes a mes estadísticas muy negativas. En primer lugar, desde el ámbito oficial se especuló con construir un índice que englobe a ítems del consumo que están positivos (motos, autos, etc.), para contrapesar las cifras más negras. Pero quedó sólo en una intención que fue negada sistemáticamente desde los despachos oficiales y el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) ante la consulta de Letra P.

 

La evolución de esa idea la confirmó en las últimas horas Jorge Todesca, el titular del ente estadístico oficial: la creación de un indicador que medirá el consumo a nivel mayorista. No se llegó allí por casualidad. En la Nación manejan datos que afirman que buena parte del consumo que no se está dando en los grandes supermercados viró hacia canales mayoristas. Básicamente, por el factor precios y por la desconfianza de buena parte de la sociedad en las ofertas circunstanciales de las grandes superficies.

 

En buena parte de las reuniones que han mantenido funcionarios de la Secretaría de Comercio con las cadenas se mencionó el buen desempeño del canal mayorista. Con la explicación consecuente de que el consumo no se borró del mapa, sino que se reconvirtió.

 

La muletilla, una media verdad, la adquirió para sí buena parte de los funcionarios nacionales de peso, como el vicejefe de Gabinete Mario Quintana.

 

Según Todesca, el organismo sigue trabajando en un proyecto de medición para el "consumo dentro del rubro mayorista". El economista subrayó, además, que prevé agregar un nuevo capítulo en el índice de precios al consumidor a nivel nacional, que vendrá "de la mano de la nueva encuesta de gasto de los hogares". La modificación al IPC Nacional recién quedará lista a principios del año 2019, cuando se terminen de procesar los datos de la última Encuesta de Gastos de los Hogares, que terminará en noviembre de 2018.

 

Mientras ese plazo largo avanza, se trabaja “en paralelo al otro”, con el “indicador que aparezca como canal mayorista”, señaló Todesca en el marco de un almuerzo que mantuvo con la prensa en la sede del INDEC.

 

 

LOS NÚMEROS. La tesis de que el consumo mayorista se está quedando con parte de los que no se gasta en el canal convencional se sustenta en estadísticas de las consultoras que trabajan para los supermercados. En julio de este año, la firma Kantar Worldpanel dio a conocer un informe en el que mostraba un importante avance de la compra en mayoristas, dando casi un empate con lo que se denomina canal moderno. Este último rubro es el que monopolizan los comercios nucleados en la Asociación de Supermercados Unidos (ASU), como Coto, Walmart, Carrefour, Disco y La Anónima.

 

Pero las ventas de esos dos segmentos son aún inferiores en volumen a lo que se conoce como canal tradicional, como los supermercados chinos, los almacenes y las despensas.

 

Según Kantar, el 47% de los hogares argentinos compró en el canal mayorista en el último año. “Sin la existencia de este canal, la canasta total hubiera registrado una contracción del 6% -en vez del 4% de caída real considerando el canal”, afirmó Jorge Guauque, account manager de Kantar Worldpanel. Y concluyó que, “de continuar las tasas actuales de variación, en 2017 el mayorista llegaría a tener mayor penetración que los hipermercados. El canal ya logra captar más dinero de sus compradores en un mismo período que hipermercados”.

 

Así las cosas, en el sector entienden que este indicador de mayoreo tiene sentido dado que los números que arroja son mucho mejores que los que está dando el canal moderno, aún con un consumo retraído.

 

Toto Caputo y la misión de mantener el modelo
Toto Caputo hace malabares para afrontar el pliego de condiciones del FMI

También te puede interesar