Congreso

El presidente de YPF pidió una ley para aumentar la exportación de GNL por U$S 20 mil millones

Pablo González reclamó en Diputados la sanción de una promoción que asegura una inversión de la empresa malaya Petronas. La oposición no garantizó el respaldo.

El presidente de YPF Pablo González expuso este martes en la comisión de Energía de la Cámara de Diputados para pedir el tratamiento del proyecto de ley de promoción de las inversiones en Gas Nacional Licuado (GNL), que según sus pronósticos garantizaría el abastecimiento energético y permitiría exportar 460 barcos por 20 mil millones de dólares anuales.

Para llegar a esta situación, González reclamó la aprobación de un proyecto enviado por la secretaría de Energía Flavia Royón, pero que defendió el titular de YPF y su CEO Pablo Iuliano. El motivo de interés, según expresaron, es que la iniciativa permitiría concretar una inversión de Petronas, la empresa estatal de Malasia, que incluye la construcción de tres gasoductos y la infraestructura para extraer, transportar y exportar el gas de la reserva de Vaca Muerta, que requiere un proceso de licuefacción.

El proyecto ingresó a Diputados el 29 de mayo y garantiza la estabilidad fiscal de proyectos destinados a GNL, con la devolución de IVA, habilita exportación con algunas restricciones y exime de tributos a la importación, necesaria en estos casos porque la tecnología requerida es exclusiva de pocos países.

La iniciativa propone además la amortización acelerada de capital, facilita el uso de dólares obtenidos por las empresas e invita a la adhesión provincial y municipal, para que también reduzcan el costo de tasas e impuestos locales.

Según explicó González, el mercado mundial de GNL es de 400 millones de toneladas y sólo el proyecto de YPF-Petronas significa 25 millones. "Con este marco regulatorio, esperamos que se pase de importar y exportar. Podríamos exportar 460 barcos con un precio de 12 dólares. Pueden ser entre 17 y 20 mil millones anuales", pronosticó.

El presidente de YPF remarcó que el problema de Argentina es "logístico", por su mayor distancia con los países de mayor consumo de energía. Pero es favorecida por las reservas de Vaca Muerta (que tienen una duración de 150 años); y de Palermo Aike, el yacimiento recientemente descubierto en Santa Cruz.

"La demanda que tenemos es de 1.8 millones de metros cúbicos. Si dividimos el horizonte de reservas en función de las cuencas productivas del país, tendríamos para consumir 170 años, en un horizonte de transición energética que no va a durar eso”, detalló González.

“El desafío de nuestro país -continuó- es monetizar las reservas de gas, ver la forma de abastecer el mercado interno y después los saldos exportables. El GNL tiene una limitante física: la demanda regional no alcanzaría a cubrir todo ese horizonte de reservas que tenemos. Es por eso que se abre una posibilidad de exportar”.

Aunque González aclaró que la ley no fue "lo que la empresa malaya está pidiendo", reconoció que se "adecua bastante" y prometió que, si fuera sancionada, la primera licitación podría llegar a fin de año por una inversión de 10 mil millones de dólares, que en los otros tramos del proyecto alcanzará a 50 mil. Además, se necesita aumentar hasta un 85% la producción gas.

El titular de YPF destacó que la oportunidad de sumar divisas está al alcance de la mano si hubiera una política de Estado de todas las fuerzas. “El consumo de petróleo en el mundo bajará no menos de un 16%, el carbón al 36% y el gas natural aumentará un 25%. Las hidroeléctricas se mantendrán, las renovables van a aumentar un 610% y la nuclear seguirá entre un 25 y 27%".

Reparos de la oposición

Juntos por el Cambio no dio garantías de aprobar la ley de promoción de GNL y hasta puso en duda las cifras de González. La principal crítica, repetida por los referentes del principal interbloque opositor, fue que las facilidades impositivas y financieras que se le prometen a las empresas de este rubro no serían necesarias si otros fueran los resultados macroeconómicos.

La radical mendocina Pamela Versay se molestó porque no hubo funcionarios de la secretaría de Energía. "Vinieron a presentar el proyecto del Ejecutivo y en vez de estar discutiendo política pública en materia de energía explicada por la persona responsable, estamos discutiendo negocios puntuales. Esto no es un régimen de promoción para el GNL sino un proyecto de financiamiento para un proyecto de YPF-Petronas”.

Verasay advirtió que los pronósticos sobre la cotización del gas pueden ser erróneos y por lo tanto no se puede garantizar el ingreso de 20 mil millones de dólares. "No entiendo para qué necesitan este proyecto", se sinceró Martín Tetaz, de Evolución radical. Los directivos de YPF le explicaron que si bien lo mejor sería un país con previsibilidad financiera, la realidad es que las inversiones quieren leyes que la garanticen.

Los neuquinos de la oposición cerraron el debate y prometieron que tratarán de convencer a sus pares. Pablo Cervi, de Evolución, pidió invertir en infraestructura de caminos "que están saturados". La palabra más escuchada entre los diputados fue la de Rolando Figueroa, gobernador electo por una fracción disidente del Movimiento Popular Neuquino.

"Si no logramos transportar en barco nuestro gas vamos a tener la riqueza debajo de nuestro subsuelo y diremos una vez más que fracasamos. Esta ley ratifica la posibilidad de Argentina de competir en el mundo. Nos va a permitir crecer. La apoyamos. Pero le pedimos a todo el arco político apoyarla. En Neuquén la grieta sacó o 12% de un lado y 3% del otro. El resto de los neuquinos estuvimos fuera de grieta. Les pedimos que también salgan".

sin trabas judiciales, ypf reflota un polemico contrato naviero del macrismo
para kicillof, el fallo por la estatizacion de ypf es un absurdo juridico

Las Más Leídas

También te puede interesar