06|5|2022

Valenzuela: “La referencia innegable en Juntos es Rodríguez Larreta”

20 de enero de 2022

20 de enero de 2022

El intendente recibió a Letra P en Pinamar. La ruta presidencial del alcalde porteño, el rol de Macri y propuestas para Santilli. Motocross y cumpleaños.

PINAMAR (Enviado) Alojado junto a su familia en la zona norte de este distrito, Diego Valenzuela llega a la entrevista con Letra P montado a una moto enduro de baja cilindrada después de haber pasado buena parte del día en la playa. “Soy muy fierrero”, explica antes de ingresar a la cafetería Havanna. En plan de descanso y de festejo de cumpleaños de su madre, pero sin descuidar la política, afirma que Horacio Rodríguez Larreta es una figura política “que tiene mucho para darle a los argentinos” y destaca su “experiencia, equilibrio y amplitud”. Aun así, pide “no tirar a nadie por la ventana”, en un claro mensaje a quienes pretenden sacar de la cancha a Mauricio Macri.

 

Dice sentirse “capacitado para integrar el equipo que gane la provincia de Buenos Aires en 2023” y recuerda que le acercó algunas propuestas a Diego Santilli vinculadas a la economía popular y la integración de los barrios del conurbano, con intenciones de “cambiar la mirada política social del PRO”. En este sentido, advierte que para ganar y gobernar, la alianza opositora necesitará “menos CEOs y Power Point y más territorio”. 

 

-¿Qué síntesis puede hacer de su segundo mandato en Tres de Febrero?

 

-Estoy orgulloso del camino de seis años recorrido porque le ganamos a un barón del conurbano y después demostramos que podíamos gobernar, persistir y crecer.

 

Valenzuela llega a la entrevista con Letra P (FOTOS: Martín Nievas)

-¿Incluye los años de pandemia?

 

-2021 fue el año que más obras hicimos gracias a fondos municipales y también el buen diálogo que tenemos con la Nación, sobre todo con (el ministro de Obras Públicas) Gabriel Katopodis y (el ministro de Transporte) Alexis Guerrera. También desde lo electoral. Ganamos y eso me permite tener 13 de 24 concejales, lo que no quita que no busquemos diálogo y consenso en cada uno de los proyectos.

 

-¿Cómo describe la relación con el gobierno que encabeza Kicillof?

 

-Hasta ahora, el diálogo fue mejor con la Nación. En parte, es una consecuencia de la impronta de Alberto Fernández sobre sus ministros. Con Kicillof ha sido más difícil. Con excepción del FIM (Fondo de Infraestructura Municipal), que fue parte de un acuerdo en el Presupuesto, no hubo obras en el marco del diálogo. Recién ahora hay una tendencia al consenso.

 

-¿A qué se debe?

 

-A nuestro triunfo electoral, que originó cambios de gabinete bonaerense, que incorporó personas que tienen mejor comprensión de lo que es la provincia y su complejidad. Confío en que esto va a solucionar problemas pendientes, como deudas de la provincia con nosotros y agilizar el FIM.

 

-¿Se refiere a Insaurralde?

 

-Sí, con Néstor GrindettiMiguel Fernández somos los que llevamos adelante el ida y vuelta con Insaurralde y De Jesús. Soy optimista que con ellos vamos a hacer un mejor trabajo.

 

-¿Las negociaciones por la oposición las conducen ustedes tres?

 

-No, lo hacemos a través del foro de intendentes del PRO, la UCR, vecinalistas y peronistas, y coordinamos las decisiones en reuniones periódicas. Y con este grupo armamos sistemas de representación para cada uno de los temas. 

 

-¿Esa mesa de decisiones incluye a Vidal?

 

-Vidal es diputada nacional por la Ciudad, aunque hay personas que están en nuestro equipo que se referencian en ella porque es una dirigente nacional.

 

-¿Quiénes hablan por ella?

 

-Ella señaló a Cristian Ritondo; también hay otros legisladores. Está muy bien lo que hace, aunque, obviamente, ella ya no es gobernadora y las decisiones no las toma ella sino una mesa que tiene presencia de intendentes y dirigentes territoriales.

 

-¿La Territorial está en esa mesa?

 

-Algunos de ellos van a ser intendentes en 2023 y tienen un rol muy importante, por eso hay que sumarlos a las decisiones que se toman.

 

-¿Cómo tomó la postura de Vidal respecto a los cambios a la ley que limita las reelecciones?

 

-Fue un debate con matices y libertad de acción.

 

-¿No reconoce tensiones?

 

-Hubo tensiones porque hoy no hay cantante solista, sino un coro.

 

-¿Trabaja por la candidatura de Santilli?

 

-Trabajamos juntos dentro de una propuesta para recuperar la provincia en 2023, incluso le propuse hacer algunas cosas en conjunto.

 

-¿Cuáles?

 

-Un mapa y plan productivo que continúe el planteo de la campaña. Después de haber comunicado las ideas es nuestra responsabilidad impulsar políticas productivas y de trabajo. Y para eso tengo un equipo formado en la integración socio urbana y de la economía popular. Juntos es, y puede ser aún más, el espacio que represente al centro popular. De hecho, le propusimos al Colo, junto a María Migliore, una renovación de la mirada de la política social del PRO, que debe empoderar a los barrios populares para que no sean sujetos de dádivas. 

 

-Por momentos coincide con un discurso justicialista...

 

-No hay que regalarle esa agenda al justicialismo. En realidad, es el kirchnerismo el que la abandonó y la dejó en manos de los movimientos sociales y los subsidios.

 

-De todos modos, en cuatro años de gestión no hicieron nada de eso, es más, empeoraron todos los índices sociales.

 

-Hubo acierto y errores y estos planteos que hago son autocríticos para mejorar. Nos faltó ir al barrio, interpretar a la clase media, a los trabajadores y las PyMEs.

 

-¿Hubo demasiados ceos en el Gabinete?

 

-Hacia adelante necesitamos menos ceo y Power Point, pese a que es necesario tener personas idóneas, y más conocimiento del territorio y de la realidad. Hay que aprender de lo que nos pasó. Estoy convencido de que el kirchnerismo no los representa, sigue pensando en un modelo político autoritario y un modelo económico de subsidios y asistencialismo. 

 

-¿Qué rol tiene Rodríguez Larreta en la alianza opositora?

 

-Rodríguez Larreta es la referencia innegable en Juntos. Tiene mucho para darle a los argentinos, por su experiencia, equilibrio y amplitud, más allá de que valoro mucho también a Patricia Bullrich

 

-¿Macri queda afuera de los liderazgos?

 

-Mauricio también es una referencia muy importante y de prestigio en todo el mundo. No pudo solucionar muchos problemas endémicos de la Argentina, pero lo intentó, finalizó su mandato y nos legó un sistema de alternancia. No hay que tirar a nadie por la ventana, otro será el debate de las candidaturas. 

 

-¿Le abre la puerta a otros sectores como los libertarios?

 

-Si adhieren a nuestros valores republicanos pueden estar en una conversación, después veremos el rumbo electoral. De hecho, en las elecciones propusimos que Espert esté en nuestra PASO, pero hubo una discusión sobre los pisos. Ellos tienen costados válidos como la crítica a la gran carga tributaria del país, un Estado sano y una macroeconomía ordenada.

 

-¿Cree que se tiene que trasladar esa representación a un eventual gabinete?

 

-Sí. Si las últimas elecciones hubieran sido ejecutivas, en las que nosotros ganamos cuatro secciones y el radicalismo las otras cuatro, en un resultado del 60% y el 40%, a nadie se le hubiera ocurrido que la UCR no tenga esa representación en un gabinete. 

 

-¿Se diluyó en el PRO la intención de que el próximo candidato a gobernador sea un intendente?

 

-No, yo suscribió a la idea. Estaría buenísimo que un intendente sea el próximo gobernador. 

 

-¿Le gustaría ser candidato en 2023?

 

-En el 2023 me veo aportando en lo político, en lo electoral y en la conformación de propuestas. Me gustaría estar y me siento capacitado para integrar el equipo que gane y gobierne la provincia en 2023.