21|11|2021

El médico de la vieja guardia socialista que se mete en la interna rosarina

02 de julio de 2021

02 de julio de 2021

El exministro de Salud busca renacer en su pago. Juega suelto, pero no descarta la unidad socialista. Su amistad con Javkin se mete en el armado.  

Miguel Ángel Cappiello es de la vieja guardia del socialismo santafesino que diseñó el sistema de salud público de Rosario y Santa Fe, acompañando como máxima autoridad en las áreas de Salud a Hermes Binner en su gestión de intendente y, luego, gobernador. Por esa chapa fue concejal de Rosario y senador por el mismo departamento, aunque, luego, entró en un impasse que en parte respondió a diferencias con la conducción del partido.

 

“Cuando me tocó correrme porque había otros candidatos, lo hice”, recuerda en una entrevista con Letra P, pero avisa que vuelve al ruedo para competir en las filosas internas del Frente Progresista en la que se disputarán la lista a concejal el partido Creo del intendente Pablo Javkin, radicales progresistas y socialistas.

 

Cappiello lo hará desde su espacio Bases aunque no descarta algún tipo de alianza con la conducción del socialismo, referenciada en el fallecido Miguel Lifschitz que no termina de definirse y se juega mucho. El médico y sanitarista confiesa que habla con todos, incluso con el intendente, quien, según trascendió, lo puso en su radar en algún momento, algo que, sin dudas, agitaría la interna.

 

-¿En qué situación quedó Bases tras perder la elección de autoridades provinciales del Partido Socialista?

 

-Acompañamos, como debe ser. Con Claudia Balagué, que fue la candidata a presidenta en Santa Fe,  integramos la Junta Provincial de conducción del partido. 

 

- ¿Evalúan competir en el Concejo de Rosario en estas elecciones?

 

-Sí, yo como primer candidato a concejal y Lorena Carbajal como segunda en la lista. Seguramente habrá internas en el Frente Progresista.

 

-¿Habrá muchas listas?

 

-El intendente irá con su lista, mientras que ni el sector oficialista del socialismo ni las otras fuerzas han dicho nada aún. Seguramente será una interna importante.

 

-¿Cómo está el vínculo con el sector del socialismo oficialista?

 

-Hablo con ellos, hemos trabajado muchísimos años. Hubo un momento de pensamientos diferentes y yo me corrí a Bases. 

 

-¿Hay alguna posibilidad de una lista única del socialismo?

 

-Todo es posible siempre que haya voluntad política. Cuando me tocó correrme porque había otros candidatos, me corrí. Uno sólo no puede resolver todo, hay que hacerlo en conjunto.  

 

-¿Está hablando con ellos?

 

-Con todos los sectores, incluso con el de Javkin. No dejo de hablar con nadie.

 

-¿Pablo Javkin le ofreció estar en su lista?

 

-No, no se habló en las tantas veces que hemos hablado. 

 

-¿Pero es una chance? 

 

-Insisto, todo puede ser si se logran acuerdos. Cada uno tiene su impronta.

 

-¿Cree que su perfil sanitarista puede ser atrayente en estas elecciones?

 

-No lo sé. Estoy colaborando. Integro el comité de expertos que asesoran al gobernador, y lo hago por la gente, para que todos tengan la misma posibilidad de acceso a la salud. 

 

-¿Cómo ve a Santa Fe en el manejo de la pandemia?

 

-Se está vacunando bien, siempre que estén las vacunas. 

 

-¿Se manejó bien la pandemia en Rosario?

 

-Respondió muy bien el sector de salud, el público y el privado. Es un orgullo porque trabajamos 30 años para esto.

 

-¿Cómo ve al Frente Progresista después de la muerte de Miguel Lifschitz?

 

-Se está recuperando de ese golpe duro. Algunos se quieren ir a otro lado, otros quieren volver, como Ruben Giustiniani, y lo celebro. El resto queremos recomponer lo que se fue perdiendo y, también, los liderazgos. De a poco se irá reacomodando.