14|1|2022

Trasvasamiento generacional de crisis: también arde la JR

04 de diciembre de 2021

04 de diciembre de 2021

El sector bendecido por gobernadores y la conducción nacional se declara ganador. Evolución, oficialista en la Juventud, afirma que el plenario no tuvo cuórum.

La tensión creciente que se percibe en los estratos superiores de la UCR por la disputa de la jefatura del bloque en la Cámara baja nacional irradió hacia la discusión de poder dentro de su semillero dirigencial, la Juventud Radical (JR), que este viernes convocó a plenario para renovar sus autoridades nacionales. En un clima interno caliente, la jornada dejó resultados dispares entre las ramas en pugna.

 

De un lado, el sector de “Causa Nacional”, impulsado por los gobernadores y la estructura de conducción central del partido, proclamó ganadora a su candidata, la correntina Valeria Pavón. Del otro, Cantera Popular, agrupación que maneja la JR hace 18 años y está alineada a Evolución, el espacio comandado por Martín Lousteau, asegura que, con 72 delegados presentes, no se llegó al cuórum necesario (37 voluntades) para la realización del plenario, por lo que es ilegítima la elección de Pavón.

 

En la estructura que bancó a Pavón no tardaron en anunciar su triunfo al recalcar que en la sede del Comité Nacional, donde se realizó la jornada, alcanzaron un cuórum de 36 sobre 69 delegados habilitados presentes para poder desarrollar el plenario y, a posteriori, elegir a la representante correntina, promovida por el gobernador de esa provincia, Gustavo Valdés.

 

Consultadas por Letra P, fuentes de la Juventud Radical bonaerense, que respaldó a Pavón, recalcaron que “la Cantera eligió abandonar el recinto una vez que percibió que no llegaba a la mayoría” y aseguran que “los números son contundentes y no hay análisis que se pueda contraponer”. Enseguida, se plegaron a las salutaciones a Pavón los gobernadores Valdés y Gerardo Morales (Jujuy).

 

No obstante, en sus redes oficiales, la JR Nacional, conducida por la tropa de Lousteau, salió a negar la validez del acto: “El Plenario Nacional convocado para el día de la fecha a fin de renovar las autoridades de la Juventud Radical no se realizó por falta de quorum. La conducción determinará una nueva fecha en los próximos días”, recalcaron vía Twitter.

 

En esa línea, el dirigente promovido por Evolución para la presidencia de la JR, Conrado Caione, detalló el posicionamiento de su espacio a Letra P: “La presidencia transitoria que los 72 delegados del congreso votaron no levantaron el cuarto intermedio y ninguno de los dos espacios tenía el cuórum suficiente. Teníamos 36 voluntades cada uno y se necesitaban 37 de 72. El otro sector, de forma unilateral, decidió llevar a cabo el congreso sin tener cuórum, sin una resolución de la Junta de Poderes y sin las autoridades transitorias del plenario”. Frente a eso, Caione dijo que su espacio tiene un acta de la mayoría de la Junta de Poderes que dice que había 72 delegados acreditados presentes y que no hubo cuórum y que será la actual mesa de conducción de la JR “la que defina cuándo se hará el plenario”.

 

En el sector que se proclama ganador consideran que la postura de Evolución responde a una estrategia para postergar el reconocimiento de una derrota que, en este contexto de debate en los estratos superiores, “genera mucho ruido” en el ala que reporta a Lousteau y Emiliano Yacobitti, considerando que llevaba las riendas del órgano partidario juvenil desde hace casi dos décadas.