06|11|2021

Al pie de las urnas, ruralistas lanzan una batería de dardos contra el Gobierno

06 de noviembre de 2021

06 de noviembre de 2021

Carbap emitió un comunicado hablando de “incertidumbre e imprevisibilidad”. Enumera críticas en múltiples frentes. Fantasmas para el día después.

La Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) salió a jugar en la previa electoral con un mensaje directo en contra de las políticas aplicadas por el gobierno del Frente de Todos. En ese sentido, la entidad ruralista habló de “incertidumbre e imprevisibilidad” y lanzó fantasmas para el día después de las generales, focalizando en su “preocupación frente al escenario post elecciones”.

 

En un comunicado reciente, en Carbap deslizaron que el campo se encuentra “con enormes interrogantes sobre el desarrollo futuro de la actividad”. Ante eso, enumeró una batería de cuestionamientos entre los que recalcaron “la situación irresuelta sobre el mercado de exportación de carne bovina, el cual arrastra restricciones cuyo vencimiento seria el próximo 31 de diciembre” y que “cuenta con un incierto desenlace que permita el levantamiento total a la libre circulación de carne argentina al mundo, a pesar de los discursos en dicho sentido”.

 

Sobre los mercados granarios, también machacaron contra lo que definieron como “restricciones indirectas”. Y ampliaron en Carbap: “En el caso del maíz habría una cuestión de cupos prepactados en “acuerdos tácitos”. Pero cuál sería el temor para restringir o cerrar las exportaciones de maíz con una producción de 60 millones de toneladas de maíz.  Jamás faltara maíz en la Argentina”.

 

En el caso del trigo, aseguraron: “No se anotan exportaciones. Parece que de repente no habría interés por exportar trigo. Claramente quedan de manifiesto ciertas restricciones autoimpuestas entre comercializadores a espaldas del productor. Otra vez el ‘acuerdo tácito’, que solo impide la normal puja por los productos y en consecuencia el productor obtiene un menor precio que el que debería recibir finalmente. En síntesis, la “administración con inteligencia de los saldos exportables” por parte del Estado, no es más que seguir decidiendo discrecionalmente quien gana y quien pierde.

 

Sobre los derechos de exportación, deslizaron que “sigue sobrevolando en declaraciones de algunos funcionarios afines al gobierno la intención de querer aumentar los gravámenes a la exportación. Al productor, mientras tanto, se le duplicaron o triplicaron los costos de los principales insumos tanto para la agricultura como para la ganadería (como el caso de fertilizantes y fitosanitarios de todo tipo). E inclusive muchos insumos de importación como neumáticos, repuestos de maquinaria, máquinas de tambo, no se consiguen en el mercado e impiden en muchos casos seguir operando con normalidad”.

 

Ante eso el Consejo Directivo de Carbap dejó de manifiesto su “preocupación frente al escenario post elecciones, sea cual fuere el resultado, ya que la actividad productiva tanto en Buenos Aires como en La Pampa, ya está padeciendo las consecuencias de una macroeconomía nacional que no encuentra su rumbo ni estabilidad”. Así, instaron al Ejecutivo “a dar señales de  previsibilidad y certidumbre a los actores productivos con acciones concretas a partir del 15 de noviembre”.