13|11|2021

Funcionarios que no funcionan: el pedido a Perotti para que mueva su gabinete

03 de octubre de 2021

03 de octubre de 2021

Tras bancar al gobernador en las PASO contra Rossi, intendencias y presidencias comunales piden mejorar el vínculo territorial y una señal del rafaelino.

El grueso de las intendencias y presidencias comunales del PJ santafesino apoyó la lista del gobernador Omar Perotti en la interna contra Agustín Rossi, y, ahora que han salido airosas, empiezan a hacer valer la base de sustentación que significan para el rafaelino. Mientras trabajan para levantar en las generales la derrota ante Juntos por el Cambio (JxC), reclaman más participación política, aceitar la gestión, y que el sugerido recambio de gabinete se haga efectivo con algunas señales hacia el territorio.

 

La demanda de tener más peso en las decisiones es persistente en los habituales encuentros, pero saben que, generalmente, se encuentran con oídos sordos. Los intendentes y funcionarios consultados coinciden que se plantean enfoques de gobierno, agilidad en algunas áreas, y hasta marcan lo que entienden como errores políticos, pero la centralidad del Ejecutivo provincial tiene la última palabra. O todas las palabras.

 

Ahí queda expuesto el verdadero poder de las intendencias de presionar para cambiar un rumbo, a diferencia de los llamados barones del conurbano que pueden llegar a tener una injerencia determinante. Pero, esta vez, parece ser distinto porque el respaldo al gobernador, y hasta de su sello Hacemos Santa Fe, ha sido importante, al punto que el perottismo lo hizo bandera.

 

Un conocedor del tema territorial con cargo provincial comentó que nota al poder territorial con una mayor demanda de intervención en la política provincial y hasta hablan de “funcionarios que no funcionan”. “Hay una solicitud de más participación en la administración, pero habrá que ver si están dispuestos a dar el salto". 

 

En contacto con Letra P un intendente del departamento Rosario pasó en limpio: "No hay una demanda de ocupar cargos concretos, pero sí una dinámica diferencial propia de la vinculación del gobierno con los territorios. Falta aceitar por más que fue afianzando sus equipos. Pasa por la gestión más que cargos porque estamos ocupados en el territorio".

 

«No hay una demanda de ocupar cargos concretos, pero sí una dinámica diferencial propia de la vinculación del gobierno con los territorios»

Hay otra cuestión: si Perotti abre el juego. El “eterno lamento de los intendentes”, como llamó a las recurrentes demandas un funcionario de una intendencia de peso poblacional, tiene dos callejones sin salida. Por un lado, la centralidad y coraza que demuestra Perotti, aunque reconocen nuevos gestos de apertura puntuales para lograr armonía dentro del pejotismo. El otro, la falta de voluntad que terminan teniendo las propios intendencias por más que reclamen. 

 

“Siempre se quiere representatividad, pero el problema de algunos, sobre todo del Gran Rosario, es que son resbaladizos, porque tienen mucha fuerza territorial. ¿Quién va a querer largar la ciudad donde es jefe hace años y tiene recursos para meterse en los quilombos de una provincia?”, explicó a Letra P este mismo funcionario.

 

“Acá destacan a (Jorge) Ferraresi, a Juanchi Zabaleta y a (Martín) Insaurralde como un espejo, pero ninguno se quiere mirar ahí”, agregó respecto a los intendentes del conurbano bonaerense que desembarcaron en el Gabinete nacional y bonaerense. 

 

Entonces, cómo hacen para tener lugar. Algunos se animan más personalmente, otros arriman leales para negociar. Todo indica que este tipo de rosca se acelerará recién después de las generales del 12 de noviembre. “A fin de año hago los balances”, dijo como una máxima, Perotti al ser consultado por el recambio de Gabinete.

 

En tanto, un intendente del Gran Rosario soslayó el pedido de más espacio porque entiende que el gobernador ya lo ha dado con obras y con lugar en las listas, por ejemplo, con el cuarto lugar para Diputados de la intendenta de Cañada de Gómez, Stella Clerici. El gobernador visitó en los últimos meses varias veces la ciudad de ese intendente de gestión holgada.