14|11|2021

Mil flores, pero un solo acto: Todos cierra sus grietas en honor a Kirchner

25 de octubre de 2021

25 de octubre de 2021

La Cámpora y el Evita organizan una conmemoración conjunta. El operativo para frenar las lecturas del 17 de octubre. Fernández, único orador.

La figura de Néstor Kirchner lo hizo. Para apagar los ruidos internos que dejó la marcha del 17 de octubre, La Cámpora y el Movimiento Evita organizaron en conjunto un acto multitudinario en memoria del expresidente que se celebrará este miércoles en Deportivo Morón y que tendría como único orador a Alberto Fernández. La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner todavía no confirmó su participación.

 

La organización del evento comenzó a fines de la semana pasada encabezada por la plana mayor de las agrupaciones, con Máximo Kirchner y Andrés Larroque por La Cámpora y Emilio Pérsico y Fernando Navarro por el Evita a la cabeza. El acto tendrá como eje únicamente la reivindicación de la figura de Kirchner y la retórica nestorista.

 

Así surgió la consigna “Primero se crece, después se paga”, que recuerda el lema que impuso Kirchner cuando le tocó renegociar la deuda argentina como presidente y encaja perfectamente para la búsqueda de acuerdo actual con el Fondo Monetario Internacional (FMI). “Los muertos no pagan”, dijo Kirchner en 2005, cuando reestructuró la deuda, con Fernández como jefe de Gabinete.

 

La frase está a tono con lo que habitualmente dicen el Presidente y Martín Guzmán. Sin embargo, la lectura sobre la convocatoria llegó desde distintos sectores en clave de interna, como si la consigna fuera una presión para el ministro de Economía y el jefe de Estado.

 

La agitada interna del Frente de Todos (FdT) llevó a Máximo Kirchner, a Pérsico y a Navarro a tratar de aportar una cuota de calma. Los actos por el 17 de octubre dejaron un sabor muy amargo en todas las patas el oficialismo. “La lectura terminó siendo que hay duros y blandos. En el ala de los duros quedaron Hebe (de Bonafini), Amado Boudou y Luis D´Elia, como si fueran los referentes de Cristina”, dice una fuente al tanto de las conversaciones para la organización del acto. Los tres dirigentes hablaron en el acto del Día de la Lealtad y fueron críticos del Presidente. En la Casa Rosada masticaron bronca porque entendieron que la decisión de bajar la convocatoria del acto que iba a encabezar el Presidente fue un error.   

 

Para desactivar la bomba, el Evita y La Cámpora acordaron organizar un evento común. La decisión venía madurando, además, desde que las organizaciones sociales invitaron a Kirchner al acto que se celebró en el estadio de Nueva Chicago, que cerró el Presidente. Sobre el escenario, Pérsico sorprendió a Fernández y a Kirchner al anunciar la convocatoria a la calle a “200 mil compañeros y compañeras” para “construir la victoria” como cierre de campaña del FdT. “¿Esos actos no suman votos? Los peronistas lo hacemos así. La quiero ahí a Cristina, también”, dijo el líder del Evita.

 

La vicepresidenta todavía no confirmó si estará el miércoles en Morón. Cristina no suele participar de los homenajes públicos a Kirchner. Tampoco estuvo el año pasado, en el acto que organizó Fernández, en el CCK, donde se descubrió una estatua con su figura. Horas antes de que se cumplieran diez años del fallecimiento de su marido y un año de la victoria del FdT, la vicepresidenta publicó la primera carta con críticas al Gobierno. “Hay funcionarios que no funcionan” fue la frase que resumió el espíritu de la misiva. Máximo Kirchner eligió recordar a su padre con una recorrida por Villa Fiorito junto a Martín Insaurralde.

 

La convocatoria para este miércoles será amplia. El Presidente se reunió este lunes con Navarro y Pérsico y les pidió un acto masivo y “muy negociado”. Eso se traduce en una participación amplia de todo el FdT, que incluye gobernadores, intendentes y la CGT, además de los movimientos sociales y La Cámpora. Fernández quiere mostrar la foto de “unidad en la diversidad” que lo llevó a la Presidencia y que reivindicó el viernes, durante el asado que compartió con dirigentes nacionales y bonaerenses en Olivos. Los contactos ya comenzaron. Figuras de primera plana de la CGT ya recibieron llamados de la Casa Rosada y el pedido explícito de que no se desmarquen del acto. Dieron el visto bueno.

 

Las agrupaciones anunciaron a Fernández como único orador, aunque en la Casa Rosada todavía no lo confirmaron de manera oficial.  El acto se celebrará en Deportivo Morón, ubicado en el municipio que conduce Lucas Ghi, del FdT. El oficialismo no quiere que se repita el mal trago del acto de Chicago. La cancha fue clausurada por la justicia porteña por supuesto incumplimiento del aforo.