X

En un Zoom del Consejo Agroindustrial, el titular de Federación Agraria consideró clave la figura de la vice. Chemes, de CRA, explicó por qué criticó la foto.

Por 05/08/2020 10:12

La foto de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner con el campo negociador sigue dando que hablar en el sector. El viernes, en una reunión por Zoom del Consejo Agroindustrial Argentino (CAA), hubo debate y consideraciones respecto a esa postal. Y varios sinceramientos, más allá de las críticas públicas, que llegaron sobre todo de la Mesa de Enlace, justo cuando se discute por qué la Sociedad Rural (SRA) sigue afuera del nuevo sello, de llegada al oficialismo.

Según contaron a Letra P desde algunas cámaras que integran el armado, el presidente de la Federación Agraria (FAA), Carlos Achetoni, hizo punta y dio su posición, teniendo en cuenta el eje de la cuestión, el proyecto de ley que el campo negociador pule con el Gobierno para fomentar la exportación de procesados agropecuarios. “Somos democráticos: Cristina Fernández preside el Senado y una ley sin mayoría no sale. Sin Cristina, no hay ley”, dijo.

 

La Bolsa de Cereales, la UIA y los exportadores de cereales de CIARA CEC, en el Consejo.

 

También habló Jorge Chemes, el titular de Confederaciones Rurales (CRA), que salió públicamente con una frase picante: "Es difícil verse las caras con alguien que nos maltrató tanto”. En privado, el dirigente bancó el armado del Consejo y aclaró: “Me llamaron algunos muchachos, porque en algunos sectores no gustó mucho la foto, pero creo que tenemos que ir para adelante, porque en esto no puede haber grieta”.

Estas situaciones se dan en un marco de tensión en el cual la SRA busca despegarse del armado, por razones que consideran, antes que nada, políticas; y luego, prácticas. En la entidad que conduce Daniel Pelegrina observan que el Consejo, ante un eventual conflicto entre el Gobierno y el agro, no saldría a las protestas. Además, aseguran que ese armado tiene como objetivo volver a tener un diferencial impositivo para la soja procesada.

La visita a la vicepresidenta, pactada con tiempo, fue una ingeniería posterior a la reunión que mantuvieron con el titular de Diputados, Sergio Massa, y anterior al encunetro con el presidente Alberto Fernández, reunión que ocurrió este martes. Contaron los presentes en aquel encuentro que CFK pidió ver con ella la ley que irá al Senado y se mostró informada de la iniciativa.