20|6|2022

Cavaliere y ex massista: el nuevo director del aeropuerto de Rosario

03 de enero de 2020

03 de enero de 2020

Empresario ítalo argentino, fue presidente del Frente Renovador hasta hace unos meses. Cuando un grupo turístico tenía todos los boletos para quedarse con el cargo, un ex diputado torció la balanza.

Un Cavaliere y Proboviro de Italia conducirá los destinos del Aeropuerto Internacional de Rosario. El empresario y ex presidente del Frente Renovador en Santa Fe Eduardo Romagnoli fue designado por el gobernador Omar Perotti y asumirá en los próximos días.

 

 

Romagnoli le ganó la pulseada sobre la hora a Lisandro Cristiá, el hombre vinculado al turismo, un delfín del reconocido Grupo rosarino Carey, de buenas migas con el rafaelino.

 

Torció la balanza el vínculo de Perotti con el ex diputado nacional Alejandro Grandinetti, quien, luego de no ver su apellido estampado en listas electorales, fue nombrado secretario de Turismo de la provincia.

 

 

 

Romagnoli y Grandinetti conforman un eje: son socios políticos desde hace varios años. En 2015, el ex periodista lideró la nómina de candidatos a diputados nacionales en la provincia y sacó más de 400 mil votos. Arrastró a su segunda, la abogada Vanesa Massetani. El empresario ítalo argentino condujo la lista en senadores, no entró, pero superó al exgobernador socialista Hermes Binner y sacó el 23 por ciento. Nada mal.

 

Grandinetti y su socio Romagnoli tuvieron entonces toda la confianza de Sergio Massa. El ahora funcionario de Turismo pasó a primera plana gracias a su vínculo con el actual presidente de la Cámara de Diputados y a su pasado en TV.

 

 

 

Pero al promediar 2019, Massa les quitó todo el respaldo y a mediados de año se produjo, como reveló Letra P, el rompimiento. Grandinetti no tuvo lugar en las listas legislativas nacionales del Frente de Todos y pasó sus últimos meses en el Congreso en la bancada de Consenso Federal, junto a Graciela Camaño y Marco Lavagna.

 

En cambio, corrió con mejor suerte Massetani, quien, junto al diputado provincial Oscar “Cachi” Martínez, se quedó con la representación de los renovadores en Santa Fe. Como para que no quedaran dudas, Massa encabezó junto a ellos una conferencia de prensa en Rosario antes de las PASO nacionales. Grandinetti y Romagnoli no asomaron por el Hotel Savoy, donde suele parar Massa en Rosario.

 

 

 

Afuera del massismo, Grandinetti se movió hábilmente y jugó todas las fichas a integrar las filas del gobierno de Perotti. Pensó en el llano, pero cerró en Turismo, donde despliega sus buenos vínculos con el empresariado de la región. Su última conquista es el aeropuerto “Islas Malvinas”, donde Romagnoli será director.

 

Nacido en Córdoba, de 62 años, antes de aterrizar en política, Romagnoli fue presidente de la firma Región Centro Agropecuaria S.A., una corredora de cereales y oleaginosas. Vinculado estrechamente con Italia, dirigió primero la Cámara de Comercio Italiana de Rosario y luego, la del Mercosur. En 2012, el presidente tano Giorgio Napolitano le otorgó el Título Honorífico de Cavaliere y, en 2016, fue designado ¨Proboviro¨, hombre probo. En el medio, en 2013, se presentó como candidato a diputado al Parlamento Italiano por el partido de derecha Forza Italia. Ahora, saltará de los cereales al transporte.