X

Vidal violó la veda bonaerense con un spot que pautó en la final de la Copa América

Las publicidades de candidaturas provinciales están prohibidas hasta el viernes y está cerrado el registro online, pero la gobernadora mechó su video en la TV Pública. Sospechas sobre Lombardi.

La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, estrenó su primer spot de campaña este domingo. Fue en el entretiempo de la final de la Copa América, en la Televisión Pública, justo entre otros dos que también hacían su debut: el de Alberto Fernández fue primero y luego, el de Mauricio Macri. Hasta ahí, nada fuera de lo común, excepto por que la campaña electoral en la Provincia de Buenos Aires no se inicia hasta el 12 de julio y el registro donde los frentes electorales cargan sus pautas está cerrado: recién estará disponible este miércoles. Vidal, entonces, arrancó la campaña electoral casi una semana antes que sus competidores y violando sus límites.

El viernes 5 de julio, la Dirección Nacional Electoral (DINE) publicó la circular IF-2019-60890296, en la que advertía que "los servicios de comunicación audiovisual no deberán emitir publicidad para las categorías Gobernador y Vicegobernador; y Legisladores Provinciales de la Provincia de Buenos Aires desde el día 7 de julio de 2019 hasta la última franja horaria del día 11 de julio de 2019 (01:00 del 12 de julio de 2019)". Por esta disposición, no se vieron el domingo y, salvo otra violación al marco legal, tampoco se verán hasta el viernes spots de ningún otro candidato a gobernador bonaerense.

 

 

La disposición de la Dirección Nacional Electoral con la firma de su jefe, Rodrigo Conte Grand.

 

Donde se aclara cuándo se inicia formalmente la campaña electoral bonaerense es en la resolución 117/19 de la Junta Electoral de la provincia de Buenos Aires. Allí se estipula el 12 de julio como el punto de partida de la campaña proselitista a nivel provincial.

 

La resolución de la Junta Electoral bonaerense, donde se fija la fecha de inicio de campaña.

 

El comando de campaña de Vidal violó esa orden y lo hizo, como mínimo, con una complicidad determinante: la de las autoridades del canal público, parte del Sistema Federal de Medios que dirige Hernán Lombardi.

Letra P consultó a al menos dos espacios políticos que compiten con Vidal y confirmaron que el sistema online donde se cargan los spots de candidatos y candidatas bonaerenses que luego reproducen los canales se activará recién el miércoles. Esto es así porque los archivos deben cargarse en esa web al menos dos días antes de la fecha en que deben ser puestos al aire.

Las mismas fuentes, las dos de frentes que también presentan candidatos a presidente, advirtieron que no se trató de un “error” y que el spot de Vidal no figuraba en la planilla de carga de publicidad de candidaturas nacionales. 

 

El clan Conte Grand, en la web de su estudio.

 

Quien firma la circular como director nacional electoral es Rodrigo Conte Grand, oficializado en su cargo en abril de 2018 tras desempeñarse previamente como jefe de asesores del secretario de Asuntos Políticos del Ministerio de Interior, Adrián Pérez. Es parte de una familia con extensos lazos judiciales y políticos. De hecho, comparte estudio jurídico con Julio Conte Grand, el procurador de la provincia de Buenos Aires y hombre muy cercano a Vidal.

Las sospechas de las fuentes consultadas recaían sobre Lombardi, a quien le facturaban la maniobra irregular para que Vidal no desaprovechara la gran audiencia que concentró el partido entre Perú y Brasil. “Si era cualquier otro domingo donde el encendido es bajo, y más en la Televisión Pública, no hubieran hecho esto”, reflexionó uno de los voceros consultados.

Algo también llamativo es que, a diferencia de Macri y Alberto Fernández, que, además de publicar sus spots en el entretiempo de la Copa América, subieron los videos a sus redes, Vidal no lo hizo. La publicidad proselitista de la gobernadora solo se vio en la tele, ya que no lo compartió en ninguna de sus redes. Lo que abre dos opciones: la maquinaria de campaña de la que se vanagloria el macrismo falló y se olvidó de viralizar su pieza publicitaria en redes o, al menos en plataformas digitales, no violaron la veda.