TURBULENCIA PERMANENTE

Para los economistas, hay pocas chances de que 2018 termine con un PBI positivo

El Gobierno espera que la economía termine este año con un crecimiento entre 0,5% y 0,6%, pero el efecto de la sequía y la corrida cambiaria harán difícil alcanzar esos objetivos.

 

Lo cierto es que el Ejecutivo espera que este año la economía termine con un crecimiento de entre 0,5% y 0,6% y que en 2019 alcance 1,9%. Así lo aseguró el secretario de Política Económica, Guido Sandleris.

 

Según el diario El Cronista, los economistas creen que ese objetivo del Gobierno es elevado. De hecho, para alcanzar el crecimiento del 0,4% que está en la Carta de Intención con el FMI, la economía debe crecer 0,3% en promedio mensual de junio a fin de año. "Difícil que se logre. Vamos a un crecimiento negativo para el 2018", sostuvo Santiago López Alfaro, de Delphos Investment.

 

 

Por su parte, CyT Asesores estima que la economía “crecería 0,3% este año, que implica trimestralmente un crecimiento en el cuarto trimestre frente al tercero”. “La clave es la cosecha de trigo y que la situación financiera se estabilice", sostuvo María Castiglione.

 

Rodrigo Álvarez, de Analytica, explicó que la corrección del tipo de cambio real "generaría la recesión más profunda desde 2009, debido a la configuración de variables macro y los condicionamientos sobre la política económica impuestos por el Gobierno y/o el FMI”.

 

“Sin embargo, la combinación de factores estadísticos y estacionales implicarían que los datos anuales ‘luzcan‘ mejor que otros eventos similares", señaló y dijo que espera una contracción del PBI de 0,8% en 2018 y una suba de 0,2% en 2019.

 

Miguel Zielonka, de EconViews, pronosticó que el último trimestre empezará a mostrar una mejora de 0,2% frente al anterior. “Si es positivo el cuatro trimestre, sería apenas”, remarcó.

 

No obstante, anticipó que 2018 cerrará en caída de 0,5% y que crecerá un 1,5% el próximo año. “El campo, una mejora en el salario real por apertura de paritarias e inversión en PPP, donde el sector privado reemplaza al sector público”, describió.

 

De la misma manera, Melisa Sala de LCG dijo que ayudará la cosecha, la mejora del salario real y una recuperación de las exportaciones.

 

En ACM pronostican un crecimiento del 0,4% como techo, “con un cuarto trimestre apenas positivo en términos desestacionalizados”, sostuvo Jorge Neyro. No obstante, dijo que eso dependerá “de que el gobierno pueda bajar las tasas de interés y la cosecha fina sea buena”.

 

Tanto Juan Ignacio Paolicchi de EcoGo como Gabriel Caamaño Gómez creen que el último trimestre del año la economía podría estabilizarse, dejar de caer. “Todavía no se puede salir del zigzag”, describió Paolicchi, sobre los años de crecimiento seguidos de caída.

 

Javier Milei expuso ante el Círculo Rojo en el Foro Llao Llao.
Osvaldo Giordano, presidente del Ieral de la Fundación Mediterránea de Córdoba.

También te puede interesar