17|6|2022

Qué dice el libreto que le escribió Peña a Caputo para defenderse en el Congreso

15 de marzo de 2018

15 de marzo de 2018

El ministro de Finanzas se presentará ante diputados opositores con una réplica del discurso del jefe de Gabinete su informe de gestión. Para Torello, "es absurdo pensar que ´Toto´ hizo algo malo".

El ministro de Finanzas, Nicolás Caputo, presentará su defensa ante legisladores de la Comisión de Finanzas de la Cámara de Diputados la próxima semana, con el argumento de que siempre “dijo la verdad”, que tener cuentas bancarias en el exterior en paraísos fiscales “no es delito, ni corrupción” y que, en todo caso, "si hubo omisión” en sus declaraciones juradas, puede “rectificarlas”.

 

Así lo anticipó este jueves a Letra P una alta fuente de la Casa Rosada, que en línea con lo que expresó el propio presidente Mauricio Macri y el jefe de Gabinete, Marcos Peña, al ratificar al cuestionado ministro en el cargo, consideran que tener una cuenta bancaria en paraísos fiscales como la que le encontraron a Caputo, “para una persona que trabaja en el exterior, en el mundo de las finanzas, es tan común como tener un pasaporte”.

 

“El único argumento de su defensa será contar la verdad: lo que tuvo, lo declaró”, aseguran en la Casa Rosada fuentes del entorno más cercano a Macri que conocen a Caputo desde la intimidad y que frente a las acusaciones contra el ministro, insisten: “No hay nada irregular”.

 

 

Aseguran que Caputo “ya tiene todos los papeles” que presentará ante los diputados de la oposición que piden interpelarlo en el Congreso. Y que hizo lo propio “ante la Justicia y la Oficina Anticorrupción”.

 

Así, el ministro de Finanzas irá a dar explicaciones al Congreso "la semana próxima o la otra", con la misma línea discursiva que la que inauguró Peña este miércoles ante la Cámara baja: “Corrupción no son las offshore, sino los bolsos de (José) López”.

 

Otro funcionario del entorno más cercano al Presidente, José Torello, dijo a Letra P que “es absurdo pensar que ‘Toto’ Caputo hizo algo malo”.

 

“Lo banco 100 por ciento a Toto (Caputo). Es honesto, un hombre exitoso, de negocios, que vino a dar su tiempo y esfuerzo para ayudar a la Argentina, dejando todo lo que tenía en el exterior. Lo conozco desde los seis años, tenemos una relación casi familiar y es imposible que haya hecho algo malo”, agregó Torello, jefe de asesores del Presidente y apoderado del PRO.

 

 

 

En distintos despachos de la Casa Rosada se escuchan los mismos argumentos: una postura de victimización ante la ola de acusaciones de cuentas offshore y las sospechas de eventuales maniobras de evasión o lavado de dinero que pesan contra varios funcionarios, incluso sobre la familia del Presidente.  

 

“En diez años de gobierno en la Ciudad no tuvimos ni un solo caso de corrupción. Es paradójico que el kirchnerismo -que desfila con causas por toda la justicia- ahora nos acuse”, se quejó otro funcionario con despacho en Balcarce 50. E insisten: “Estas acusaciones son un modus operandi del kirchnerismo. Es un tema que quiere instalar la oposición porque necesitan un Gobierno débil”.

 

“Mauricio nos dice que aclaremos todo, que esto es parte del juego de la política. Que sigamos con la vara anti-corrupción y por la transparencia, bien alta”, que su idea es “terminar este mandato con esa misión cumplida” replican.

 

Cerca de Macri repiten, a modo de mantra: “En el caso de que hubiera omitido alguna declaración, por que en algún momento no se dio cuenta, o por error, lo rectifica, pero eso no es un delito. Omitir una declaración no es delito. Tener una offshore no es delito. Hay un ensañamiento con este tema de las offshore casi obsesivo”.