Crisis del empleo

Chivilcoy: duro cruce de ex operarios de Paquetá con el intendente

Los trabajadores marcharon al municipio en su último día de actividad y responsabilizaron a Britos por el cese de actividad. Empresarios chinos instalarían dos empresas en la ciudad.

En el último día de actividad de la empresa Paquetá, ubicada en el distrito bonaerense de Chivilcoy, los trabajadores se movilizaron por el centro de la ciudad, fueron al local de Cambiemos, donde colocaron camisas de trabajo, y se cruzaron en el ingreso del Palacio Municipal con el intendente Guillermo Britos.

 

 

Durante la movilización, además de izar algunas camisas al mástil que está frente al palacio municipal, los trabajadores cantaron e insultaron al presidente Mauricio Macri, a la gobernadora María Eugenia Vidal, al funcionario del Ministerio del Interior Sebastián García De Luca, al concejal José Ferro y el intendente Britos.

 

El recorrido incluyó una parada en el local que Cambiemos tiene en la ciudad, donde colocaron las camisas, y en la Intendencia. “Fue una empresa que en algún momento fue un símbolo de la Argentina; llegó a tener más de 1.500 empleados. Quedaron 600 y hoy están todos en la calle. No hay conciencia de lo que hizo Cambiemos. En tres años destruyó Chivilcoy. Es un daño terrible para la ciudad, porque vemos muchos negocios que están cerrando, menos consumo, menos trabajo para el almacén del barrio”, señaló un trabajador al diario La Razón.

 

 

 

Según indica el medio local, en la desconcentración de los trabajadores un grupo se dirigió al Palacio Municipal, donde estaba el intendente reunido en su despacho con empresarios chinos que recorrieron la nave de Paquetá con el objetivo de invertir en la planta que ahora quedará fuera de actividad.

 

De acuerdo a versiones de trabajadores, ante los insultos salió el intendente Britos y les preguntó a uno de ellos por qué lo insultaba y la respuesta fue que era "tan culpable del cierre de la fábrica como Macri”. “Vayan a putear a Adidas, a mí no”, habría respondido el jefe comunal.

 

Siempre según la versión de los trabajadores, Britos les habría dicho que “con lo que cobraron tienen para aguantar un tiempo”. A lo que los trabajadores le respondieron: “Yo no quiero plata, quiero mi trabajo”.

 

 

 

Este miércoles por la mañana, el jefe comunal expresó a través de las redes sociales del municipio su posición ante los incidentes y además hizo un balance del encuentro que mantuvo con los empresarios chinos. Entre otras cuestiones, señaló que se analizaron las alternativas para poner en marcha dos empresas en el predio y que los orientales estarían dispuestos a ocupar parte del personal de Paquetá que ahora quedó desempleado.

 

Martín Llaryora evitó las críticas de Javier Milei y evalúa el escenario abierto tras el 25M
Javier Milei encabezó la celebración del 25 de Mayo en Córdoba.

También te puede interesar