La crisis del empleo

Más despidos y tomas: ahora en la planta Mascardi de Ezeiza

Este miércoles la fábrica amaneció tomada por sus trabajadores. Luego, una audiencia en el ministerio de Trabajo bonaerense comenzó a destrabar la situación.

La fábrica de plásticos Mascardi radicada en Ezeiza amaneció este miércoles tomada por sus trabajadores, sumándose así a la lista de empresas que están en conflicto, en el marco de despidos, suspensiones y hasta cierres. En este caso, el empresario Roberto Reidy echó a 42 trabajadores que, según fuentes del Ministerio de Trabajo bonaerense, fueron efectivizados. Se desarrolló una nueva audiencia y desde la cartera que conduce Marcelo Villegas se informó que lograron desactivar la medida de fuerza, pero la incertidumbre es creciente porque todavía no están resueltas las liquidaciones de todos.

 

Durante la mañana de este miércoles, los trabajadores de la empresa que inició sus actividades allá por 1975 y posee actualmente casi treinta sucursales en todo el país, votaron en asamblea un paro con toma de la planta ubicada en la localidad bonaerense de Ezeiza, "cansados del manoseo" por parte de empresarios y últimamente, del gobierno provincial. Así lo manifestaron sus trabajadores, en diálogo con Letra P.

 

"Nosotros tuvimos reuniones durante todo enero para negociar con el ministerio de Trabajo, en plena conciliación obligatoria, pero la empresa no quería reincorporar a los despedidos", le dijo a este portal uno de los trabajadores afectados. "Había compañeros que se querían ir y otros que se querían quedar; entonces presentamos un listado con 12 compañeros para reincorporarlos, y obviamente la empresa se negaba", agregó. "Nos cansamos de todos los atropellos de la empresa y decidimos la toma de la planta", explicó además. Así, un grupo de delegados viajó hasta La Plata para reunirse en el ministerio que dirige Villegas, a pocos días de haber finalizado la conciliación. "Todos fueron efectivizados y se levantó la toma", evaluaron desde el gobierno provincial.

 

La semana pasada se había llegado a un acuerdo que puede marcar precedentes, en este caso en la textil GGM de Las Flores: empresarios y representantes de Trabajo firmaron una reducción horaria y salarial a la mitad para el total de los operarios, con el objetivo de que no pierdan su fuente laboral. “No es la situación ideal”, sintetizó en aquel momento el intendente local, Ramón Canosa.

 

2017 arrancó con malas noticias para los trabajadores de Mascardi, que si bien ya venían con problemas desde el año pasado, en enero sufrieron la notificación de que 42 de los casi 150 que tiene esa planta ezeicense eran echados sin motivo alguno. El dueño es Roberto Reidy, un empresario que por ejemplo en marzo de 2012 fue parte de la comitiva del entonces secretario de Comercio Interior de la Nación, Guillermo Moreno, en Angola.

 

"Lo que nos dijeron es que por las bajas en las ventas tiene que haber una reducción en el personal", le explicó a este medio uno de los trabajadores despedidos, y agregó: "esta empresa se caracteriza por la persecución a sus empleados. Esta comisión interna se la pelea y ellos quieren sacar a la gente que nos rodea".

 

Como viene relatando Letra P, en las últimas semanas se multiplican casos similares. El cierre de fábricas, los despidos y las suspensiones de personal son, en el arranque de 2017 –que, según el Gobierno, traería el despegue de la economía- consecuencias críticas de la aplicación del modelo productivo de la administración que encabeza Mauricio Macri. La crisis, según pudo determinar este portal a partir de un amplio relevamiento, no distingue sector ni provincia: bajaron las persianas empresas en Buenos Aires, Capital Federal, Chaco, San Luis, Neuquén, Santa Fé, Córdoba y Tierra del Fuego, con casos notorios y emblemáticos.

 

En territorio bonaerense la situación tiene una particularidad: no hay ministro de Producción. Este es un punto que también narró este medio en reiteradas oportunidades. Para la gobernadora María Eugenia Vidal no es prioridad, hace ya casi dos meses que ese cargo está vacante -tras la partida de Joaquín De la Torre al ministerio de Gobierno- y no hay ninguna novedad al respecto.

 

Francisco Azcué (JxER) junto a Luciano Del Ollio (izq) y Pablo Ferreyra (der), en una conferencia de prensa sobre el Pacto de Julio que el intendente de Concordia pretende firmar en agosto. 
La nueva SIDE de Javier Milei. 

También te puede interesar