LA GUERRA POR LOS RECURSOS

Gaillard: “Lo de la Corte es pornográfico; no podemos hacernos los distraídos”

La diputada que preside la Comisión de Juicio Político defiende la avanzada contra el tribunal y llamó a "defender" la democracia. Bordet, en la mira.

CONCORDIA (Corresponsalía Entre Ríos) La presidenta de la Comisión de Juicio Político de la Cámara de Diputados, Carolina Gaillard, calificó la actuación de la Corte Suprema de Justicia en el litigio por la coparticipación porteña como "un escándalo bochornoso y pornográfico" y, sin nombrarlos, se refirió a los gobernadores peronistas que no firmaron el pedido impulsado por la Casa Rosada, entre ellos, el de su provincia, Gustavo Bordet. "No podemos hacernos los distraídos", les advirtió.

 

La batalla legislativa que lanzó el presidente Alberto Fernández contra los cuatro miembros del máximo tribunal desnudó una vez más las internas del peronismo a partir de la decisión de un grupo de mandatarios provinciales de sacarle el cuerpo a esa pelea. Además de Bordet, evitaron ponerle el gancho a la avanzada parlamentaria el santafesino Omar Perotti, el sanjuanino Sergio Uñac y el cordobés inorgánico Juan Schiaretti. El entrerriano participó vía Zoom  de la reunión del jefe de Estado con las provincias, pero luego mandó a desmentir que fuera a acompañar el proyecto de juicio político.

 

Gaillard es la elegida por el Presidente para encabezar la avanzada en la Cámara baja. Albertista de la primera hora, sus vínculos con el mandatario datan de muchos años atrás, inclusive de mucho antes de que Fernández apareciera en el radar como candidato a presidente por el Frente de Todos, en 2019. Esa relación la llevó a liderar la Comisión de Juicio Político de Diputados. “Nadie puede hacerse el distraído y toda la dirigencia política debería estar defendiendo el Estado de Derecho y la democracia”, arengó en diálogo con Letra P.

 

-¿Qué instrucciones les dio el Presidente cuando les entregó el pedido de juicio político?

 

-Nos pidió que iniciemos el trámite teniendo en cuenta el escándalo que generó la difusión de los chats que mostraron la connivencia del Poder Judicial con el poder político. Ya veníamos viendo fallos arbitrarios, como el de la coparticipación o cuando en el Consejo de la Magistratura el Poder Judicial se metió en el Legislativo al resucitar una ley que había sido derogada. En ese sentido, todas estas situaciones muestran una afectación de la división de poderes, porque el Poder Judicial se entromete; esa es la causa central por la que se impulsa el juicio político. Los chats evidencian lo que veníamos sospechando. El chat entre (el asesor del presidente de la Corte, Horacio Rosatti, Silvio) Robles y (el ministro de Seguridad porteño, Marcelo) D´Alessandro sugiriendo estrategias tiene una relevancia institucional y pública que es muy grave y es lo que hace que Fernández avance con esta herramienta de la Constitución.

 

-¿Pero sirven los chats como elemento probatorio en este pedido de juicio político?

 

-Esto es un juicio político que tiene como finalidad mostrar que (los supremos) no tienen la probidad ética para el cargo que tienen. No es un proceso penal que busca comprobar un delito. En segundo lugar, los chats son un elemento más dentro del proceso de juicio político. La obtención de estos chats es un tema que tendrá que definir la Justicia y las personas, denunciar que fueron hackeadas. En la comisión tomamos conocimiento de algo público, pero eso se suma a otras irregularidades cometidas por el Poder Judicial estos últimos tiempos, empezando con que hay dos jueces que fueron nombrados por (Mauricio) Macri por decreto, aunque hayan sido convalidados después. Al inicio carecieron de legitimidad de origen. Supimos tener una Corte muy prestigiosa, con Carmen Argibay, Elena Highton y Eugenio Zaffaroni. Esta Corte de hoy no es independiente ni imparcial y sus jueces, por lo que vimos, no tendrían probidad ética.

 

-¿Qué chances reales tiene de prosperar el pedido? ¿Cuál es el propósito último de dar este debate en la Cámara?

 

-El presidente de la Nación no podía omitir impulsar este instituto ante el conocimiento de los chats que muestran tráfico de influencia. Es un escándalo bochornoso y pornográfico, no podemos hacernos los distraídos. Vamos a impulsar la denuncia de juicio político y se va a producir toda la prueba necesaria. La apertura para la causa está con la mayoría del Frente de Todos y también para el dictamen que aconseja la acusación.

 

-¿Cómo está la relación con el gobernador Bordet luego de que se haya bajado del acompañamiento?

 

-No tengo ningún cortocircuito con Bordet. Le tengo un profundo respeto y él me respeta a mí. Alberto lo respeta mucho a nuestro gobernador y entiende sus razones. Tiene discrepancia respecto a algún punto, pero Bordet firmó antes el recurso contra el fallo de la Corte por la coparticipación, que beneficia a la ciudad más rica y viola la ley de presupuestos.

 

-¿Se habló de cuál será la postura del bloque oficialista entrerriano?

 

-Todos los diputados del Frente de Todos de Entre Ríos vamos a acompañar este juicio porque el caso tiene una gravedad enorme. Tenemos que poner luz donde hay oscuridad. Se demostró que no se puede confiar en el Poder Judicial y tenemos que recuperar esa confianza.

 

-¿Cómo analiza la conducta de la oposición, que ya avisó que no acompañará ni sesionará hasta que concluya lo que define como “circo kirchnerista”?

 

-Está avalando la conducta irregular del máximo tribunal de justicia y convalida que los otros poderes avasallen, en contra de lo que tanto defiende, que es la república. Avala que la Corte se arrogue facultades que no le corresponden y eso es gravísimo. Toda la dirigencia política debería estar en este momento defendiendo el Estado de Derecho y la democracia.

 

Última reunión paritaria entre los docentes de Entre Ríos y el gobierno que encabeza Rogelio Frigerio.
Rogelio Frigerio deja correr las críticas al gobierno de Javier Milei, en la previa de la reunión de gobernadores con el gobierno nacional.

También te puede interesar