La guerra por los recursos

Fernández juntó 12 firmas contra la Corte: Rodríguez Saá duda y Uñac se bajó

La mitad de las provincias impulsa el juicio político contra los cuatro jueces del máximo tribunal. El sanjuanino teme por su reelección. Los otros ausentes.

Con la notoria ausencia de los peronistas Sergio Uñac, Omar Perotti y Alberto Rodríguez Saá, entre dudas y especulaciones, el presidente Alberto Fernández sumó finalmente el acompañamiento de la mitad de las provincias argentinas al pedido de juicio político que presentará en el Congreso Nacional contra los cuatro integrantes de la Corte Suprema de Justicia, por supuesto mal desempeño en el ejercicio de sus funciones.  

 

Fueron 12 los representantes de las provincias que firmaron este martes el comunicado oficial, según el documento oficial, en el que se anunció el impulso del juicio político contra el presidente del máximo tribunal, Horacio Rosatti, y el pedido de apertura contra Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti, a los que señalan por hechos “con distintos grados de responsabilidad”.

 

El 1 de enero, Fernández anunció que citaría a la Casa Rosada a los 14 gobernadores que el 22 de diciembre firmaron el comunicado en el que criticaron en duros términos el fallo de la Corte que restituyó un porcentaje del reparto de los fondos coparticipables a la Ciudad de Buenos Aires y lo calificaron como “incumplible”. Como contó Letra P, en aquella oportunidad también se habló sobre la posibilidad de impulsar el juicio político contra los supremos, por lo que el Presidente esperaba contar con el mismo acompañamiento. Pero el número de este martes tuvo algunas bajas, al menos hasta el momento.

 

El primer dato fue la ausencia de Rodríguez Saá, quien si bien el 22 de diciembre tampoco asistió a la reunión en la Casa de Gobierno decidió estampar su firma en el comunicado posterior. Esta vez, el puntano no hizo lo uno ni lo otro: el comunicado que Presidencia envió este martes pasadas las 16 no incluye su firma. En el Gobierno no descartaron que anunciara su acompañamiento más tarde. Las conversaciones, al cierre de esta nota, están en marcha.

 

En tanto, quedó en evidencia el faltazo de Uñac, que había asistido a la última reunión y había sido uno de los más críticos del accionar de la Corte, pero esta vez se desmarcó del Presidente y del resto de los mandatarios del Frente de Todos. El sanjuanino tampoco firmó el pedido de juicio político y mandó a decir que estaba en desacuerdo con la iniciativa.

 

Las razones son conocidas por todos. Uñac quiere pelear por un tercer mandato en la provincia en las elecciones que se celebrarán el 14 de mayo, pero su deseo podría frustrarse en sede judicial. A mediados de diciembre, el dirigente sanjuanino Gustavo Fernández, de Dignidad Ciudadana, presentó una acción declarativa de certeza para que la Justicia defina si el gobernador puede o no ser candidato en 2023. La disputa podría terminar en la Corte y Uñac quiere evitar el enojo de los supremos.  

 

El comunicado lleva la firma del Presidente y los gobernadores Axel Kicillof (Buenos Aires), Raúl Jalil (Catamarca), Jorge Capitanich (Chaco), Mariano Arcioni (Chubut), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Gildo Insfrán (Formosa), Sergio Ziliotto (La Pampa), Ricardo Quintela (La Rioja), Gerardo Zamora (Santiago del Estero), Gustavo Melella (Tierra del Fuego), Osvaldo Jaldo (Tucumán) y la gobernadora Alicia Kirchner (Santa Cruz).

 

La mayoría estuvo este martes en la Casa Rosada junto a Fernández, el ministro del Interior Eduardo de Pedro, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, y el secretario general de la Presidencia, Julio Vitobello. De forma presencial asistieron Capitanich, Jaldo, Insfrán, Kicillof, Ziliotto, Quintela, Zamora, Melella y los vicegobernadores Eugenio Quiroga (Santa Cruz) y Rubén Dusso (Catamarca). Vía Zoom participaron Kirchner, Jalil y Bordet, que está de vacaciones.

 

Fueron Capitanich, Kicillof y Zamora los encargados de oficiar como voceros del encuentro. El chaqueño anunció el acompañamiento de “la mayoría de los gobernadores” a la iniciativa del Presidente, aunque el número reunió por ahora justo a la mitad de los representantes de las 24 jurisdicciones provinciales. El chaqueño enumeró los fallos que la cuestionan a los cuatro cortesanos, entre los que se cuenta su intervención en la discusión por la conformación del Consejo de la Magistratura y el fallo sobre la coparticipación que favoreció a la Ciudad. “Consideramos que esta Corte, por una serie de hechos que se van a presentar ante la opinión pública, tiene una manifiesta parcialidad. Los fallos son para favorecer a una parcialidad política”, dijo el chaqueño.

 

Zamora, por su parte, destacó que “es la primera vez” en la historia en que las provincias piden el juicio político de un juez de la Corte junto al Presidente. “Hay un conflicto institucional muy fuerte. No se puede dejar pasar esto”, dijo el santiagueño, que este lunes presentó una denuncia penal contra el vocero de Rosatti, Silvio Robles, por la filtración de supuestas conversaciones suyas con el ministro de Seguridad de la Ciudad, Marcelo D´Alessandro. “Robles está involucrado en un hecho gravísimo. La Corte dicta un fallo que afecta el federalismo en la que aparece en connivencia con el demandante”, apuntó.

 

En tanto, entre las ausencias del peronismo se destaca la del santafesino Perotti, que se ausentó de las últimas dos reuniones y evitó las críticas a la Corte. En otro plano quedaron las provincias consideradas independientes, gobernadas por Omar Gutiérrez (Neuquén), Arabela Carreras (Río Negro), Gustavo Sáenz (Salta), y Oscar Herrera Ahuad (Misiones). Según pudo saber Letra P, ninguno acompañará el pedido de juicio político a los supremos.

 

La hidrovía de Javier Milei
La comitiva oficial en el vuelo que los regresó a la Argentina. 

También te puede interesar