03|10|2022

Lo que no se vio de la superdespedida de Massa en Diputados

03 de agosto de 2022

03 de agosto de 2022

Las roscas silenciosas en el tercer piso de la Cámara baja y las lágrimas del tigrense. La llegada de Moreau a un recinto hostil. Las diferencias en JxC. 

Con asistencia casi perfecta, las 450 personas invitadas que llenaron las tres bandejas de la Cámara de Diputados le dieron el clima festivo que Sergio Massa buscaba para encabezar su renuncia a la presidencia del cuerpo. En ese contexto de celebración, protagonizó el final de sus 996 días al frente del cuerpo y presenció la asunción de Cecilia Moreau como su reemplazante. La escena del recambio se estiró, en una sesión donde la oposición estuvo atravesada por las diferencias internas que tuvieron respecto al respaldo o rechazo de la nominación que formalizó el presidente del bloque del Frente de Todos, Germán Martínez

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Para Massa, el tramo final de su estadía en la Cámara baja comenzó el lunes después de las 18, cuando salió del despacho de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien le ofreció al futuro ministro un respaldo que Silvina Batakis nunca pudo exhibir. Desde entonces el tigrense empezó una agenda con escasas horas de sueño para volver a la Cámara y seguir con los detalles de la transición.

 

La nominación de Moreau implicó cuatro días de diálogos con todas las tribus del panperonismo para ordenar las aspiraciones y encauzar las internas en estado latente ante el incremento exponencial de poder del Frente Renovador.

 

Las roscas silenciosas cristalizaron en una reunión en el tercer piso de la Cámara. Asistieron casi todos los integrantes del bloque y protagonizaron una foto de familia para respaldar la designación de la elegida por Massa. La diputada es una de las más respetadas por sus pares y luego de cuatro días de negociaciones, la reunión buscó rodearla de respaldo antes de transformarse en la primera presidenta de la Cámara baja en 158 años de historia nacional. También fue el momento de la primera despedida para el tigrense. Quienes lo  escucharon también lo vieron llorar, pero no quisieron aportar detalles del diálogo que mantuvieron en esa asamblea del bloque, que reunió a casi un centenar de las 118 bancas del espacio. En la foto no se ve a Máximo Kirchner, pero los consultados aseguran que estuvo.

 

Con la escena de respaldo del panperonismo, Massa fue a conducir la última reunión de la comisión de labor parlamentaria. En el encuentro, donde también lagrimeó, escuchó como los jefes parlamentarios opositores se encaminaban a plasmar en el recinto la abstención que habían anticipado. Para el interbloque de JxC, la decisión no fue fácil. El lunes se realizó un encuentro virtual de los caciques de cada bloque y no hubo acuerdo. Lo mismo sucedió este martes cuando se reunió cada espacio.

 

Las diferencias quedaron plasmadas en el recinto. Por el bloque macrista no habló su titular, Cristian Ritondo. En su lugar le tocó a Waldo Wolff, tan cercano a Patricia Bullrich como al diputado de ultraderecha Javier Milei. Enunció la línea discursiva que  se habían repartido los duros. "Esto es tierra arrasada, no se por qué tanta algarabía si usted es parte de esta gestión", bramó y comenzó el operativo de limar a Moreau antes de asumir. "No tenemos nada que festejar y espero que el partido gobernante se deje de romper las instituciones", lanzó el legislador mientras le llovían silbidos. El silencio de Ritondo sorprendió. "Es amigo de Massa y estaba muy incómodo. Prefirió callar y dejarle a un duro que haga lo que él no quería", confiaron a Letra P

 

El radical Mario Negri, que conoce a Moreau desde niña, no perdió la aspereza. Dijo que era designada para "concluir el mandato de Massa, al que le quedan cuatro meses y en diciembre van a ver qué hacen". Luego sentenció: "El reloj les marca tiempo de descuento". Su correligionario Rodrigo De Loredo no cedió su espacio y habló por el cisma de Evolución Radical. Lo mismo hizo Martín Tetaz que llegó a diagnosticar "otro riesgo de hiperinflación en la Argentina" y, fiel a su estilo, le sacudió al tigrense, que miraba la sesión desde uno de los sectores para invitados especiales, acompañado por su esposa, Malena Galmarini. "Que Massa anuncie ahora si quiere ser candidato en 2023", chicaneó y el recinto subió la temperatura.

 

La pieza desequilibrante la aportó Graciela Camaño, del bloque Identidad Bonarense. Al principio no se sabía si iba a castigar o respaldar a Moreau. Las legisladoras no tienen la mejor relación, pero protagonizaron el momento más significativo de la sesión. "Tengo la conciencia tranquila porque cuando hicimos esta ceremonia propuse a la diputada (Roxana) Bertone y a (María Eugenia) Vidal porque quiero que ahí haya una mujer para que se entienda la necesidad de que las mujeres ocupen cargos relevantes para darle en serio la paridad en la participación que la mujer se merece”, bramó la diputada. "Ella es radical y yo soy peronista, ella defendió y militó por el aborto y yo voté en contra y no me gusta la ley del aborto. Ella se fue con los kirchneristas, yo me quedé afuera en oposición. Y punto: nadie le puede negar la militancia, el trabajo", insistió. El discurso incomodó a JxC. La mayoría de sus integrantes nunca perdió la incomodidad ante las chicanas de Wolff, Negri y Juan Manuel López, de la Coalición Cívica.

 

Luego de los cruces, Moreau finalmente fue elegida y tomó posesión. “Soy consciente que tengo una responsabilidad adicional por ser mujer, y la verdad que me genera un orgullo extra ser la primera mujer de la Cámara. No se confundan, no voy a gobernar con mis hormonas esta Cámara, sino con mi cabeza y con mi corazón militante y mis convicciones políticas”, fue la frase que más impactó y que buscó rebatir los gestos misóginos de la oposición que buscaron subestimarla. 

 

El último acto lo protagonizó el diputado Juan Marino, el reemplazante de Massa en la lista de 2019. En el medio, hubo una reunión reservada entre Massa, Kirchner y el ministro del Interior, Eduardo de Pedro. Se juntaron para organizar lo que viene en plena transición. Este miércoles jura el tigrense y en Diputados aguardan que anuncie un paquete de medidas que podría involucrar al Congreso. Hasta que eso suceda, las urgencias del frentetodismo giran en torno a definir al próximo vicepresidente del bloque que lidera Martínez y cubrir dos lugares clave que ocupaba Moreau: la presidencia de la Comisión de Legislación General y su rol en la de Presupuesto.