22|9|2022

Larreta hizo campaña en Catamarca ante la indiferencia de la UCR local

22 de julio de 2022

22 de julio de 2022

El presidenciable amarillo reunió a la tropa PRO y de la Coalición Cívica, pero se notó el vacío radical. Palos a Jalil y al Gobierno. Caminata, rosca y poncho.

CATAMARCA (Corresponsalía Norte Grande) El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, llegó este viernes en modo campaña a San Fernando del Valle de Catamarca con la excusa de la tradicional Fiesta Nacional e Internacional del Poncho. Como líder del PRO, aprovechó para reunirse con sus socios de la Coalición Cívica - ARI en Juntos por el Cambio (JxC), pero fue notoria la ausencia de la dirigencia radical, con la que no hubo ni una foto, ni un cruce de palabras. Durante su estadía breve y en contexto de crisis económica indomable para la Casa Rosada, el alcalde porteño criticó al Gobierno por no tener un plan ni actitud de diálogo. Tampoco dejó pasar la oportunidad para mostrar su desacuerdo con un posible llamado a elecciones provinciales en marzo, lo que supondría la suspensión de las PASO, una idea que alimenta el gobernador Raúl Jalil.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Rodríguez Larreta aglutinó a las dirigencias del PRO y del ARI y durante la mañana ofreció una conferencia de prensa en un local partidario, en la que planteó su rechazo a la suspensión de las primarias en la provincia, en consonancia con la postura de la oposición local. "Todo cambio en las reglas de juego electorales para mí está mal. Cuando uno las aplica a la próxima elección, siempre son en beneficio de quien conduce. Si hay algo que debemos mantener son las reglas del juego electoral, no podemos cambiarlas en cada elección según lo que le convenga al gobernador de turno", afirmó en alusión a Jalil que, como contó Letra P, tiene esos planes pese a que hace unos días se quedó si su ministro de Gobierno, quien piloteaba todo el proceso de convocatoria. Jorge Moreno renunció al cargo para asumir como vocal del Tribunal de Cuentas de la provincia y el sillón que dejó aún está vacante.

 

El presidenciable amarillo también aprovechó los micrófonos y las cámaras para pedir que se le ponga fin a la grieta e insistió en terminar con la mediación de los movimientos sociales en la administración de los planes asistenciales. “Tenemos  que sacar a las organizaciones políticas que extorsionan a la gente. Deberían ser planes a término. Hoy falta gente en algunos sectores o áreas productivas debido a que, por cómo se implementan los planes, hay gente que no quiere trabajar", manifestó.

 

En términos políticos y más allá de los discursos, llamó la atención durante la visita la ausencia del radicalismo, por tradición la pata más fuerte de la coalición. Si bien no hubo figuras de la UCR en la conferencia de prensa, se esperaba que durante la caminata de Larreta por el centro catamarqueño algún referente boina blanca se acercara. No ocurrió. No hubo nadie ni para una foto de saludo. De acuerdo a un dirigente con el que dialogó Letra P, la idea que impera en el larretismo catamarqueño es sumar y fortalecer a la nueva dirigencia. “Hay que dejar atrás la pesada carga de los viejos caudillos radicales, como el exgobernador Oscar Castillo y su grupo, más bien acuerdistas con el gobierno de turno. Aquí estamos los que no vinimos a tirar piedras desde la vereda. Con Horacio vamos a reconstruir el país", señaló.

 

Antes del mediodía, Larreta visitó Confecat, una empresa textil dedicada a la indumentaria y calzado de seguridad. Con 600 personas empleadas y la tecnología más avanzada de Sudamérica, fabrica 8000 prendas y 5000 pares de calzado por día. Después, el jefe porteño almorzó con integrantes de la mesa local de Juntos por el Cambio. Los tiempos electorales, los mecanismos para la definición de las candidaturas y los apoyos económicos para la campaña fueron parte del temario durante la comida y la sobremesa, según pudo reconstruir este medio. A la vez, integrantes de las fundaciones Pensar (PRO) y del Instituto Hannah Arendt (CC) acordaron realizar mesas de trabajo conjuntas, en especial sobre el litio, por el potencial que tiene para la provincia.

 

Poncho amarillo

La Fiesta Nacional e Internacional del Poncho es “el” acontecimiento del año para Catamarca. Los gobiernos no escatiman gastos, porque el acontecimiento aporta visibilidad a las autoridades de turno. En ese mismo predio, la Ciudad de Buenos Aires montó un stand que sirvió de punto de concentración de la tropa amarilla y, junto con volantes de difusión de la gestión porteña, se distribuyó material de JxC. "Es un escenario ideal para difundir nuestras ideas y hacer política en forma directa", comentó un dirigente local cambiemista. Al cierre de esta nota, cuando llegó Rodríguez Larreta, el lugar se convirtió en el epicentro de selfies y de jóvenes.

 

La comitiva que viajó con el alcalde porteño desde Buenos Aires estuvo integrada por el presidente de la Coalición Cívica y diputado nacional, Maximiliano Ferraro; el presidente de la Fundación Pensar, Franco Moccia; el ministro de Cultura capitalino, Enrique Avogadro; y el presidente del Ente de Turismo Buenos Aires, Lucas Delfino. Durante la jornada, se pegaron a Larreta el presidente del PRO provincial, Carlos Molina; el diputado del PRO Enrique Cesarini y su par Natalia Saseta, el diputado nacional Rubén Manzi (CC-ARI) y dirigentes como Mariano Manzi y Diego Figueroa. El titular de la UCR provincial, Francisco Monti, fue la única presencia radical. Fuentes cercanas a JxC contaron que fue "suelto", casi de manera protocolar.