18|1|2022

Losada: "La generación de empleo será prioridad número uno"

10 de noviembre de 2021

10 de noviembre de 2021

La candidata a senadora por Santa Fe por JxC renovó sus críticas al kirchnerismo y aventuró un "cambio profundo" después del 14-N.

La candidata a senadora por Santa Fe por Juntos por el Cambio, Carolina Losada, afirmó que pondrá "como prioridad número uno de la agenda política la generación de empleo", durante un encuentro con trabajadores, sindicatos y referentes empresariales en Rosario con quienes analizó la coyuntura del mercado laboral después de la pandemia. En ese sentido, la periodista habló de "la necesidad de volver a conectarse con el mundo, tomando experiencias exitosas de países vecinos".

 

Losada estuvo acompañada por Germana Figueroa Casas, candidata a diputada nacional y Martín Rosúa, candidato a concejal de Rosario. “Se está rompiendo el mito de que en Argentina no se puede hablar de legislación laboral. Hay un cambio en la gente, hay ganas de cambiar nuestro futuro, por eso desde el Congreso vamos a impulsar las transformaciones y políticas necesarias que el Estado debe garantizar para potenciar la creación de empleo”, señaló la radical.

 

Losada, Figueroa Casas y Rosúa coincidieron en que "el principal desafío" es generar nuevos puestos de empleo "mediante la simplificación de trámites burocráticos, capacitación en lo que el mercado laboral demanda, baja de cargas fiscales y utilizando la mediación como reemplazo de la excesiva litigiosidad laboral". “Sin dudas la pandemia aceleró procesos de digitalización, automatización y empleo a distancia, y ahora resulta muy evidente que esa innovación tecnológica va dejando caducas normativas laborales que nuestro país sostiene hace 40 años”, indicaron.

 

“Ese es el camino para una mayor inversión, productividad y, en consecuencia, trabajo. El futuro del trabajo en Argentina es el presente en la mayoría de los países desarrollados, demos el salto hacia el desarrollo, démosles la oportunidad a nuestros hijos y nietos de vivir en una Argentina pujante e inclusiva”, expresó Losada.

 

“Hace más de 10 años que nuestro país no genera puestos de trabajo formal en el sector privado, en contraposición a lo que pasa en el sector público que no para de crecer. Si no modificamos esta relación, el presupuesto va a explotar y vamos a entrar en una crisis sin precedentes. Argentina necesita generar más empleo privado y trabajar por una mejor educación y capacitación para los trabajadores” agregó.

 

“La pandemia reconfiguró el vínculo de las relaciones laborales. Muchos trabajos están desapareciendo o mutando y eso pude agravar aún más la situación de desocupación estructural que hoy llega al 16% en Argentina, y es por eso que necesitamos un cambio profundo, como ya se está haciendo en otros países para aminorar el impacto, pero aquí el kirchnerismo se empeña en hacer lo contrario”, sumó.

 

“Estamos legislando con leyes de hace más de 30 años y se sigue sin tener en cuenta los cambios acelerados que ha traído la tecnología en el ámbito laboral. Es por eso que los trabajadores no consiguen empleo y a las empresas les cuesta conseguir talentos”, señaló a su turno el candidato a concejal Martín Rosúa, que puso como ejemplo las dificultades que tiene el Polo Tecnológico de Rosario por sumar nuevos programadores y desarrolladores.

 

«Estamos legislando con leyes de hace más de 30 años y se sigue sin tener en cuenta los cambios acelerados que ha traído la tecnología en el ámbito laboral»
El desafío

“Sabemos que facilitar el acceso al trabajo es una tarea compleja, y es por eso que el objetivo debe exceder a los partidos, debe ser una política de estado, para lo que se necesita un gran acuerdo”, dijo Losada.

 

Con el objetivo en mente, desde Juntos por el Cambio proponen generar esas oportunidades desde el mismo sistema educativo, con la enseñanza de idiomas, programación y otras tareas y oficios acordes a lo que demanda el mercado, trabajar sobre la formación profesional continua, facilitar el acceso al primer trabajo y a mayores de 40 años que desean reinsertarse en el sistema, disminuir la excesiva carga tributaria para las empresas y trabajadores, y bajar la letigiosidad a través de servicios de conciliación que permita desactivar conflictos laborales sin necesidad de llegar a instancias judiciales costosas para ambas partes.