13|10|2021

La IDEA para crear trabajo: blanqueo, menos cargas e indemnizaciones mini

13 de octubre de 2021

13 de octubre de 2021

El Coloquio empresarial propuso un régimen laboral de emergencia. Más empleo a cambio de menos impuestos. Foco en independientes y laburantes de plataformas.

El 57° Coloquio de IDEA comenzó sin nombres rutilantes del empresariado, pero con una crítica que fue casi un grito de frustración de la entidad de ejecutivos y una minoría de ejecutivas que más se había esperanzado con el gobierno de Cambiemos: “Es esa sensación de peligro inminente que genera nuestro desorden macroeconómico la que se refleja en la tasa de inversión, que está por debajo del nivel mínimo necesario para mantener el capital instalado, y en los puestos de trabajo formal privado, que no crecen desde hace una década”, dijo al inicio del evento Paula Atavilla, la presidenta del encuentro. El foco de la jornada estuvo en un estudio que presentó la entidad con propuestas laborales distintas a la reforma que elimina las indemnizaciones y que se esparce en las propuestas de la oposición.

 

Santiago Bulat, economista jefe de IDEA, fue el que congregó esas propuestas que la entidad quiere presentarle a un Gobierno que la escucha poco. Para lo inmediato, la iniciativa se concentra en la reducción de impuestos para las empresas que contraten empleo y aumenten la plantilla y en un blanqueo laboral. A mediano y largo plazo, promueven discusiones en convenios colectivos y la incorporación de nuevas figuras que hoy forman parte del universo de autónomos y monotributistas, como quienes trabajan de manera independiente y en plataformas. Y sobre indemnizaciones, la entidad reclama reducir el costo para pequeñas y medianas empresas.

 

IDEA propuso crear “un régimen laboral de emergencia que impulse rápidamente la creación de nuevos puestos de trabajo e incentive la formalización”. Esto contempla bonificar por tres años cargas patronales, con hincapié en el empleo joven. Las rebajas, que partirían del 80%, serían decrecientes. Y se complementarían con un blanqueo de un año: las empresas podrán acogerse al beneficio y formalizar empleo en negro.

 

Sobre los despidos, IDEA reclamó preservar las indemnizaciones pero “dar certidumbre al costo del cese de la relación laboral”. Esto implica fijar la indemnización de acuerdo al tamaño de la empresa (que una pyme pague el 80%, por ejemplo). Y desalentar juicios laborales con una agilización del Seclo (el Servicio de Conciliación Obligatoria) del Ministerio de Trabajo y una prohibición para litigar corrido un tiempo corto desde el despido y la aceptación de la indemnización por parte del trabajador cesanteado.

 

Las indemnizaciones están al tope de la agenda, pero el empresariado no acompaña en masa la propuesta de eliminarlas que instalaron los halcones y las palomas de Juntos por el Cambio. “La indemnización es un derecho adquirido y hay que respetarlo”, dijo Natalio Grinman, presidente de la Cámara Argentina de Comercio. “Proponemos un seguro de desempleo a cargo de las empresas que garantice al trabajador que va a cobrar el 100%, pero esto tiene que ser por rama de actividad”, planteó. El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, llegó al evento con el traje 2023 y propuso consensos amplios, sin referirse al asunto.

 

La propuesta de los ejecutivos llega en momentos en que el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, presenta un proyecto de ley para convertir planes sociales en empleo privado. Es una iniciativa en la que todos los sectores plantean un acuerdo, pero que no termina de calzar en las compañías, que aducen la falta de capacitación de los postulantes. Para eso, IDEA busca establecer políticas de preparación para la vida laboral con “estímulo” del Estado, una palabra elegante que equivale a subsidio.